Catalá: "Tenemos todas las capacidades para parar a los que rompen la unidad de España"

Asegura que el Gobierno de Mariano Rajoy "no va a permitir el desafío soberanista"

nacional

| 08.11.2015 - 14:34 h
REDACCIÓN

El ministro de Justicia, Rafael Català ha asegurado que el Gobierno de Mariano Rajoy "no va a permitir el desafío soberanista" y que tiene "todas las capacidades" para parar a los que quieren romper la unidad, además de asegurar que Artur Mas no está para promover procesos secesionistas.

Català se ha manifestado en estos términos en Valencia en un acto del programa #CumPPlimos con la Justicia, en la que el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha reprochado a los partidos nuevos y viejos que hagan "electoralismo" con la reforma de la Constitución.

"Tendremos todas las capacidades para parar cualquier movimiento que lo que pretenda sea romper la unidad de España, hacer que unos españoles sean distintos que otros, romper con la igualdad de derechos. Ningún gobierno del PP y menos el de Mariano Rajoy va a permitir este desafío soberanista", ha aseverado.

"LA INDEPENDENCIA LLEVA A LA RUINA"

Según Català, no van a permitir "estos planteamientos por la independencia, que lo único que llevan es a la ruina, a la pobreza y a la pérdida de derechos y servicios del conjunto de catalanes y españoles".

El ministro se ha mostrado confiado en que el Tribunal Constitucional "proceda a su suspensión" (de la declaración del Parlamento catalán) tras la impugnación del Gobierno si se aprueba mañana y ha asegurado que quien no cumpla las leyes "tendrá enfrente al Gobierno defendiendo nuestro modelo de convivencia".

Preguntado por unas supuestas cartas del presidente en funciones de Cataluña, Artur Mas, a Rajoy y a la ONU hablando del proceso secesionista, ha dicho desconocer si existe ese documento, pero que Mas está para "defender los intereses de los ciudadanos y no para promover procesos secesionistas".

"LA CONSTITUCIÓN NO ES EL PROBLEMA SINO LA SOLUCIÓN"

El vicesecretario de Comunicación del PP ha dicho que la "Constitución no es el problema" sino la "solución a los problemas" y ha recriminado a los partidos "nuevos y los viejos que dicen que hacen política nueva" que "no hay nada más viejo que hacer electoralismo con las reformas constitucionales".

Al contrario, ha defendido que una reforma de la Constitución "es la discreción, la responsabilidad y apelar a consensos sin hacer arma arrojadiza electoral", ha sostenido Casado, para quien el PP "es el partido de la unidad de España" y el de la Constitución.

Casado ha defendido que "hay que decir alto y claro a los que no tienen ni una hora de vuelo institucional ni experiencia de gobierno que en España no hace falta una nueva Transición" y ha asegurado que "los partidos serios no abren en canal sus sistema institucional por réditos partidistas ni olas de popularidad".

En su opinión, el sistema vigente español es "valido y permeable" y ha defendido que "quien tiene sobrepeso no entra en el quirófano, intenta hacer ejercicio".

"Habrá que perfeccionar el sistema, pero no pasando por el trauma de volver a dividir a los españoles", ha apuntado y ha asegurado que no ve "nivel en la oposición para enriquecer" el sistema y ha pedido "menos demagogia, menos 'powerpoint', menos irresponsabilidad en vísperas de desafíos y más fortalecimiento institucional".

Tanto Català como Casado han reprochado el anuncio del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, de suprimir instituciones como el Consejo General del Poder Judicial, el Senado o las diputaciones, porque, como ha dicho Casado, "los partidos serios no abren en canal sus sistemas institucionales por réditos partidistas".

FERNÁNDEZ DÍAZ AVISA DEL "PLENO DE LA VERGÜENZA" PARA LEVANTAR MUROS

El ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, ha lamentado que mientras en todo el mundo se conmemorará mañana la caída del Muro de Berlín, que algunos definieron como el "muro de la vergüenza", el Parlament de Cataluña celebre un "pleno de la vergüenza" para levantar muros entre catalanes y con España.

En declaraciones a los periodistas, Fernández Díaz ha sido muy crítico con la resolución de ruptura impulsada por JxS y la CUP que mañana se someterá a votación en el primer pleno del Parlament de esta legislatura, al considerar que es un texto que se sitúa al margen de las leyes y de la Constitución y "daña profundamente la convivencia".

"Mañana el mundo recuerda la caída del muro de la vergüenza, del Muro de Berlín, y se va celebrar una sesión (en el Parlament) en la que se pretende aprobar esa resolución, que no sé si podría calificarse de pleno de la vergüenza", ha indicado Fernández Díaz.

Según el ministro, la resolución de ruptura impulsada por JxS y la CUP pretende "erigir dos muros: un muro que divida y fracture a la sociedad catalana y otro muro que pretende que los catalanes se separen del resto de españoles".

A juicio de Fernández Díaz, esta resolución "va en contra del sentido de la historia y del sentido común". "No se puede ir ni contra la historia, ni contra el sentido común, ni contra el bien común ni contra las leyes", ha advertido el ministro, que ha denunciado que el presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, está cometiendo un "despropósito".

Por este motivo, ha insistido que cuanto antes se ponga fin al proceso soberanista en Cataluña, que está generando "discordia, división y confrontación", será "mejor para todos".