Zapatero espera que las manifestaciones sean pacíficas y remarca que la democracia tiene sus "reglas"

Zapatero espera que las manifestaciones sean pacíficas y remarca que la democracia tiene sus "reglas"

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, espera que las manifestaciones del movimiento 15-M previstas para mañana se desarrollen de manera pacífica, tal y como se ha producido en la mayoría de actos anteriores, aunque también remarcó que la democracia es "una libertad con reglas" que "no admite excepciones" como las coacciones que han sufrido en algunos casos los representantes de las instituciones.

Así lo ha detallado Zapatero en una comparecencia en rueda de prensa durante un viaje institucional a Rusia, en relación a la 'marcha anticrisis' de mañana (dentro del movimiento 15-M) y sobre cómo espera que se desarrolle ese acto reivindicativo en diversas ciudades españolas.

El presidente del Gobierno ha recordado que "el hecho de manifestación, de expresión y de reivindicación" es consustancial a la democracia, cuya "regla sagrada" es la garantía de las libertades y el ejercicio de los derechos de manera pacífica. "Espero que así sea también el domingo".

Tras recordar que la mayoría de estos actos se han vivido de manera pacífica, también ha remarcado que en democracia "es inadmisible" la coacción, máxima cuando se ejerce sobre las instituciones y las personas que las encarnan.

"Esta afirmación es compartida por la inmensa mayoría de los ciudadanos y debemos reiterar, reafirmar, los valores de la democracia y sus reglas porque no admiten excepciones", enfatizó el presidente del Gobierno en su comparecencia.

Además, Zapatero ha señalado que la democracia es el "mejor sistema" para la resolución de conflictos y que su historia demuestra que los avances sociales conquistados se han producido por la "capacidad de dialogar y de llegar a acuerdos".

LAS REFORMAS PERMITIRÁN SALIR DE LA CRISIS

El presidente del Gobierno dijo que es consciente de que la crisis, que definió como "dura y difícil", afecta a la vida de muchas personas y les genera inquietud, si bien añadió que la recuperación económica exige "esfuerzos" y que las reformas y medidas emprendidas van en el camino para salir de las dificultades económicas.

"Volveremos a tener empleo en mejores condiciones", ha enfatizado finalmente Zapatero para añadir que "salir del rumbo" marcado por las reformas "sería un gravísimo error".