Sánchez argumenta el no a Rajoy: "España necesita un gobierno, no un mal gobierno"

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha arrancado el debate de investidura de Mariano Rajoy anunciando que su grupo votará en contra del candidato del Partido Popular a la presidencia del Gobierno "con total y absoluto convencimiento". "Seré claro y directo. El Grupo Parlamentario Socialista votará no a su investidura", ha dicho Pedro Sánchez y a continuación ha argumentado su postura por el "compromiso" con sus votantes y por "el bien de nuestro país".

Pedro Sánchez ha solemnizado desde la tribuna del Congreso su "no" a la investidura de Mariano Rajoy, al que ha dicho que este debate es "la crónica de una derrota anunciada", porque llega sin apoyos y con un pacto del que debería estar "avergonzado".En su intervención en el debate de investidura del candidato del PP a la Presidencia del Gobierno, Mariano Rajoy, Sánchez le ha recordado que, ocho meses después de las elecciones generales de diciembre, Rajoy sólo persigue mantenerse en el Ejecutivo. Ha aprovechado para recordarle las críticas que Rajoy le lanzó en su propio debate de investidura, en marzo pasado.

Pedro Sánchez, ha asegurado que el candidato a la Presidencia, Mariano Rajoy, "cae en el maniqueísmo o en el caos" y ha destacado que en España "hay vida más allá" de Rajoy. También ha criticado a la presidenta de la Cámara, Ana Pastor, por fijar la fecha de la investidura para que unas hipotéticas terceras elecciones coincidan con el día 25 diciembre.

SÁNCHEZ A RAJOY: ESPAÑA NECESITA UN GOBIERNO, PERO NO UN MAL GOBIERNO

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha solemnizado su "no" a la investidura de Mariano Rajoy y ha subrayado que "España necesita un Gobierno, pero no un mal Gobierno". "España necesita con urgencia un gobierno, no un mal Gobierno, le ha dicho Sánchez a Rajoy nada más subirse a la tribuna, en su réplica al discurso que pronunció ayer el candidato del PP.

También le ha recordado que éste es "el debate de la crónica de una derrota anunciada", porque llega sin apoyos y con un pacto del que debería estar "avergonzado", tal y como le dijo el propio Rajoy a él en marzo pasado, cuando fue el PSOE el que pactó con Ciudadanos.

"Por fortuna, en la política española hay vida más allá del señor Rajoy", ha dicho también tras acusar al presidente del Gobierno en funciones de caer "en el maniqueísmo o en el caos". Además, ha criticado a la presidenta de la Cámara, Ana Pastor, por fijar la fecha de la investidura para que unas hipotéticas terceras elecciones coincidan con el día 25 diciembre.

SÁNCHEZ: NADIE PUEDE PEDIRNOS QUE APOYEMOS LO QUE QUEREMOS CAMBIAR

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha justificado hoy el "no" de su partido a la investidura de Mariano Rajoy y ha dicho: "Nadie puede pedirnos que apoyemos lo que queremos cambiar". Sánchez ha rechazado las presiones para que el PSOE facilite la investidura y ha subrayado que nadie puede pedir a los socialistas que utilicen "la fuerza que millones de ciudadanos" les han dado en las urnas "para ir en contra" de lo que creen.

El dirigente socialista ha recordado al presidente del Gobierno en funciones que el PSOE no pidió el voto del PP en el debate de investidura de Pedro Sánchez; "entendimos su desconfianza -ha dicho- porque nuestro programa es una enmienda de totalidad del suyo".

LA CORRUPCIÓN, MENTIRAS Y ABUSO DE INSTITUCIONES

El secretario general del PSOE ha justiticado su "no" a Rajoy en la "desconfianza" que genera el candidato a la investidura por la "corrupción", las "mentiras" durante su mandato y el "uso y abuso" de las instituciones. En su opinión, la Legislatura pasada fue la del "absolutismo" del PP y esta, advirtió, pretende ser la del "chantaje".

Sánchez ha recordado el artículo 99 de la Constitución Española, en el que se explica que el candidato solicitará la confianza de la Cámara, para negársela basándose en estos argumentos.

El dirigente socialista también ha tenido palabras críticas en su discurso para la presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor, a quien a acusado de aceptar la "malintencionada" fecha que ha querido el candidato para la investidura y que llevaría unas hipotéticas terceras elecciones al 25 de diciembre. "Ha dejado el Congreso por los suelos", la ha dicho.

Pedro Sánchez también recordó las acusaciones que le lanzó el ahora candidato del PP a la investidura, Mariano Rajoy, cuando se produjo el debate de investidura del candidato socialista en marzo pasado. Entre otras cosas, le recordó que le había acusado de defender "intereses particulares"; de no haber movido ni un dedo para lograr los apoyos suficientes o la comparación que hizo entre "buenos y malos" cuando dijo que Sánchez hacía creer que si no salía elegido sería por culpa de los demás que eran malos.

Por estas razones, que dio Rajoy a Sánchez en marzo, el secretario general del PSOE cree que el propio candidato debería "ser el primero en votar contra su candidatura". El dirigente socialista le ha recordado al presidente del Gobierno en funciones que él nunca le pidió el voto para la investidura de marzo, ni criticaron su postura, pero ahora "nadie" puede pedirle que usen la fuerza que tienen para apoyar en lo que no creen.

Sánchez recordó a Rajoy que a lo largo de la historia de la democracia, la primera fuerza política siempre ha sido capaz de lograr los escaños necesarios para salir elegido y la mayoría de los gobiernos se han producido en minoría. La novedad, sin embargo, señaló, es que "desde el 20D" por primera vez "la primera fuerza política" es "incapaz de lograr los apoyos". "Esa incapacidad", le ha espetado, "es en exclusiva suya y nadie más es responsable de ella".

El dirigente socialista recordó a Rajoy que en los últimos cuatro años han ocurrido cosas que no se pueden olvidar y no es creíble, dijo, que ahora pueda ser el "orientador de la regeneración democrática". Ahora, recalcó, "no tiene ninguna credibilidad".

SÁNCHEZ: "NO PUEDE ORIENTAR LA REGENERACIÓN EL LÍDER DE UN PARTIDO IMPUTADO"

Pedro Sánchez ha asegurado que el candidato del PP a la Presidencia del Gobierno, Mariano Rajoy, al ser el líder de "un partido imputado" por corrupción, "no puede orientar la regeneración democrática". Sánchez ha incidido en que la "negativa" del presidente del PP a asumir responsabilidades por los diferentes casos de corrupción que han afectado a dirigentes de su formación es la causa de "la desconfianza a usted que se respira" en el Parlamento.

Ha mencionado Sánchez algunos casos, y así, ha afirmado: "Sabía que Bárcenas tenía 40 millones de euros en cuenta en Suiza y eso no fue impedimento para enviarle un mensaje de apoyo". Esta alusión al caso Gürtel ("correa en alemán" ha apostillado Sánchez), que en otros países hubiera provocado dimisiones, no ha sido la única a la que se ha referido el líder del PSOE, y así, ha mencionado también el caso de las escuchas a políticos catalanes que salpica al ministro de Interior en funciones, Jorge Fernández Díaz, o la reunión "a escondidas" de éste con Rodrigo Rato. Sobre el citado caso de las escuchas Sánchez ha apuntado a que si Rajoy no le ha sustituido por ello, es porque quizá conociera el asunto.

SÁNCHEZ A RAJOY: SU GESTIÓN SE RESUME EN RECORTES Y MÁS RECORTES

El líder del PSOE ha acusado al presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, de encabezar un Gobierno que sólo ha impulsado "recortes y más recortes" y de haber convertido los presupuestos del Estado en un "instrumento electoral". Sánchez ha explicado que bajo el mandato de Rajoy sólo ha habido recortes, subidas masivas de impuestos, devaluación salarial para ganar competitividad y que sean "otros" (comunidades autónomas y ayuntamientos) "quienes paguen sus incumplimientos presupuestarios".

En materia de impuestos, Sánchez ha asegurado que Rajoy vuelve a querer engañar a los españoles y ha precisado que en su acuerdo de investidura se encuentran "las tres mentiras del PP: la de ayer, la de hoy y la de mañana". La de ayer, ha dicho, "ya la conocemos: dijo que no iba a subir los impuestos y subió 50 tasas; la de hoy es que habrían bajado los impuestos en esta legislatura y subieron en más de 17.500 millones de euros".

"Y la mentira de mañana es su promesa de nuevas bajadas. Miente y lo sabe. Su programa vuelve a encubrir nuevas subidas que afectarían a los autónomos, a las pymes, a la economía social y a los trabajadores". El responsable socialista ha responsabilizado a Rajoy de recortar las prestaciones por desempleo y las pensiones y le ha reprochado que quien quebró el sistema de pensiones, ahora quiera reconstruir el Pacto de Toledo. Sánchez ha asegurado que la deuda pública se ha disparado en más de 300.000 millones de euros en 4 años y ha subrayado que España sufre el mayor déficit público de toda la Unión Europea.

SÁNCHEZ NIEGA A RIVERA QUE APOYAR A RAJOY SEA PATRIÓTICO

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha negado hoy la premisa del presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, de que apoyar a Mariano Rajoy sea patriotismo y, por el contrario, ha considerado que el mayor acto de responsabilidad de un político español hoy por hoy es votar en contra del candidato del PP. "Lo que España realmente necesita no son cuatro años más de Mariano Rajoy al frente del Gobierno y colaborar a ello es uno de los actos de más responsabilidad que un político puede hacer en nuestro país", ha señalado Sánchez durante su intervención en el debate de investidura.

Ha reprochado a Rajoy que pida la comprensión e incluso el apoyo a su candidatura "sin ningún aval de propuestas que merezcan ese aval".

A su entender, Rajoy sólo sería merecedor de comprensión si deshiciera "las políticas más perniciosas y que más daños han hecho a todos los españoles" durante los últimos cuatro años, entre las que ha citado la reforma laboral, la amnistía fiscal, la ley mordaza o la Lomce. "Y eso no puede hacerlo, ni quiere hacerlo, ni aquellos a cuyos intereses sirve se lo permitirían", ha apostillado.