Rodríguez formaliza su dimisión como alcalde de Orense

Dimisión del alcalde de Orense
Dimisión del alcalde de Orense |Dimisión del alcalde de Orense

Francisco Rodríguez ha formalizado este sábado su dimisión como alcalde de Orense y como concejal, en un pleno extraordinario en el que han sido nombrados teniente primera y teniente segundo los socialistas Margarita Martín y Agustín Fernández, como estaba previsto. Será Martín la que asuma, por el momento, las funciones de alcaldesa.

En su discurso de despedida, Rodríguez ha proclamado que se va "tan limpio" como llegó a la Alcaldía y ha lamentado haber sufrido "en primera persona" las "consecuencias más perniciosas de la política", que le ha mostrado "la cara innoble de la demagogia, la falsedad, la calumnia, la deslealtad y la maledicencia".

En la sesión plenaria, que duró apenas media hora, el ya exalcalde orensano ha destacado "la inmensa dimensión humana" del concejal del BNG imputado también dentro de la 'Operación Pokémon', Fernando Varela, ausente del acto por motivos de salud y quien también ha presentado su renuncia. Se ha constatado, asimismo, la dimisión de la hasta ahora teniente de alcalde, la nacionalista Isabel Pérez.

Ante el edificio del Ayuntamiento, un grupo de personas próximas a Francisco Rodríguez se han concentrado para mostrar su apoyo al socialista y han seguido el pleno por unos altavoces colocados en el exterior de las instalaciones. El discurso del portavoz de Democracia Ourensana fue recibido con una pitada en el exterior, puesto que ha considerado que Rodríguez como alcalde ha sido "peor imposible". Por su parte, el representante del PP, Rosendo Fernández, ha deseado "suerte" al exregidor, al que ha dicho, igual que a Varela, que "hay vida después de la política".

La salida de Rodríguez pone fin a cinco años al frente del Ayuntamiento de Orense, gobernado por el bipartito de PSOE y BNG. La hasta ahora edil de Bienestar Social y Sanidad de Orense, Margarita Martín, será la alcaldesa en funciones y asume todas las responsabilidades de gobierno hasta la elección de un nuevo regidor, dentro de diez días.

En su discurso, Francisco Rodríguez ha reiterado que los cargos que se le imputan "son radicalmente falsos" y así "se demostrará sin sombra de duda". "No voy a esgrimir, ante esta corporación, el socorrido tópico de que dimito para defenderme de las acusaciones sin la presión del cargo; no dimito para defenderme porque no tengo nada de qué defenderme", ha insistido y ha vuelto a dar el argumento de que renuncia porque no tiene "apoyos ni mayoría suficiente para mantener el gobierno municipal".

"Así abro la posibilidad de constituir un nuevo gobierno", ha agregado.

Asimismo, ha defendido que puede suspender "en muchas cosas", pero "jamás" suspenderá en "honorabilidad, dignidad o ideario socialista. A continuación, ha dicho que es "víctima de una acusación sin pruebas" y "de una instrucción judicial desmedida", que lo sometió a "un grave quebranto personal y a un linchamiento mediático y político igualmente injusto y desproporcionado".

Además, el ya exalcalde ha defendido su "ánimo de abandonar tan pronto se desataron los acontecimientos", para liberarse de la "presión injusta". "Nunca me aferré al cargo pero, incluso en una decisión tan drástica como la dimisión, los representantes públicos nos vemos obligados a defender los principios de la democracia y los fundamentos del Estado de Derecho", ha señalado.

TSUNAMI SINIESTRO

"El tiempo aplacará el vendaval de esta desdichada semana, pasará este tsunami siniestro y el tiempo aplacará las furias desatadas estos días y, cuando seque la tinta negra de la injuria y el rudo encono, seré el que siempre fui, un hombre de pueblo amante de la vida sencilla y de su familia, y un amigo para todo aquel que quiera llamar a su puerta", ha proclamado Rodríguez, que ha indicado que volverá a su actividad docente.

En cualquier caso, ha dicho abandonar el cargo "con sentimiento de gratitud, compromiso y lealtad con Orense y los orensanos".

En el pleno extraordinario también se ratificó la renuncia del nacionalista Fernando Varela, aunque él no estuvo presente por motivos de salud. OPOSICION

El portavoz del PP, Rosendo Fernández, ha indicado que le desea a Rodríguez "lo mejor en lo personal, suerte y mucha salud" y le ha dicho tanto a él como a Varela que "hay vida después de la política". Sin embargo, ha criticado que a su gobierno le faltaron "la transparencia y el talante" y ha lamentado el "daño irreparable a la imagen de Orense".

Por parte de Democracia Ourensana, su portavoz, Gonzalo Jácome, ha apuntado también que no desea "lo peor en lo personal" a Rodríguez, pero ha resumido su mandato con un "peor imposible". Jácome ha asegurado que no quiere "hacer leña del árbol caído", pero ha destacado que "lo más importante son los ciudadanos y no las buenas formas".