Bronca entre el Gobierno y el PSOE por las palabras de Santamaría sobre el fraude de los parados

nacional

| 16.10.2013 - 15:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

La respuesta de la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría ante la exigencia del PSOE de que pidiera disculpas por afirmar el viernes en Moncloa que hay medio millón de 'falsos parados' ha generado este miércoles en el Pleno del Congreso una bronca entre el Gobierno y el PSOE durante la sesión de control.

El enfrentamiento, que ha planeado durante todo el turno de preguntas a los ministros, arrancó con la pregunta que la portavoz del Grupo Socialista, Soraya Rodríguez, formuló a la 'número dos' del Gobierno, pidiéndole que se disculpara con los parados por sus declaraciones tras el Consejo de Ministros.

En su réplica a la dirigente del PSOE, la vicepresidenta no sólo ignoró la petición, sino que, al contraataque, mencionó la trama de los ERE de Andalucía y llegó a asegurar que también el entonces ministro de Empleo, el socialista Valeriano Gómez, había afirmado en julio de 2011 que "el 25 por ciento de los parados defraudó al cobrar el paro". "*Qué le diría usted? Mucho no le debería decir porque le ha hecho portavoz de Economía", ha apostillado Sáenz de Santamaría.

La mención a su persona llevó a Gómez a pedir la palabra por alusiones y el presidente del Congreso, Jesús Posada, aceptó la petición, pero aclarando al diputado que podría hablar sólo después de que terminaran las preguntas al Gobierno. Mientras, la vicepresidenta abandonó el hemiciclo, lo que provocó el abucheo de los socialistas, que aprovecharon las redes sociales o sus intervenciones en el Pleno para censurar esa actitud.

Una vez concluidas las preguntas al Ejecutivo, Posada concedió un turno a Gómez, quien, sin cuestionar la aplicación del Reglamento, censuró haber tenido que esperar tanto tiempo para defenderse: "Si se hubiera hecho de otra forma, nos abríamos ahorrado el espectáculo de una vicepresidenta que acusa a un ministro del Gobierno para después marcharse y huir sin tener la mínima educación de escuchar a la persona aludida".

UN INFORME DEL MINISTERIO

Tras señalar que "la lucha contra el desempleo y el fraude es una obligación fundamental de cualquier gobernante", Gómez ha asegurado que no hizo "nunca ese tipo de declaraciones", aunque ha admitido que, en su etapa como ministro, el Ministerio de Trabajo también rendía cuentas del control del fraude.

Aunque no lo dijo en el Pleno, en los pasillos del Congreso, Gómez ya había explicado que su departamento realizó en su momento un "informe de gestión", que un medio de comunicación puso su boca algunas de explicaciones que se "deducían del mismo", pero que él no había hablado del tema. También añadió que ese medio incurrió en el mismo "error" que, ha remarcado, cometió el pasado viernes la Portavoz del Gobierno

"Ese medio también se equivocó porque cometió el mismo error que la vicepresidenta, que es asignar a más de medio millón de personas la responsabilidad de estar defraudando la prestación por desempleo. Eso es imposible, el mismo error se ha cometido años después por la vicepresidenta y esto es lo grave", se ha defendido el exministro de Trabajo ante los periodistas.

Tanto dentro como fuera del Salón de Plenos, Gómez ha vuelto a acusar a Sáenz de Santamaría de "magnificar" la situación con sus palabras del pasado viernes y de utilizar un lenguaje "impropio de una vicepresidenta" al asegurar que los desempleados habían "cobrado en 'b'". "Ha tenido ocasión de rectificarlo y disculparse con los millones parados que están cobrando una prestación y no lo ha hecho", ha denunciado.

CUMPLIA SU OBLIGACION, PUEDE RATIFICARSE

Al considerar Posada que Gómez había reabierto el debate en lugar de limitarse a responder a las alusiones de las que había sido objeto, el presidente del Congreso dejó que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, respondiera al portavoz de Economía del PSOE.

Montoro ha disculpado la ausencia de la vicepresidenta, alegando motivos de agenda, y ha retomado sus palabras sobre Gómez detallando que el exministro había comentado durante un curso de verano en 2011 que "235.000 perceptores de desempleo" habían sido investigados el año anterior y que sólo a una "cuarta parte" de ellos se les había "retirado la prestación".

"El 25 por ciento de los parados defraudó al cobrar el paro", ha añadido Montoro, resumiendo a su modo la frase de Gómez a la que se había referido Sáenz de Santamaría. "Estoy seguro de que usted, en su condición de ministro, cumplía con su responsabilidad de luchar contra el fraude del desempleo", ha añadido Montoro, incidiendo en que, por eso, el debate no venía "a cuento" e invitando a Gómez a ratificarse en aquellas declaraciones.

SORAYA 'HOUDINI' Y 'NOVIA A LA FUGA'

La respuesta de la vicepresidenta y su posterior abandono del hemiciclo irritó al Grupo Socialista, cuyos diputados aprovecharon sus intervenciones en la sesión plenaria o incluso sus cuentas en las redes sociales para descalificarla.

Para la manchega Isabel Rodríguez, Sáenz de Santamaría estuvo "patética" y "se ríe e insulta a los parados". "No pide perdón, miente, alude a un diputado por la cara y huye. Ha quedado peor que Platanito", añadió también en Twitter la onubense Maria José Rodríguez.Para el gaditano Paco Cabaña, la vicepresidenta "tira la piedra y esconde la mano": "Ha aprendido de Rajoy la mentira, el truco y el escapismo --comentó--. El Gran Houdini debe ser principal asesor en Moncloa".

En el Pleno, varios diputados socialistas dejaron "recados" a los compañeros de Gabinete de Sáenz de Santamaría con los que debatían. "Insultar a los parados es una desvergüenza y que luego huya, peor", dijo el valenciano Ximo Puig. "Novia a la fuga", indicó el asturiano Antonio Trevín. "Es inadmisible en un Gobierno democrático", resumió Román Ruiz.

También otros grupos cuestionaron la actitud de la vicepresidenta. Para Joan Josep Nuet, de EUiA-ICV, el PP ha convertido su mayoría absoluta en una "absoluta arrogancia", mientras que Joan Baldoví, de Compromís-Equo, ha destacado que Sáenz de Santamaría había salido del hemiciclo "abucheada", después de contestar con el "Y tú más".

"Si a mí me cansan los debates bipartidistas, encerrados en sí mismos, con el "tú más" intuyo que para la ciudadanía debe ser insufrible", ha escrito el portavoz de ICV, Joan Coscubiela.