Artur Mas no adelantará elecciones y reta a la oposición a presentar una moción de censura

Artur Mas en la sesión de control del Parlament catalán

nacional

| 18.12.2013 - 13:20 h
REDACCIÓN

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha reiterado este miércoles que la consulta de autodeterminación se hará, ha afirmado que no piensa avanzar las elecciones autonómicas y ha retado a la oposición a presentar una moción de censura si lo considera necesario.

Lo ha dicho en respuesta a Albert Rivera durante la sesión de control al Gobierno catalán en el Parlamento, cuando el líder de Ciutadans le ha preguntado si avanzará elecciones en caso de que la consulta no se pueda hacer.

En la misma sesión, Mas ha pedido respetar la voluntad popular ante la demanda de una consulta porque, si no se hubiera respetado hasta hoy, todavía "las mujeres no votarían y los esclavos seguirían siendo esclavos", y ha emplazado a Alicia Sánchez-Camacho (PP) a aprovechar la Navidad para reflexionar y recuperar el sentido democrático que deben tener los líderes políticos, ha dicho.

Mas ha lamentado que el presidente del Gobierno central se salte "a la torera" su propia carta que le envió tras el verano, en la que Mariano Rajoy le instaba al diálogo y al consenso. El presidente catalán ha insistido en que la consulta de autodeterminación se hará dentro de un marco legal, y le reclamado una vez más la consulta: "Déjenos votar", ha dicho.

En la sesión de control, Mas también ha lamentado las "mentiras" de Citadanss en el Parlamento, en referencia a que Albert Rivera exhibió hace 15 días en el Parlamento un supuesto informe del Centro de Seguridad de la Información de Cataluña (Cesicat) sobre cómo crear unos servicios secretos catalanes, un documento que según el Gobierno catalán es apócrifo y que ningún empleado público ha elaborado.

PP: "ESTO NO ES VENEZUELA"

La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, ha instado a Mas a acatar las leyes, ha lamentado que se gaste dinero público en organizar una consulta o en querer hacer un censo alternativo al electoral, y ha añadido: "Esto no es Venezuela ni Bolivia; esto es España", donde hay un Estado de derecho vigente y unas normas que están para cumplirse.

Según ella, Mas tiene la obligación de respetar el posicionamiento que adopte el Congreso sobre la consulta, que es quien tiene competencias sobre la soberanía nacional, y ha asegurado que el PP "no le permitirá nunca que actúe fuera de la ley".

"El PP no negociará con usted ni en secreto ni en privado" sobre asuntos que supongan vulnerar la legislación vigente, según Camacho, que lamenta que Mas presente sus demandas como democráticas pese a vulnerar la Constitución, y ha dicho que ni ella ni el PP aceptarán lecciones de democracia de nadie.

Artur Mas, en respuesta a Jordi Turull (CiU) en la misma sesión de control, ha acusado al Estado de convertir las leyes en "diques de contención" a la voluntad popular cuando deberían ser todo lo contrario: un reflejo de las ansias mayoritarias de la ciudadanía.