Sánchez pide a Podemos y C's que no den una "tercera oportunidad" a Rajoy

PP y PSOE siguen lanzándose mensajes cruzados tras la última investidura fallida de Rajoy. Se acusan mutuamente de buscar unas terceras elecciones. El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha dicho que el voto contrario a su investidura en la anterior legislatura "le dio una segunda oportunidad" al candidato del PP, Mariano Rajoy, y espera que "no vuelva a ocurrir y no le den una tercera oportunidad", a la vez que ha asegurado que los socialistas no quieren unas terceras elecciones.

En un acto político en San Sebastián, en el que también ha intervenido la secretaria general de los socialistas vascos, Idoia Media, Sánchez ha dicho que el presidente en funciones, Mariano Rajoy, "como consecuencia de su incapacidad para articular una mayoría que le permita gobernar, está jugando ya a unas terceras elecciones", pero los socialistas "no queremos terceras elecciones".

Tras señalar que "hay un bloque de las fuerzas del cambio liderado por los socialistas y otro que no quiere que nada cambie que es del Rajoy y el de Soria", ha dicho que el voto contrario a su investidura tras las elecciones del pasado 20 de diciembre "provocó darle una segunda oportunidad a Rajoy" y ha confiado en que "no vuelva a ocurrir y no le den una tercera oportunidad".

Sánchez ha destacado que "los socialistas cumplimos con nuestra palabra, dijimos que no íbamos a facilitar un gobierno de Rajoy y hemos cumplido con la palabra del cambio", por lo que espera que el resto de formaciones políticas "hagan lo propio".

Tras calificar el resultado de la sesión de investidura de "derrota legítima y democrática de Rajoy a la presidencia del Gobierno", ha considerado que el PP y Rajoy "se tendrían que preguntar cómo es posible que hace cuatro años cosechara una de las mayores mayorías de la democracia y hoy sea de los políticos peor valorados".

En su opinión, en la valoración que hoy tiene Rajoy "tiene mucho que ver la quiebra de confianza, usar la excusa de la crisis para cercenar la democracia en estos años en los que confundió mayoría absoluta con absolutismo, los casos de corrupción del PP y la instrumentalización de instituciones públicas".

En referencia a la "amenaza falsa" de que si no hay nuevos presupuestos generales del Estado no se podrán actualizar las pensiones ni los sueldos de los funcionarios, Sánchez ha instado al Gobierno del PP en funciones a que presente un decreto Ley, y ha anunciado que, si no lo hace, el PSOE presentará la próxima semana una iniciativa parlamentaria en ese sentido.

COSPEDAL: SANCHEZ TOMA EL PELO A LOS ESPAÑOLES

Por su parte, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha afirmado que el líder del PSOE, Pedro Sánchez, está "tomando el pelo" a los ciudadanos y se ha preguntado "hasta cuándo va a seguir diciendo no".

En un encuentro con presidentes autonómicos del PP celebrado este domingo en Bilbao, que ha contado con la presencia de los candidatos vascos que concurren a los comicios autonómicos del próximo 25 de septiembre, la número dos de la formación popular ha asegurado que con el líder de EH Bildu, Arnaldo Otegi, "no hay debate" al haber una sentencia que le impide presentarse a las elecciones

Tras defender el "legado histórico" que representa el PP vasco para el conjunto de la formación en el Estado, Cospedal ha incidido en que el futuro se debe construir "sobre la experiencia".

"La libertad no se puede trocear ni negociar con ella. La libertad se defiende y se lucha contra el terror y el chantaje y hoy, a algunos que hablan de reescribir la historia, hay que recordarles con la cabeza alta que esa libertad sobre todo la defendieron personas como las víctimas del terrorismo", ha incidido.

CIUDADANOS DA POR FINIQUITADO EL PACTO

Mientras, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha opinado hoy que PP y PSOE "están jugando a cansar a la gente" y, por ello, ha reclamado que "a quien no le guste, o el que no sepa pactar o dialogar, que se marche", puesto que toca avanzar para evitar unas terceras elecciones en España.

Rivera ha hecho estas afirmaciones en un acto de precampaña en A Coruña y se ha preguntado si Mariano Rajoy y Pedro Sánchez no van a pensar en el interés general, para a continuación preguntarse: "¿Y si se sientan en una mesa y buscan un espacio común?", puesto que ello es mejor que "poner la silla por delante del país".

Ha recordado en la explanada del Palacio de Exposiciones y Congresos que "no estamos en un momento precisamente tranquilo", ante el desafío "secesionista" de Cataluña, y ante la conveniencia de unos presupuestos generales, por lo que es hora de "que nos pongamos en marcha, de que nos pongamos a trabajar por España", dado que el bloqueo "no se lo merecen los españoles".

Ha abundado Rivera, asimismo, en que lo "útil" es lo que está haciendo C's, con un documento de reformas firmado por el PSOE en una ocasión y por el PP en otra, coincidiendo ambos partidos en un centenar de puntos, por lo que ve las tentativas de Ciudadanos menos efectistas, pero más útiles.

"¿No tenemos vergüenza en este país?", ha espetado Albert Rivera en alusión a lo que hacen populares y socialistas y ha apelado al espíritu de la Transición para compararlo con el momento presente y, con un guiño irónico, ha afirmado: "Ahora nos van a decir el señor Sánchez y el señor Rajoy que es muy complicado".