Zoido: Puigdemont es responsable de lo ocurrido, no puede culpar a los demás

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido
El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido |Telemadrid

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha asegurado hoy que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, es el "único responsable" de lo que está sucediendo en Cataluña y "no puede pretender echarle la culpa" a los demás.

En declaraciones en TVE, el titular de Interior ha dicho que Puigdemont "se califica él solo" al tildar de "represión enloquecida" por parte de un Estado "cobarde" la actuación de las fuerzas de seguridad. "No puede pretender echarle la culpa a quienes lo único que pretenden es restablecer la seguridad", ha subrayado Zoido.

"Una persona que ha sido capaz de vulnerar de forma reiterada las leyes y los requerimientos de los tribunales, qué puede decirse. Quien se ha mantenido al margen de la ley no puede pretender echarle la culpa a quienes lo único que pretenden es restablecer la seguridad", ha subrayado Zoido.

El ministro ha vuelto a tildar de "auténtico paripé" y "sinrazón" la situación generada por la Generalitat al ponerse "fuera de la ley" y "negar el Estado de Derecho".

Y ha apostillado: "Depongan su actitud de una vez por todas. Bastante han lesionado ya la imagen de Cataluña y el pueblo catalán como para que sigan existiendo en esta jornada que no tiene ningún camino posible, que no tiene respaldo legal, que no tiene refrendo internacional y que supone una quiebra fundamental del Estado de Derecho y la democracia".

Zoido ha defendido que la actuación de la Policía y la Guardia Civil está siendo proporcionada y que ambos cuerpos han acudido en apoyo de los Mossos tal y como han solicitado por escrito esta misma mañana, por lo que ha considerado que la decisión de trasladar a Cataluña a efectivos de estos dos cuerpos fue "oportuna y necesaria".

Por su parte, el delegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo, ha pedido hoy al presidente catalán, Carles Puigdemont, que "detenga" la "farsa" del referéndum del 1-O y ha dicho que en los próximos días "más de uno de los responsables que han provocado esta situación deberían plantearse dimitir".

Millo ha respondido así al portavoz del Govern, Jordi Turull, quien había pedido su dimisión acusándole de ser "responsable directo de una represión y violencia de Estado" en algunos colegios electorales de Cataluña por el referéndum del 1-O, votación suspendida de antemano por el Tribunal Constitucional.

"Creo que cuando finalice esta jornada y en los próximos días más de uno de los responsables que han provocado esta situación deberán plantearse si deben dimitir ellos o no", ha afirmado en alusión al Govern de la Generalitat, que a su juicio "no pretendía que se votara, sino provocar desorden público", en lo que ha tildado de una "gravísima irresponsabilidad".

INTERVENCIÓN DE LAS FUERZAS DE SEGURIDAD

Un total de 761 personas han resultado heridas o contusionadas, según la Generalitat, como consecuencia de la intervención de las fuerzas de seguridad para impedir el referéndum convocado por el Govern y suspendido por el Constitucional, de las que dos están graves.

El departamento de Salud de la Generalitat ha informado de que estas 761 personas heridas han sido atendidas por el Servicio de Emergencias Médicas, en centros de atención continuada y en hospitales.

La Generalitat ha informado que, durante la tarde, el número de heridos o contusionados se ha incrementado en 296 personas más, por lo que pasan de las 465 personas cuantificadas a mediodía a las 761 actuales.

De ellas, 335 han sido atendidas en la región sanitaria de Barcelona (280 en la ciudad de Barcelona, 41 en la área norte de la metrópolis y 14 en la sur), mientras que 187 personas han sido atendidas en Girona, 111 en Lleida, 55 en Terres de l'Ebre, 46 en la Cataluña Central, 26 en el Camp de Tarragona, y uno en el Alt Pirineu.

Los dos heridos graves están ingresados en los hospitales de Sant Pau y Vall d'Hebron, en la capital catalana.

Por su parte, el Ministerio del Interior ha indicado que un total de diecinueve policías nacionales y catorce guardia civiles han requerido atención médica inmediata por su trabajo hoy en los colegios donde se ha celebrado el referéndum independentista suspendido por el Tribunal Constitucional.

Interior añade que, de todos modos, son "innumerables" los agentes que han sido heridos y han continuado trabajando para requisar el material electoral. Tras el cierre de los colegios, los agentes se están ya replegando, aunque los efectivos que se han trasladado a Cataluña continuarán mañana allí.

La Policía y la Guardia Civil se han desplegado en diferentes zonas de Cataluña para cumplir el mandamiento que el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña había dado a los Mossos d'Esquadra.

Además, agentes de los Mossos d'Esquadra y la Guardia Civil se han encarado en varias ocasiones, durante las intervenciones del instituto armado para cerrar los centros de votación. Seis juzgados de Cataluña han abierto ya diligencias para investigar la actuación de los Mossos por no haber impedido la votación.

Frente a las acusaciones de organizaciones sociales como la Asamblea Nacional Catalana y Òmnium, que han criticado la "violencia del Estado" en el desmantelamiento de las votaciones, el ministro Juan Ignacio Zoido ha explicado que los agentes se han encontrado situaciones "complicadas".

Pero tan solo en uno de ellos, en el centro Ramón Llul de Barcelona, han tenido que utilizar métodos de defensa al verse acorralados, ha asegurado.

SEIS DETENIDOS EN CATALUÑA POR RESISTENCIA, ATENTADO Y DESOBEDIENCIA

La Policía Nacional y la Guardia Civil han detenido hasta las seis y media de la tarde al menos a seis personas en Cataluña por delitos de resistencia, desobediencia y atentado a agentes de la autoridad.

Según informan a Efe fuentes de Interior, la Policía ha detenido a una persona en Lleida por resistencia y a otra en Girona por resistencia.

Además, también en Girona, ha arrestado a un menor de edad por atentado en una acción en la que ha resultado herido un policía nacional.

La Guardia Civil, por su parte, ha arrestado a una persona en Sant Andreu de la Barca, por desobediencia, según la misma fuente. Pasadas las seis de la tarde, los agentes del instituto armado han detenido a otras dos personas por resistencia a agentes de la autoridad en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona).

LOS MOSSOS CIFRAN EN 244 LOS COLEGIOS CERRADOS E INTERIOR EN 92 CLAUSURADOS

Los Mossos cifran en 244 el número de colegios cerrados por mandato judicial hasta las 5 de la tarde en Cataluña, en tanto que Interior informa de que la Policía y la Guardia Civil han clausurado 92 y han detenido a tres personas, una de ellos menor de edad, por desobediencia y atentado a agentes de la autoridad.

Según han informado a Efe fuentes policiales, los Mossos d'Esquadra han podido acreditar hasta las 17.00 horas que se habían cerrado 244 colegios, siguiendo la orden del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) para impedir el referéndum, suspendido por el Tribunal Constitucional.

Pero no han determinado cuántos de estos puntos de votación han sido clausurados por la policía catalana y cuántos por la Guardia Civil y la Policía Nacional.

Según el balance provisional de Interior, la Policía Nacional ha clausurado 46 colegios (27 en Barcelona, 6 en Tarragona, 6 en Girona y 7 en Lleida).

Por su parte, los efectivos de la Guardia Civil han cerrado otros 46 (14 en Barcelona, 12 en Tarragona, 8 en Girona y 12 en Lleida).

Según Interior, los agentes se han visto "acosados, hostigados e incluso agredidos en numerosas ocasiones". De hecho, 9 policías nacionales y 3 guardias civiles han resultado heridos.

El Ministerio ha difundido varios vídeos en los que se aprecian varios episodios de acoso e insultos a policías y guardias civiles.

Y ha informado de que tres personas han sido detenidas por delitos de desobediencia y atentado contra agentes de la autoridad, una de ellas menor de edad.