Basagoiti dice que PNV, PP y PSE están "obligados a entenderse" para salir de la crisis y ante un posible fin de ETA

nacional

| 05.06.2011 - 13:27 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El presidente del PP vasco, Antonio Basagoiti, ha insistido en invitar al PNV a sumarse a populares y socialistas para desplazar a Bildu del gobierno de los ayuntamientos y diputaciones en los que no tenga mayoría absoluta, señalando que estas tres formaciones tienen la "obligación" de entenderse, para salir de la crisis económica y porque "estamos ante un posible fin de ETA".

En una entrevista al diario El Correo, Basagoiti recuerda a los jeltzales que Bildu representa un proyecto "profundamente radical que aspira a acabar con el PNV para convertirse en la fuerza hegemónica del nacionalismo".

En este sentido, destaca las coincidencia que ve entre el PP y PNV, como son que no haya un "precio político por la paz, que ETA no tiene que lograr ningún beneficio por haber asesinado" y que pueden compartir un proyecto económico, un desarrollo industrial, una "manera de entender las cuentas públicas para hacer frente a la crisis".

"Si tenemos un mínimo común contra ETA entre PP, PNV y PSE, y si compartimos unas líneas para mejorar la economía, más claro en el caso del PP y PNV, pues es el momento de abandonar los malos rollos", destaca.

Según afirma Basagoiti, quienes pueden llegar al gobierno de la Diputación de Guipúzcoa y del Ayuntamiento de San Sebastián son quienes "han aplaudido el chantaje a los empresarios". "Hay un temor objetivo. Los dirigentes y militantes del PNV deberían saber que no se puede dejar gobernar Guipúzcoa a una persona como Martin Garitano, que hasta antes de ayer les ha puesto de torturadores para arriba", ha añadido.

En esta línea, ha indicado que no hay ninguna posibilidad de que el PP dialogue con Bildu mientras ETA siga existiendo y mientras "quien domina Bildu, que fundamentalmente es Batasuna, no haga una crítica a ETA".

En la búsqueda del acuerdo con jeltzales y socialistas, que no incluye un gran pacto firmado, está dispuesto a apoyar al PSE en San Sebastián, al PNV en Guipúzcoa y a tender la mano a esos dos partidos en las instituciones que le "toca liderar" al PP, como es el Ayuntamiento de Vitoria y la Diputación foral de Álava. Para ello, mantiene las puertas abiertas a estas unidos en los respectivos gobiernos.