Dos testigos avalan la coartada de Samuel durante la madrugada del crimen de Marta

nacional

| 15.11.2011 - 17:04 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Dos testigos han asegurado que el acusado en el caso de Marta del Castillo Samuel Benítez se encontraba en Montequinto entre las 1,00 y las 2,00 horas del 25 de enero de 2009, hora en que las acusaciones defienden que se produjo el traslado del cuerpo. Estas declaraciones avalarían la coartada del acusado, que durante el juicio ha defendido que estuvo en Montequinto celebrando un cumpleaños, comiendo en una hamburguesería y tomando copas en un pub.

Asimismo, durante la décimotercera jornada del juicio que se sigue en la Audiencia Provincial de Sevilla por la desaparición y el presunto asesinato de la joven Marta del Castillo, el tribunal ha citado a declarar a Rosalía García Marín, madre del 'Cuco', el único acusado ya condenado por el caso, para la sesión programada este miércoles. En la sesión de este martes, el presidente del tribunal, Javier González, ha advertido de que si la madre de 'el Cuco' no comparece este miércoles podría incurrir en un delito contra la Administración de Justicia y sería conducida por la fuerza pública.

El anuncio se ha producido después de que los forenses hayan dictaminado que el estado de salud de García Marín es apto para declarar, tras haber sufrido un esguince de tobillo como consecuencia de una caída, motivo que alegó para no comparecer.

Tras ello, han prestado declaración ante el tribunal diez testigos, el primero de ellos una agente de la Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía que participó en la toma de declaración del hermano del autor confeso del crimen --que se desarrolló "con normalidad"-- y en una entrada y registro en la vivienda de León XIII donde se produjo el crimen.

No obstante, lo más destacado de la jornada ha sido la declaración de dos jóvenes que avalan la coartada de Samuel. Así, un joven identificado como Aarón A.T. dice que se encontró con Samuel y la que en ese momento era su novia sobre las 21,00 horas del 24 de enero de 2009 junto a los cines de Montequinto, conversación que duró unos diez minutos y en la que "creo que me dijeron que venían del parque".

LA ACTITUD DE SAMUEL ERA "NORMAL"

Posteriormente, a las 1,00 horas, los volvió a ver en Montequinto, cerca del pub donde Samuel dijo haber estado esa madrugada, y se pararon a hablar "por espacio de una hora, hasta las 2,00 horas", y en esa conversación "me dijeron que venían de una discoteca y que iban a la parada de autobús" a coger el autobús para ir a Sevilla. "La actitud de Samuel era normal, no tenía síntomas de tener prisa", ha afirmado. Esta versión ha sido corroborada por Alba María V., que era novia del testigo en esa fecha, y que ha afirmado que en ninguna de las dos ocasiones vio a Samuel hablando por teléfono.

Un tercer testigo, J.M.L., dice que se encontró con Samuel y su entonces novia en torno a las 20,30/21,00 horas en Montequinto. "Iban los dos juntos, estuvimos hablando unos cinco o diez minutos, y decían que venían de cumpleaños y que iban a dar una vuelta, aunque no me dijeron dónde iban", ha precisado.

En la jornada de este martes ha testificado también una vecina del bloque de la calle Argantonio donde vivía Marta del Castillo con sus padres y sus hermanas, identificada como C.Z.T., quien ha asegurado que "cree" que sobre las 21,00 horas del día 24 de enero de 2009 vio a la joven saliendo del ascensor del portal.

ALGUNAS VECINAS VIERON A MARTA EN SU PORTAL LA NOCHE DEL CRIMEN

Esta testigo ha dicho que esa noche salió a sacar el perro y, cuando volvió al portal, se cruzó con Marta del Castillo, que salía del ascensor. "Creo que era ella, rubita, delgadita, aunque no puedo asegurar al cien por cien que fuera Marta, porque yo estaba muy pendiente del perro", según ha proseguido, añadiendo, asimismo, que en el exterior había "un niño apoyado en una moto, en actitud de espera", aunque no ha podido precisar si este joven era Miguel Carcaño.

Otra vecina, E.G.P., se ha retractado y ha dicho que "se enajenó y confundió las horas" cuando dijo que había visto a Marta a las 21,30 horas en el portal de la calle Argantonio, pues en realidad a la que vio a esa hora fue a la madre de la víctima y fue a las 17,00 horas cuando se cruzó con Marta en el portal.

Asimismo, C.J.R. ha afirmado que el 24 de enero estuvo en casa de sus padres cuidando de su madre enferma y, en torno a las 21,15/21,30 horas bajó con su marido y se cruzó con Marta del Castillo, que "sostenía la puerta con la pierna". "No tengo dudas de que fuera ella ni tampoco sobre la hora; me dijo 'buenas noches' y no noté en ella síntoma alguno de nerviosismo", ha agregado, indicando que, tras salir del portal, "vi a una moto venir, pero no vi quien iba encima".

En la jornada de este martes han declarado también un joven de León XIII que se cruzó "el día 24 o 25 de enero" con Miguel, con el que mantuvo una conversación sobre sus respectivos chaquetones, que "eran iguales", y una joven que estuvo estudiando hasta las 22,30 horas del día 24 de enero con la acusada María García.