El grupo popular en el Congreso tendrá nuevo portavoz el martes

Alfonso Alonso será el candidato a lehendakari del PP en las elecciones vascas
Alfonso Alonso |Archivo

El grupo popular en el Congreso contará el martes con nuevo portavoz que sustituirá al ahora ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, y que será la voz en la Cámara Baja del partido del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para lo que queda de legislatura.

Los diputados populares celebran el martes reunión plenaria en la que tienen que aprobar el nombramiento que decida Rajoy.

A la espera de conocer al elegido, en el Gobierno y el partido han subrayado en los últimos días que habrá continuidad, lo que podría significar que el sucesor de Alfonso Alonso sea el actual secretario general del grupo, José Antonio Bermúdez de Castro, o alguno de los portavoces adjuntos como Rafael Hernando.

No obstante, los populares tampoco descartan que Rajoy dé de nuevo la sorpresa -como ocurrió cuando nombró ministro a Alonso- y apueste por una cara más novedosa para llevar las riendas del grupo en el próximo año.

Un periodo que como admitía hace unos días uno de los que suenan para el puesto, Rafael Hernando, es "complejo" y "apasionante" como lo son siempre los finales de legislatura, por lo que ser portavoz supondría "un gran reto para el que lo asuma.

Bermúdez no ha querido estos días entrar a valorar las quinielas y ha subrayado que la decisión que tome Rajoy será la correcta.

El secretario general del grupo popular ha sido estos años la mano derecha de Alonso en el Congreso. Bermúdez es un diputado querido y respetado en la bancada popular y todos subrayan su capacidad de trabajo, aunque su perfil político es más discreto que el de Alonso.

Hernando, por su parte, fue el último portavoz que tuvo el PP con José María Aznar como líder del partido, donde formaba parte de la dirección como coordinador de comunicación.

El ahora portavoz adjunto -cargo que tienen con él otros cinco diputados- es conocido por sus declaraciones contundentes, que en alguna ocasión han provocado duras críticas por parte de la oposición o de organizaciones sociales.

Polémicas que trascendieron de la escena política, como cuando la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica se querelló contra él por haber dicho en televisión que "algunas víctimas del franquismo sólo se acordaban de sus padres cuando había subvenciones". El Tribunal Supremo archivó esta querella.

También se ha hablado estos días de la posibilidad de que fuera nombrado portavoz el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón, aunque fuentes gubernamentales lo descartan porque supondría buscar un relevo para este cargo encargado de coordinar la actividad y la agenda del Ejecutivo en la Cámara Baja y que también participa en numerosas negociaciones.

El propio Ayllón bromeaba el pasado día 6, durante la celebración del Día de la Constitución, cuando al ser preguntado por esta posibilidad decía: "algún sorayo se tiene que quedar con Soraya", en alusión a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

Aparte de los nombres más escuchados suenan otros con los que Rajoy podría dar la sorpresa, y hay quien apuesta por la actual vicepresidenta tercera del Congreso, Dolors Montserrat, destacada dirigente en el PP catalán que algunos miembros del partido sitúan en otra quiniela, la de posible relevo de la actual presidenta del PPC, Alicia Sánchez Camacho.

Los populares consultados no se atreven, en ningún caso, a decir un nombre definitivo y recuerdan que la decisión está en manos del presidente del Gobierno y del partido.

Habrá que ver si esta vez Rajoy da la sorpresa y opta por una nueva cara para afrontar los intensos debates que esperan en la Cámara Baja antes de las citas con los urnas o se decide por la continuidad y mantiene su grupo parlamentarios.