Sánchez abre su ronda de contactos con una reunión con Susana Díaz en Ferraz

El futuro secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha hablado este lunes con todos los dirigentes territoriales de su partido, durante una jornada dedicada a los contactos tras su victoria en la consulta a la militancia celebrada este domingo y en la que ya se ha reunido con la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz y con el asturiano, Javier Fernández, en la sede socialista de Ferraz.

Pedro Sánchez ha trasladado este lunes a todos los dirigentes territoriales de su partido su compromiso con que la Ejecutiva Federal que conformará estará muy presente en todas las comunidades autónomas, a las que se desplazará para dar cuenta de su gestión y para preparar "un plan de acción política" para afrontar las citas electorales del próximo año.

Según han informado fuentes socialistas, éste ha sido uno de los mensajes que ha hecho llegar Sánchez a los 'barones' socialistas en la ronda de contactos que ha mantenido este lunes, un día después de alzarse con la victoria en la consulta convocada por el PSOE ante la militancia para elegir al sucesor de Alfredo Pérez Rubalcaba.

Tanto en las reuniones con los presidentes autonómicos como en sus conversaciones telefónicas con el resto de dirigentes territoriales, Sánchez ha asegurado que su dirección va a tener una "comunicación constante" con las federaciones territoriales y, para ello, les ha garantizado que, una vez esté conformada, su Ejecutiva se desplazará a todas las comunidades para dar cuenta de su gestión. Además, les ha adelantado su voluntad de preparar un "plan de acción política" para preparar las elecciones autonómicas y municipales de mayo de 2015, que, según señaló ayer, será el objetivo fundamental al que se va a dedicar para poder ganar al PP.

Tras un encuentro de unos 50 minutos, el presidente asturiano se ha mostrado "convencido" de que el futuro líder del PSOE hará una dirección de integración, porque ésa es "convicción" y la "voluntad" de todo el partido. "Por ahí no va a haber ningún problema", ha señalado. Preguntado acerca de si le ha manifestado a Sánchez su convicción de que las primarias abiertas para elegir al candidato a La Moncloa deben celebrarse en noviembre, Fernández ha señalado que han "hablado de muchas cosas, también de eso", aunque ha asegurado que no le ha "trasladado nada específico". Eso sí, ha defendido que es "un compromiso" que tiene el PSOE y hay que ver "cómo se dilucida a partir de ahí".

"MUY BIEN" CON SUSANA DIAZ

Sánchez ha abandonado la sede de Ferraz alrededor de las 14.15 horas, acompañado del secretario de Organización del PSOE, Oscar López, tras un encuentro de unos 50 minutos con la presidenta andaluza, que, según ha indicado, ha ido "muy bien". Díaz se había marchado minutos antes en coche.

Los dos llegaron a pie juntos a las 13.00 horas a la sede socialista. Sánchez salió para recibir a la presidenta andaluza y ambos caminaron juntos hasta la entrada, a la vista de los periodistas ante quienes no quisieron hacer declaraciones.

Esta tarde, el futuro secretario general recibirá al presidente de Asturias, Javier Fernández. Este encuentro, como el de la presidenta andaluza, tendrá lugar en el despacho del presidente del partido, José Antonio Griñán, que se le ha cedido temporalmente hasta que pase a ocupar el del todavía secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba

Esta jornada ha comenzado con un encuentro con Rubalcaba, quien ayer ya le transmitió su "enhorabuena" en público por esta victoria y le dijo que podía tener el "orgullo" de ser el primer líder del PSOE elegido por los militantes.

COMPROMISO DE UNIDAD

Acamado por unos 200 militantes en la sede federal de su partido, Pedro Sánchez renovó tras conocer su triunfo el compromiso de "unidad" y ofreció a Madina y a Tapias que formen parte de una ejecutiva que -ha avanzado- estará "tan a la izquierda como la militancia de base". "En el PSOE que vamos a construir no sobra nadie, falta gente, todo aquel que quiera arrimar el hombro va a contar con el secretario general", ha ofrecido.

Tras agradecer a la ejecutiva saliente y en especial a Rubalcaba que haya "propiciado" esta consulta, ha proclamado que la puerta de la elección por voto directo de los militantes "ya no se va a cerrar nunca más". P

ara la "ingente" tarea de "cambiar el PSOE para cambiar España", Sánchez ha insistido en convocarles "a todos" y les ha dicho que lo primero será recuperar la "seña de identidad" de un partido que siempre ha "aspirado a gobernar y no se ha contentado con protestar". "Vamos a proteger al más débil, a unir España y a tener una voz nítida en Europa", ha proclamado.

MÁS PODER Y PARTICIPACIÓN A LAS BASES

Ha renovado asimismo sus compromisos de dar más poder y participación a las bases, rejuvenecer la organización, forjar alianzas y sacar adelante un proyecto socialista "laico" y un PSOE "apasionado en la noble tarea de modernizar España y Europa".

El nuevo líder del PSOE ha dicho que será "implacable contra la corrupción" y ha enumerado a sus enemigos: la desigualdad, la violencia de género y todas aquellas ideologías que no creen en la libertad de las mujeres y rechazan la convivencia entre los pueblos de España.

En la escenificación de la unidad, Sánchez ha estado flanqueado por Madina y Tapias. También ha recibido el apoyo de Alfredo Pérez Rubalcaba, que ha incidido en que su sucesor tiene "a partir de este momento el apoyo del cien por cien los militantes, de todos", ha remachado.

Madina y Tapias no han hecho declaraciones, pero le han trasladado su enhorabuena a través de twitter, por donde el vasco ha felicitado también "a cada militante de un partido que acaba de hacer historia", mientras que el andaluz se ha congratulado del buen porcentaje de participación.

Tras felicitarle también, la presidenta andaluza, Susana Díaz, ha subrayado que toda la organización se puede hoy sentir orgullosa por su "implicación en un nuevo tiempo" y ha llamado a los socialistas a "trabajar muchísimo" para volver a encontrarse "con la mayoría social de la izquierda, que tiene que ser la alternativa en este país".

RETICENCIAS EN IZQUIERDA SOCIALISTA A INTEGRARSE EN LA EJECUTIVA DE SÁNCHEZ

La posible integración de José Antonio Pérez Tapias en la ejecutiva federal del PSOE, en representación de Izquierda Socialista (IS), plantea reticencias entre algunos miembros de la corriente, que ven al nuevo secretario general, Pedro Sánchez, como una incógnita a la que no les conviene apoyar.

"Otra cosa hubiera sido con Madina", han señalado fuentes de IS, temerosas de que Sánchez genere políticas, sobre todo en relación a Cataluña, que esta corriente "no está dispuesta a apoyar".

COSPEDAL ESPERA CONTAR CON SÁNCHEZ Y GARANTIZAR PRINCIPIOS BÁSICOS DEL PAÍS

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha dicho que espera que su partido pueda hablar y pactar con el nuevo líder del PSOE, Pedro Sánchez, cuestiones "importantes", y en concreto aguarda contar con él para "garantizar los principios básicos sobre los que se sustenta el país". En rueda de prensa en la sede del partido, Cospedal ha felicitado desde el PP a Sánchez y le ha deseado "lo mejor" en su nuevo cometido.

Y ha insistido en las palabras del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre la necesidad de contar con el PSOE para garantizar los principios básicos sobre los que se sustenta el país, "Y uno de ellos es desde luego que la soberanía nacional reside en el pueblo español", ha subrayado.

"Siempre hemos dicho que sería bueno que el principal partido de la oposición tuviera sentido de Estado. No puedo saber hoy si es así o no es así", ha señalado Cospedal, quien ha insistido en que "hay que esperar" para conocer "los hechos, las palabras y las obras" del próximo secretario general del PSOE.