Rivera pide al PP "coraje y valentía" para sumarse a unas reformas que Rajoy no puede liderar

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha pedido, durante su intervención en el debate de investidura que se está llevando a cabo en el Parlamento, el apoyo de los populares para que Pedro Sánchez sea presidente del Gobierno, al tiempo que trataba de jubilar a Mariano Rajoy al asegurar que el presidente en funciones "no puede encabezar esa nueva etapa" porque "desprecia" que España tenga que ser reformada.

Rivera considera que no es tiempo de "decir no al Rey" ni de "pereza" y reclamó que "si dicen no al Rey, al menos permitan que trabajen otros". Además, advirtió que Rajoy debe pensar que si vota "no" va a votar lo mismo que ERC, Bildu o Podemos.

El líder de Ciudadanos también se ha dirigido a Pablo Iglesias a quien ha recordado su frase de que quieren "asaltar el cielo" ironizando con las peticiones que ha hecho el líder de Podemos para ese 'asalto': el CNI, el control de la Policía, la Guardia Civil, el BOE, el CIS,... "Todos, temas sociales, como todo el mundo sabe", ha ironizado.

En esta crítica incluyó las formas que tuvo Pablo Iglesias de pedir la mitad del Gobierno incluida la vicepresidencia, recordando que lo hizo mientras el ahora aspirante a la presidencia estaba reunido con el Rey Felipe VI. Y también le afeó las palabras de Pablo Iglesias hacia Otegi y también con ironía se preguntó si en un Gobierno de Pablo Iglesias le daría el Ministerio del Interior a Otegui por considerarle "un hombre de paz".

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha acusado al de Podemos, Pablo Iglesias de no apoyar el pacto que han firmado PSOE y C's porque "no puede cumplir" con las confluencias que están dentro de su grupo y que piden un referéndum que, ha advertido, no piensan permitir.

En el debate de investidura, Rivera ha señalado no obstante que ante el debate territorial no vale el inmovilismo y ha insistido en que hay que reformar la Constitución, algo para lo que, ha recordado, seguirá pidiendo el apoyo del PP. Durante este punto del discurso en el que Rivera hablaba del debate soberanista, un diputado ha gritado en catalán "Viva Cataluña libre", a lo que el líder de Ciudadanos ha respondido "Viva Cataluña libre de corrupción".

RIVERA URGE A EXONERAR LAS DEUDAS DE AUTÓNOMOS

El presidente de Ciudadanos ha dicho que la Ley de Segunda Oportunidad debe exonerar de las deudas a los autónomos con la administración y ha defendido un plan en favor de este colectivo, que en muchos casos no llega a final de mes.

Durante su discurso en la segunda sesión de investidura del candidato socialista a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, el dirigente de Ciudadanos ha argumentado que "como hijo y nieto de autónomos" es consciente de que estos trabajadores son el "motor de la economía", por lo que son necesarias medidas para ayudarles en sus cuotas a la Seguridad Social.

En presencia de su padre, que asiste al debate desde la tribuna, el presidente de Ciudadanos ha recordado sus palabras al afirmar que los autónomos tienen "lo peor de los trabajadores y lo peor de los empresarios" ya que tienen más dificultades que los segundos y menos derechos que los primeros.

Rivera ha defendido un modelo laboral que reactive las relaciones entre los trabajadores y los empresarios y que dé más derechos a los contratos temporales. "No nos podemos conformar con los datos que vemos", ha dicho, en relación con el desempleo, y ha abogado por un plan de emergencia social que favorezca a 7 millones de españoles que están en situación precaria.

Sobre un plan en favor de los autónomos, ha defendido la propuesta de PSOE y Ciudadanos de establecer una cotización mensual reducida a la Seguridad Social de 45 euros a aquellos autónomos que no llegan a final de mes y una nueva Ley de Segunda Oportunidad para que "los que se han caído tengan derecho a levantarse".

SÁNCHEZ AGRADECE A RIVERA "SU VALENTÍA Y CORAJE"

El secretario general del PSOE y candidato a la investidura, Pedro Sánchez, agradeció "públicamente" al líder de Ciudadanos, Albert Rivera, su "predisposición para el acuerdo" y su "valentía, coraje y arrojo" para cerrar un pacto entre ambos partidos.Durante el turno de réplica a Rivera, Sánchez alabó la actitud del presidente de Ciudadanos en contraposición a aquellos "diputados más pendientes de la confrontación que del acuerdo".

En sus palabras, el líder del PSOE no hizo crítica alguna a Rivera y se centró en recordar las principales medidas del acuerdo entre PSOE y C's y animó al resto de fuerzas políticas, sobre todo a PP y Podemos, a que se sumen al mismo en lo que se refiere a la reforma constitucional.