El brigadista detenido por el incendio en Valencia queda en libertad provisional

Los fuegos han calcinado ya más de 2.500 hectáreas en en la comunidad velenciana

Continúa sin controlar incendio en la localidad murciana de Calasparra, que ha arrasado 1.000 hectáreas

nacional

| 08.09.2010 - 07:34 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El brigadista detenido por su supuesta implicación en el incendio forestal que afecta a la comarca valenciana de la Vall d'Albaida ha quedado en libertad provisional sin fianza tras prestar declaración judicial. El detenido era un vecino de Ontinyent, y trabajador de la empresa Tragsa, aunque en estos momentos se encontraba en baja laboral.

Así lo ha ordenado la titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Ontinyent, quien ha abierto una causa por un delito de incendio forestal y ha imputado al detenido, que deberá comparecer semanalmente en el juzgado, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

La jueza ha tomado esta decisión después de escuchar la declaración del brigadista, para quien el Ministerio Fiscal no ha solicitado tampoco ninguna medida cautelar de privación de libertad.

Según la citada fuente, el juzgado no dispone de informe técnico alguno "que certifique las causas del fuego, su origen exacto o si ha sido provocado por una o varias personas".

Únicamente cuenta con un atestado de la Policía Nacional en el que se hacen constar las sospechas de la presunta autoría del detenido.

Ahora, según precisa el TSJCV, corresponderá al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Ontinyent confirmar o modificar lo acordado por el juzgado número 2 respecto a la situación personal del imputado, así como la instrucción del procedimiento, ya que es el competente por ser el que se encontraba de guardia la fecha de los hechos.

CUATRO INCENDIOS EN VALENCIA

El consejero de Gobernación del Gobierno valenciano, Serafín Castellano, ha anunciado este miércoles que ya no quedan llamas en el incendio que afecta a los términos municipales de Ontinyent y Bocairent (Valencia) y que los trabajos de los medios de extinción se centran en sellar y refrescar el perímetro afectado en este fuego y en frenar los que continúan activos en las localidades valenciana de Barxeta y Simat.

El titular de Gobernación ha explicado que durante la noche se reavivó un frente en el término de Albaida y a primeras horas de la mañana se ha podido frenar su avance de manera que ya no quedan llamas. "La estrategia ha sido exitosa, se han cumplido los objetivos y ya no queda ningún peligro de que el incendio se extienda hacia la sierra de Mariola", ha apuntado, aunque ha advertido de que "no se va a bajar la guardia" y se van "a mantener todos los efectivos tanto aéreos como terrestres para poder darlo por controlado lo antes posible".

Asimismo, ha confirmado que este incendio fue intencionado pero ha realizado un llamamiento a la "prudencia" debido a que "todavía se encuentra abierta la investigación", y ha señalado que se trata de un "hecho deleznable" que no va a quedar impune.

DESALOJADOS EN BARXETA SALIERON CON LO PUESTO

La mayor parte de los 200 vecinos que fueron desalojados ayer en las urbanizaciones de localidad valenciana de Barxeta, a consecuencia del incendio que se originó en la zona, salieron de casa "con lo puesto" y viendo las llamas a apenas 150 metros de sus viviendas.

Según han relatado a EFE varios de estos vecinos, los primeros avisos de fuego los recibieron por parte de la Policía Local alrededor de las 18.45 horas, si bien no fue hasta cerca de la medianoche cuando la Guardia Civil les conminó a que desalojasen las viviendas ante el avance de las llamas.

"El desalojo fue complicado -ha reconocido uno de los agentes responsables del desalojo- porque los residentes en la urbanización de La Solana y la partida El Rabosero fueron un poco reticentes a abandonar las casas, algunas de las cuales habitan durante todo el año, e incluso hubo una persona que decidió quedarse bajo su responsabilidad y a la que hubo que tomarle los datos".

CONTINUA SIN CONTROLAR EL INCENDIO DE CALASPARRA EN MURCIA

Por otra parte, el incendio forestal declarado en la tarde de ayer en Calasparra, que ha quemado ya mil hectáreas, se encuentra todavía sin controlar aunque está estabilizado, por lo que el operativo que trabaja en su extinción continuará durante toda la noche en la zona para evitar que el fuego se reavive.

Según ha informado a Efe el director general de Protección Civil, Luis Gestoso se han empezado a retirar de la zona del incendio, originado en dos focos distantes unos seis kilómetros en la Sierra del Molino, algunas medios aéreos procedentes de Valencia y Albacete, pero continuarán tres helicópteros de la Comunidad Autónoma de Murcia.

Unas 600 personas han trabajado durante todo el día en la extinción de este fuego, el más significativo en esta comunidad desde el gran incendio de Moratalla de 1994, que asoló casi 30.000 hectáreas.

De las cerca de mil hectáreas quemadas, compuestas por matorral y pinar de las sierras del Molino, Losares, La Albalda y La Palera, situadas entre Calasparra y Cieza, unas 800 hectáreas son de gran valor ecológico, protegidas medioambientalmente.