Cospedal: el PSOE hace la oposición "más irresponsable que se recuerda en España"

Asegura que no ha sido un año fácil para el PP pero el partido ha dado la talla

El sistema sanitario habría quebrado "en menos de un lustro" con la deuda que dejó el PSOE

María Dolores de Cospedal

nacional

| 18.12.2012 - 13:13 h
REDACCIÓN

La presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha admitido hoy que este primer ejercicio del Gobierno de Mariano Rajoy "no ha sido un año fácil para el PP", pero el partido "ha dado la talla" en su apoyo "sin fisuras" al Ejecutivo.

En su discurso de clausura de la XVIII Unión Interparlamentaria del PP, Cospedal ha añadido que dicho apoyo al Gobierno de su partido es "sólido" y "con plena convicción" en que el camino de las reformas es el adecuado.

"No ha sido fácil", ha admitido la secretaria general, sobre todo en una época en la que el Ejecutivo y los gobiernos autonómicos del PP han tomado medidas que a veces son "dolorosas" o "no caen especialmente bien", pero que son "necesarias" para salir de la crisis.

Y también ha defendido que tanto el Gobierno central como los regionales de su partido están "diciendo la verdad" a los ciudadanos y están "gestionando la realidad", porque en momentos como el actual los ciudadanos necesitan "gobiernos que gobiernen" y que sean "valientes" y no gobiernos que "miren para otro lado".

LA OPOSICIÓN MÁS IRRESPONSABLE QUE SE RECUERDA EN ESPAÑA

María Dolores de Cospedal ha contrapuesto la "fortaleza" de su partido, que es el que habla "de las cosas que les importan a los españoles", con la situación de los socialistas, que "se dedican a hablar sobre ellos, sobre sus problemas, sobre si tienen o no congresos o sobre si tienen o no primarias".

Además ha afirmado que el PSOE está haciendo la oposición "más irresponsable que se recuerda en España", y "no para con el Gobierno, sino para con los españoles".

Mientras, el Gobierno está "diciendo la verdad" y se está preocupando "sobre todo por los más débiles", y aunque podría haber tomado el camino "fácil" como hizo el PSOE congelando las pensiones, ha optado por subirlas un 2 % para el 74 % de los pensionistas y un 1% para el resto.

Admitió que muchas de las medidas que el Gobierno ha tenido que adoptar son "dolorosas" pero expresó el total respaldo de su partido después de que el PSOE de José Luis Rodríguez Zapatero y Alfredo Pérez Rubalcaba dejaran un legado de 90.000 millones de déficit y más de cinco millones de parados.

Cospedal dibujó un panorama tan negro de la herencia recibida que llegó a afirmar que "en menos de un lustro nos habríamos quedado sin sanidad pública" de no ser por los ajustes acometidos por el Ejecutivo de Rajoy.

También ha asegurado que el PSOE hizo "oídos sordos" al drama de los desahucios mientras el PP está siendo el primero en tomar medidas y que mientras que los socialistas dejaron que la sanidad "se fuera a pique", el Gobierno está avanzando en "garantizar una sanidad pública, universal y gratuita".

Y sobre educación, Cospedal ha señalado que el modelo del PSOE condenaba a uno de cada tres jóvenes a no terminar los estudios, y el Gobierno del PP prepara una reforma para que los jóvenes españoles sean los mejor preparados a la hora de defenderse en la vida y tener un empleo.

GOBIERNOS SOBRIOS Y AUSTEROS

La presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del PP ha reconocido que aunque es verdad que ha sido un año muy duro, el Gobierno ha sentado los cimientos para que el camino de la recuperación sea lo más corto posible.

"Como dice un refrán manchego, el momento más oscuro de la noche es el previo al alba", ha citado Cospedal.

Tras dar las gracias a los españoles que sufren los efectos de la crisis por los sacrificios que están haciendo, ha dicho que la mayoría sabe que la situación era muy dramática y había que poner solución.

En ese sentido, ha subrayado que era necesario un gobierno valiente que tome decisiones.

Y especialmente ha recordado, de entre las reformas que impulsa el Gobierno de Rajoy, la de las administraciones públicas que, ha recordado, "no pertenecen a los partidos sino a los ciudadanos".

"Si pedimos esfuerzos a los ciudadanos, debemos empezar por nosotros mismos", ha subrayado Cospedal, quien ha defendido gobiernos y administraciones "sobrios y austeros", como también ha apostado por el modelo autonómico, que funciona aunque haya habido "abusos" que hay que corregir.