Roger Torrent, elegido presidente del Parlament con el apoyo de JxCat, ERC y CUP

Roger Torrent, elegido presidente del Parlament con el apoyo de JxCat, ERC y CUP

Roger Torrent ha sido elegido hoy nuevo presidente del Parlamento catalán, con los 65 votos de los tres grupos independentistas, Junts per Catalunya (JxCat), ERC y la CUP, frente al candidato de Ciudadanos, José María Espejo-Saavedra, con 56 apoyos, además de 9 votos en blanco. Torrent (Sarrià de Ter, Girona, 1979) ha sido elegido por mayoría simple en segunda votación, después de no haber alcanzado la mayoría absoluta requerida para ser nombrado en primera votación, al no haber podido contar con los cinco votos de los diputados electos independentistas -Carles Puigdemont, Clara Ponsatí y Lluís Puig (JxCat) y Antoni Comín y Meritxell Serret (ERC)- que se encuentran en Bélgica huidos de la justicia española.

En cambio, sí han podido votar -por la vía del voto delegado- los tres diputados independentistas que se encuentran en prisión: Oriol Junqueras ha votado a través de la secretaria general de ERC, Marta Rovira, mientras que Jordi Sànchez y Joaquim Forn, de JxCat, lo han hecho a través de Jordi Turull. Roger Torrent, alcalde de Sarrià de Ter desde 2007 y que en la última legislatura ejerció de portavoz adjunto de Junts pel Sí en el Parlament, toma así el relevo de Carme Forcadell en la presidencia de la cámara catalana y se convierte en el presidente del Parlament más joven.

Después de que el presidente de la Mesa de Edad, Ernest Maragall, anunciara los resultados del escrutinio y proclamara el nombramiento, Torrent ha recibido las felicitaciones de diferentes diputados, entre ellos la del propio Espejo-Saavedra, que se ha acercado a darle la mano.

En la votación no ha habido sorpresas y Torrent ha recabado el apoyo de los independentistas, mientras que Espejo-Saavedra ha obtenido los votos no sólo de Ciudadanos, sino también del PSC y el PPC, y los ocho diputados de Catalunya en Comú-Podem, al no presentar candidato propio, han votado en blanco.

LOS INDEPENDENTISTAS RENUEVAN SU MAYORÍA ABSOLUTA EN LA MESA DEL PARLAMENT

Los partidos independentistas han renovado su mayoría absoluta en la Mesa del Parlament, al haber obtenido la Presidencia de la Cámara, una Vicepresidencia y dos Secretarías, mientras que Ciudadanos ha logrado dos puestos y el PSC el otro restante, en detrimento de los comunes, PPC y la CUP. La votación de las Secretarías ha puesto punto y final a la composición de la Mesa del Parlament, que releva a Carme Forcadell y quien a sus 38 años es el presidente del Parlament más joven de la historia del hemiciclo catalán.

En esa última votación de las Secretarías, en la que son elegidos los cuatro diputados que obtienen más votos, Eusebi Campdepadrós (JxCat) ha sumado 41 votos; David Pérez (PSC), 30 votos; Joan García (Cs), 27 votos; y Alba Vergés (ERC), la única mujer de este organismo, 24 votos.

Torrent estará pues al frente de una Mesa que nuevamente tiene mayoría absoluta independentista entre sus siete miembros, ya que además del presidente del Parlament, la Vicepresidencia Primera recae en Josep Costa (JxCat), mientras que la Secretaría Primera es para Eusebi Campdepadrós (JxCat) y la Secretaría Cuarta recae en la republicana Alba Vergés.

Por su parte, Ciudadanos -la fuerza más votada el 21D- estará representado por José María Espejo-Saavedra, que repetirá como vicepresidente segundo, mientras que Joan García se estrenará como secretario tercero del Parlament.

Y también reeditará su puesto en la Mesa el socialista David Pérez, de nuevo al frente de la Secretaría Segunda de la Cámara catalana.

Por lo tanto, de los siete miembros de la Mesa, cinco de ellos se estrenarán en este órgano, mientras que solo repiten Espejo-Saavedra y David Pérez.

No tendrán representación en cambio en el máximo órgano del Parlament ni PPC, ni CUP, ni Catalunya En Comú-Podem, ya que en este último caso Joan Josep Nuet ha perdido su puesto de la pasada legislatura, entonces en las filas de Catalunya Sí Que Es Pot y como secretario tercero del Parlament.

TORRENT PIDE "RESTITUIR" LAS INSTITUCIONES Y EVITA REFERENCIAS A "REPÚBLICA"

El nuevo presidente del Parlament, Roger Torrent, ha hecho hoy un llamamiento a trabajar para poder "restituir plenamente" y "lo antes posible" el conjunto de instituciones catalanas, si bien ha evitado toda referencia a la "república" catalana proclamada en la última sesión plenaria.

En su primer discurso ante el hemiciclo tras haber sido elegido presidente del Parlament en la sesión constitutiva de hoy, Torrent se ha comprometido a "trabajar incansablemente" para que en esta nueva legislatura "la política vuelva a situarse en el centro de todo". Torrent ha apostado por "poner fin inmediatamente a la intervención" de las instituciones catalanas y por "recuperar la normalidad institucional necesaria", y ha eludido referirse a la declaración de independencia aprobada el 27 de octubre, última sesión plenaria del Parlament antes de la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

VOTO DELEGADO

Previamente, la Mesa de edad del Parlamento de Cataluña, presidida por Ernest Maragall, aceptó el voto delegado de Oriol Junqueras y de los otros dos electos que se encuentran en prisión preventiva, en contra del criterio expresado por Ciudadanos y por el PP. Una vez leída la relación de electos proclamados por las juntas electorales provinciales, Maragall precisó que Junqueras había pedido delegar su voto en Marta Rovira, y Joaquím Forn y Jordi Sánchez lo hicieron en Jordi Turull. Explicó a continuación que la Mesa admitía esas peticiones por entender que obedecen a una "incapacidad prolongada" de asistir a las sesiones, prevista en el Reglamento del Parlamento y atendiendo, además, al "principio democrático fundamental" del derecho a participación política.

La portavoz de Ciudadanos, Inés Arrimadas, pidió la palabra para recordar que las causas previstas en el Reglamento para delegar el voto son "muy claras" y se limitan a permiso de maternidad o paternidad, enfermedad o incapacidad, por lo que pidió una "reconsideración" de esa decisión para no empezar la legislatura "con mal pie".

La misma posición la expresó Santiago Rodríguez, portavoz del PP, mientras que el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, tomó también la palabra para precisar que su partido respalda la decisión de la Mesa por entender que no se puede cuestionar un auto del juez instructor en el que dice a esos presos que pueden pedir el voto delegado. Escuchadas las tres posiciones, Maragall dejó claro que la Mesa confirma su decisión de aceptar ese voto delegado y se procedió a continuación a llamar a los diputados por su nombre para depositar en la urna la papeleta con el nombre de su candidato a la Presidencia del Parlamento de Cataluña.

LAZOS AMARILLOS

Los independentistas acompañaron con aplausos el voto delegado de cada uno de esos electos en prisión preventiva mientras la persona encargada por ellos de depositar su papeleta se dirigía a la urna, y también el llamamiento a los ausentes, Carles Puigdemont y los demás exconsejeros que se encuentran con él en Bruselas. Mientras, lazos amarillos ocupaban sus escaños vacíos.

En su discurso, Maragall aseguró que en esta sesión tendrían que estar "precisamente los que no están" y que se debería estar debatiendo sobre la mesa de diálogo con el Estado para construir el nuevo país que reclama la mayoría de la sociedad catalana. El voto del 21 de diciembre, aseguró, es la confirmación del voto del 1 de octubre.

Su discurso fue criticado por Arrimadas, que lo consideró un "mitin de Esquerra" para el que Maragall no está facultado como presidente de la Mesa de edad que debe únicamente ordenar el debate de la sesión constitutiva del Parlamento.