Aznar pide a Santamaría y Casado que sean "conscientes" de que hay que refundar para un PP "integrado y fuerte"

En la clausura de los cursos de verano de FAES en San Lorenzo de El Escorial

"España necesita un PP integrado, fuerte y con capacidad" de enfrentarse a amenazas como el "separatismo"

Advierte al Gobierno que estará solo si mete autodeterminación en la agenda política

nacional

| 06.07.2018 - Actualizado: 15:28 h
REDACCIÓN

El expresidente del Gobierno José María Aznar ha felicitado este jueves a Soraya Sáenz de Santamaría y a Pablo Casado, los dos candidatos que han pasado "el corte" en esta primera fase del proceso de primarias para suceder a Mariano Rajoy, y ha llamado de nuevo a refundar el PP porque, a su juicio, se necesita un partido "integrado y fuerte" para afrontar los desafíos que España tiene por delante, como el "separatismo". Aznar, que ha clausurado los cursos de verano de la fundación FAES que se han celebrado en San Lorenzo de El Escorial, ha insistido en que su posición sigue siendo "la misma", ya que cree que es " absolutamente indispensable la refundación del centro-derecha en España y es, por consiguiente indispensable la refundación del PP".

En este sentido, ha indicado que la situación es España es lo "suficientemente grave y delicada" para que los candidatos que van a competir en el congreso de julio sean "muy conscientes" de la situación y de que España necesita, "probablemente más que nunca un espacio de centro-derecha y un PP integrado, fuerte y con capacidad" de enfrentarse a amenazas como el "separatismo".

El expresidente del Gobierno, que ha extendido la felicitación a los otros cuatro candidatos que han participado en las primarias, ha dicho que está "al margen" se iba a mantener "al margen de este proceso" y no ha querido entrar en más valoraciones cuando se le ha preguntado si cree que hay que ir al cónclave del 20 y 21 de julio con una lista unitaria.

"NO HAY NADA QUE HABLAR CON LOS SEPARATISTAS"

Asimismo, el ex dirigente del PP ha señalado en la clausura del seminario de la fundación FAES que esa refundación en la política de centro-derecha tiene que tener claro que "no hay nada que hablar con los separatistas", porque "hay que estar con los que defienden la ciudadanía de libertades y de igualdad, la Constitución y los movimientos constitucionales en Cataluña".

En su opinión, los secesionistas catalanes y vascos "son conscientes" de que "no están en condiciones de exigir la independencia" y que si el acercamiento del Gobierno va a ser para otorgar concesiones que apoyen la causa "separatista", entonces "solo pueden contar con ellos mismos" y no con el resto de los españoles que abogan por una España unida.

"Los separatistas, y vamos a decirlo con toda claridad, tanto en Cataluña como en País Vasco, son conscientes de que no están en condiciones de exigir la independencia", ha apuntado Aznar, quien ha añadido que a los secesionistas, "de momento, les basta" que se hable de la causa independentista tanto en asuntos de Gobierno como de pie de calle. "Por ahora les basta con que asumamos que es el tema del que tenemos que hablar" ha precisado en referencia a la reunión este lunes, día 9, entre Sánchez y el presidente de la Generalitat, Quim Torrra.

Por este motivo, ha señalado que el objetivo no está siendo que se hable por hablar, sino que "lo que se pretende es incorporar la autodeterminación a la agenda política", de tal forma que se alcance un referéndum pactado y se dé "por clausurado el estado autonómico de la Constitución y también la misma Constitución".

En esa linea el expresidente José María Aznar ha dicho que si el Gobierno acepta incorporar la autodeterminación a la agenda política no contará más que "con ellos mismos".

En la conferencia, Aznar también ha admitido que en los actuales "tiempos de incertidumbre" es fácil caer en el "desaliento" y precisamente por ello ha pedido "no caer en la tentación" y trabajar por la reconstrucción de espacios políticos, "que se han roto".A su juicio, hoy el panorama político y electoral en Europa es un "rompecabezas, casi imposible de encajar, un coro desafinado en el que cada cual interpreta su propia partitura". Y ha sostenido que esa reconstrucción no será posible si se deja espacio a los populistas, "a los que hacen antipolítica", y ha alertado de su "engaño", de quienes ha dicho son "el sombrero del mago".