Artur Mas advierte: "Cataluña quiere seguir su camino y forjar su propio proyecto" | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

Artur Mas advierte: "Cataluña quiere seguir su camino y forjar su propio proyecto"

Zapatero subraya los avances de la España plural ante las críticas catalanas

Aguirre advierte del riesgo de que el Estatuto Catalán llegue a modificar la Constitución

nacional

| 14.09.2011 - 15:13 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El presidente de la Generalitat catalana, Artur Mas, defendió este martes desde Madrid que ahora es el momento de que Cataluña haga su propia transición: "Sin amenazar a nadie, pero hablando claramente, Cataluña quiere seguir su camino y forjar su propio proyecto", afirmó.

Agregó, en este contexto, que dicha transición se hará "de manera pacífica y democrática, sumando grandes consensos" y haciéndolo compatible con "una Europa fuerte, por donde pasa sin duda el futuro de Cataluña".

Mas hizo estas declaraciones durante la recepción organizada por la Generalitat en Madrid, con motivo de la Fiesta Nacional de Cataluña. Desde la Residencia de Estudiantes, Artur Mas destacó que en las últimas tres décadas Cataluña ha hecho una "importante contribución" a la transición democrática española y que "no hay ni una sola causa importante donde España se haya jugado el tipo de la cual el catalanismo se haya desentendido". En este sentido, el presidente catalán remacó que en todos los trances que ha pasado España, el catalanismo, "en lugar de dar la espalda, ha dado la mano".

Dentro de esta complicidad, el presidente citó la Constitución, que Cataluña vio "como una gran oportunidad de superar recelos y agravios, como un punto de encuentro". Pero, según Artur Mas, la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el catalán y la "reforma expreso" de la Carta Magna pactada por el PP y el PSOE, han sido un "jaque mate al espíritu constitucional" y la Constitución "ha dejado de ser un punto de encuentro". "Lamento tenerlo que decir, y más en un día como hoy", manifestó, "pero es un sentimiento que comparte una gran parte del pueblo de Cataluña", aseguró.

AGUIRRE ADVIERTE DEL RIESGO DE QUE EL ESTATUT LLEGUE A MODIFICAR LA CONSTITUCIÓN

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha advertido del riesgo que representa que el Estatuto catalán pueda llegar a modificar la Constitución si no acatara el modelo de inmersión lingüística que obliga a que el castellano sea lengua vehicular junto al catalán. "Si un Estatuto de autonomía modifica la Constitución estamos todos perdidos", ha asegurado Aguirre.

En el fondo de esta cuestión subyace, según la presidenta, un "problema de fondo inmenso" en el que "ha metido" al país el presidente del Gobierno Rodríguez Zapatero y el hecho de que "no ha quedado claro" que la vigencia de la Constitución española es "absoluta y total" en todo el territorio nacional.

Aguirre ha insistido en defender el derecho de los padres y madres "a elegir el tipo de educación que quieren para sus hijos" y ha criticado que en Cataluña incluso "esté prohibido" estudiar en castellano en los colegios privados "porque la lengua vehicular es el catalán".

Por el contrario, el ministro de Fomento y portavoz del Gobierno, José Blanco, ha defendido el modelo educativo vigente en Cataluña que establece el catalán como lengua vehicular y ha apostado por que la lengua no sea "un elemento de confrontación y división" sino de "convivencia y comunicación".

Blanco, en declaraciones a la Cope, ha explicado que el modelo educativo catalán es el que deriva de la ley y del Estatuto de Cataluña. "Eso es lo que dicen las leyes", ha remarcado al tiempo que ha aclarado que el Parlamento "no se pronunció este martes sobre la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) sino sobre el fondo del asunto, si el catalán tiene que ser una lengua vehicular" y esto, según ha precisado, "está amparado por la ley y es algo que se practica con toda normalidad en Cataluña desde hace 30 años".

ZAPATERO SUBRAYA LOS AVANCES DE LA ESPAÑA PLURAL ANTE LAS CRÍTICAS CATALANAS

Esta mañana, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha rebatido las críticas del catalanismo al centralismo del Estado y ha subrayado el "avance sustancial" en la España plural logrado durante las dos últimas legislaturas.

En la penúltima sesión de control al Gobierno del pleno del Congreso, Zapatero ha respondido al portavoz de ERC, Joan Ridao, quien ha advertido de que muchos catalanes que creían en el "encaje general" ahora, como ayer dijo el presidente de la Generalitat, Artur Mas, piensan en "su propio camino, el derecho a decidir y la independencia" ante el "fracaso estrepitoso" del modelo socialista.

Zapatero le ha instado a reflexionar sobre las relaciones entre España y Cataluña y ha achacado las críticas de ERC a su "estrategia política", ya que no puede rebatir los hechos. "Mayor autogobierno que nunca, no lo puede refutar; mayor autonomía financiera y mejor financiación para Cataluña que nunca, no lo puede refutar; participación del catalán y de las otras lenguas del Estado en las instituciones europeas y del Estado, no lo puede refutar", ha subrayado.

El jefe del Ejecutivo ha reivindicado "la España plural, pero España", y ha hecho hincapié en las reformas de los Estatutos de autonomía, con el que Cataluña ha alcanzado cotas de autogobierno que jamás había tenido. Con el nuevo modelo de financiación, ha continuado, se ha producido "el mayor incremento de la autonomía financiera que jamás se ha tenido" y Cataluña tiene garantizados más recursos que nunca desde los tiempos de la transición.

Ridao le ha recordado que el Estatut de Cataluña y la España plural "se han estrellado" contra el Tribunal Constitucional y ha sacado a relucir también la sentencia que cuestiona la inmersión lingüística.

Ha citado al candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, que ayer mismo reconoció que las relaciones con Cataluña no habían mejorado, y ha alertado además del contenido del programa del PSOE para las próximas elecciones, que apuesta, ha asegurado, por "más centralismo y uniformación". A su juicio, el modelo de federalismo y socialdemocracia del Gobierno de Zapatero ha acabado con un "fracaso estrepitoso".