Los Mossos detienen a 52 personas en su mayor operación contra robo de cobre

nacional

| 03.05.2011 - 09:09 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

Los Mossos d'Esquadra han detenido hoy en Barcelona a 52 personas en su mayor operación contra una organización dedicada al robo de cobre, que antes de quedar desarticulada tenía supuestamente capacidad para robar, tratar, fundir y vender este metal. El dispositivo policial, en el que han intervenido más de 180 agentes de los Mossos, ha tenido su epicentro en la confluencia de las calles Agricultura y Cristóbal de Moura, en el distrito de Sant Martí, donde se han efectuado una decena de registros en domicilios y se han practicado 52 detenciones.

El responsable de la comisaría de Sant Martí de los Mossos d'Esquadra, el intendente Ignasi Teixidó, ha explicado que la operación que ha permitido desarticular esta organización criminal sigue aún abierta, ya que se está pendiente de poder localizar y detener a una treintena de otros de sus integrantes.

A las 05.30 horas de la mañana los Mossos han irrumpido en los domicilios de los sospechosos, lo que les ha permitido practicar un total de 52 detenciones de supuestos miembros de la red. Además, se han intervenido una veintena de vehículos, en su mayoría furgonetas, que estaban aparcadas en los alrededores y que pertenecen supuestamente a los integrantes de la banda. Estos vehículos estaban cargados de cobre, por lo que los investigadores tratarán ahora de determinar si se trata de material robado.

Los Mossos están tratando de localizar, además, una treintena de nuevos vehículos que pertenecían a los miembros de la red. Según Teixidó, la organización estaba estructurada jerárquicamente y operaba casi en toda Cataluña, ya que se le imputan robos de cobre en las comarcas de Barcelona, Girona y Lleida.

UN AÑO DE INVESTIGACIÓN

La red, que era investigada desde hace casi un año, fue descubierta al dar varios golpes en el Pirineo, por lo que la investigación la ha dirigido el Juzgado de Instrucción número 1 de Tremp. Según han informado fuentes de la investigación, la red ahora desarticulada tenía capacidad para operar en toda la cadena delictiva, de forma que ellos mismos robaban, trataban, fundían y vendían el cobre.

El conseller de Interior, Felip Puig, ha destacado, en declaraciones a Catalunya Ràdio recogidas por Efe, que el dispositivo de hoy ha sido la operación más importante que han llevado a cabo los Mossos d'Esquadra en Cataluña contra una red dedicada al robo de cobre. Según Puig, la organización participó en más de una docena de robos, sobre todo a empresas eléctricas y a la red de Fecsa-Endesa.

El conseller ha destacado que los Mossos han actuado de forma coordinada con la Fiscalía y que ahora colaborarán con el juez para tratar que a los detenidos les caiga encima "todo el peso de la ley", ya que se les acusa de "delitos importantes" porque robaron gran cantidad de cobre. Durante los registros domiciliarios en las casas donde residían los detenidos, en una zona plagada de solares y naves industriales, se han encontrado varias plantas de marihuana, según se ha podido comprobar en el lugar de los hechos.

Mientras el operativo ha estado activo -los últimos detenidos han sido trasladados hacia la comisaría hacia las 12.30 horas-, los agentes han cortado la circulación por las calles adyacentes al epicentro de la operación.

En el dispositivo, dirigido por la División de Investigación Criminal de los Mossos d'Esquadra, ha participado también un helicóptero que ha controlado que no se fugaran los integrantes de la banda y que ha ayudado a los mandos a tener una mejor perspectiva del desarrollo de la operación.

Ha opinado que en esas candidaturas "hay muchos hombres y mujeres "que tienen una trayectoria personal y política con un inequívoco compromiso democrático y de oposición a la violencia", aunque ha matizado que estas dos formaciones "seguramente podían haber sido más exigentes con la izquierda abertzale en la obligación que tiene ese mundo de romper definitivamente sus vínculos con la violencia".

No obstante, ha recalcado que "hay que esperar a la decisión del Tribunal Constitucional que es el garante de los derechos de todos los ciudadanos".