La Reina ve al Rey "muy bien de ánimo" tras pasar el día con él

La Reina ha pasado casi ocho horas junto al Rey en el hospital donde el Monarca se recupera de la operación de cadera a la que fue sometido ayer, y al salir del centro sanitario ha explicado que se encuentra "estupendamente" y "muy bien de ánimo".

Doña Sofía no ha confirmado que haya comenzado a caminar en la habitación, y ha explicado que don Juan Carlos estaba esta tarde "sentado", antes de añadir, con una sonrisa, "todo a su paso".

La Reina ha hecho estas declaraciones al filo de las ocho de la tarde a la puerta del Hospital Quirón de Madrid, antes de marcharse en un vehículo oficial y de recibir aplausos y saludos de trabajadores, pacientes y visitantes, tanto dentro del centro sanitario como en el exterior, donde numerosos periodistas aguardaban.

EL PRINCIPE ASEGURA QUE "ESTA MUY BIEN"

El Príncipe de Asturias había afirmado ante los medios de comunicación, tras visitar a su padre, que no había novedades especto al estado de salud del monarca, tras el parte médico difundido este mediodía. "La noticia es que no hay gran noticia. Está claro que está muy bien", ha relatado al abandonar el centro médico en compañía de su esposa.

Don Felipe ha confirmado que el monarca ha pasado, como decía el parte médico, "una buena noche como paciente", aunque ha reconocido que no ha debido ser una noche "cómoda del todo", como "es habitual después de una operación".

La Reina ve al Rey "muy bien de ánimo" tras pasar el día con él

El Heredero de la Corona ha revelado que el Rey se encuentra "muy animado, preguntando sobre todo y con ganas de ponerse en pie en cuanto los médicos se lo permitan". Cuando un periodista le ha preguntado si tenía previsto asumir las funciones de su padre en una eventual situación de urgencia, ha contestado: "Saben perfectamente la información que se les ha proporcionado en cuanto al esquema de trabajo y demás".

Don Felipe se ha despedido entonces aunque ha asentido cuando le han preguntado si sus hijas vendrán al hospital a visitar a su abuelo.

EL REY PASA A PLANTA CON EVOLUCIÓN "ALTAMENTE SATISFACTORIA"

El Rey ha abandonado la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Quirón Madrid, "ha pasado bien la noche" y su evolución es "altamente satisfactoria", con "muy buen estado de ánimo", según un parte médico leído por la gerente del centro sanitario, Lucía Alonso.

"Transcurridas las primeras 12 horas de la intervención", su evolución "es altamente satisfactoria; se encuentra estable hemodinámicamente, cómodo y con muy buen estado de ánimo", detalla el parte, firmado por el cirujano Miguel Cabanela, responsable de la operación, su colaborador Robert Trousdale y el jefe del Servicio Médico de la Casa del Rey, Miguel Fernández Tapia-Ruano.

Don Juan Carlos fue operado en la noche del martes en este hospital por Cabanela y Trousdale, su colaborador habitual en la Clínica Mayo de Minnesota (EEUU), quienes, para atajar una infección, le extrajeron la prótesis de la cadera izquierda que lleva desde hace menos de un año para insertarle una temporal "recubierta con cemento con altas dosis de antibióticos".

La nota médica precisa que, "durante la cirugía se halló tejido periprotésico inflamado del que se realizó una autopsia intraoperatoria y cultivos microbiológicos", antes de añadir: "el estudio anatomo-patológico confirmó la presencia de inflamación".

El equipo responsable de la intervención quirúrgica emitirá el próximo parte médico mañana a mediodía.

LAS INFANTAS VISITAN AL REY

La Infanta Cristina ha llegado al hospital universitario Quirón, en Pozuelo de Alarcón (Madrid), minutos antes de las tres de la tarde, con el fin de visitar al Rey. La hija menor de Don Juan Carlos ha llegado en un Volvo conducido por García-Revenga, quien fue citado a declarar en calidad de imputado en el 'caso Nóos' por el juez José Castro.

Doña Cristina ha llegado a Madrid procedente de Ginebra, donde reside en la actualidad con sus hijos, y a diferencia de lo que ocurrió en noviembre de 2012, cuando el Rey fue operado por vez primera de la cadera izquierda, la Infanta no ha acudido al hospital acompañada por su marido, Iñaki Urdangarin.

Asimismo, la Infanta Elena y su hijo, Felipe Juan Froilán de Todos los Santos, han llegado en torno a las 17.00 horas al centro médico donde permanecen aún la Reina y la Infanta Cristina, que lo hizo una vez que los Príncipes habían abandonado el hospital.

La ultima de las visitas al monarca ha sido la de la vicepresidenta primera del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, que ha regresado esta tarde al Hospital Universitario Quirón donde ya acudió anoche, poco antes de que comenzara la operación de cadera a Don Juan Carlos.

LA GUARDIA CIVIL INVESTIGA UNA CUENTA EN TWITTER FALSAMENTE ATRIBUIDA A SPOTTORNO QUE DABA DATOS ERRONEOS DE LA OPERACIÓN DEL REY

Por otra parte, la Guardia Civil investiga la creación de una falsa cuenta de twitter que se hacía pasar por el jefe de la Casa del Rey, Rafael Spottorno, dando información errónea sobre la operación del monarca.

Fue el pasado lunes cuando se dio de alta esta cuenta (@CasaRealEspaNa) con un primer tuit presentándose. La cuenta no tiene más actividad hasta ayer a primera hora de la tarde cuando publicó otro comentario anunciando que la operación del Rey sería a las 19.30, dato que no era cierto porque le operaron a las 21.00.

Posteriormente escribió otras informaciones falsas como que "Su Majestad el Rey está muy animado. En la madrugada, hablando con el equipo médico, afirmó: 'El taller se ha convertido en palacio Real'".

Un cuarto tuit decía que "El Rey ha recibido hoy a las 15 la llamada telefónica de Su Santidad el Papa Francisco. El Papa y el Rey conversaron varios minutos".

En la información en la que se presentaba aseguraba ser la cuenta de twitter oficial del responsable la Casa del Rey y la foto de la misma correspondía a la imagen de Rafael Spottorno.

Las fuentes consultadas han precisado que fue la Casa Real quien se puso en contacto con la Guardia Civil para informarles de esta usurpación de la identidad y el Instituto Armado dio traslado a la red social para que retire la cuenta.