Rajoy deja su escaño en el Congreso

El expresidente del Gobierno y líder del PP, Mariano Rajoy, ha comunicado este viernes la renuncia al acta de diputado en el Congreso, justo dos semanas después de perder la moción de censura el 1 de junio. Una vez formalizada su baja como diputado, Rajoy solicitará su reingreso en el Cuerpo de Registradores de la Propiedad, en el que tiene su plaza en Santa Pola (Alicante).

El escrito registrado, al que ha tenido acceso Europa Press, se limita a informar del abandono del escaño, que venía ocupando ininterrumpidamente en la Cámara desde las elecciones generales de 1989.

Rajoy, que dejó de ser presidente del Gobierno el pasado 1 de junio, cuando prosperó la moción de censura que presentó el PSOE, anunció su marcha como líder del PP y la apertura del proceso para su relevo cuatro días después, el 5 de junio.

En los días posteriores, el expresidente admitió su intención de abandonar la política de manera definitiva, y en el grupo popular daban por hecho esta semana que ya no volvería a ocupar su escaño.

Además, queda solo poco más de un mes para que Rajoy dé por finalizada de forma definitiva su carrera política, cuando deje de ser presidente del PP, cargo que ha ocupado durante catorce años, en el congreso extraordinario que elegirá a su relevo.

Mariano Rajoy ha sido diputado del Congreso de forma continuada desde junio de 1986, por lo que ha ocupado un escaño en la Cámara Baja durante 32 años.

Desde su llegada al Congreso hasta 2004 fue diputado por Pontevedra, aunque una vez que fue elegido líder del partido ocupó escaño por Madrid.

Según fuentes del grupo popular, le corresponde a Valentina Martínez Ferro, siguiente en la lista del PP por Madrid que concurrió a las elecciones de junio de 2016, ocupar el escaño que deja vacante Rajoy.

LOS MINISTROS DEL GOBIERNO DE PEDRO SÁNCHEZ QUE ERAN DIPUTADOS FORMALIZAN SU RENUNCIA A LOS ESCAÑOS

También este viernes, los ministros del Gobierno de Pedro Sánchez que eran diputados (José Luis Abalos, Margarita Robles y Meritxell Batet) han formalizado su renuncia al escaño con el objetivo de dedicarse en exclusiva a su labor en el Ejecutivo, han informado a Europa Press fuentes socialistas.

Les sustituirán otros compañeros que figuraron con ellos en las mismas listas electorales. El puesto se irá ofreciendo por riguroso orden de lista.

A Batet le reemplazará el catalán de origen marroquí Mohamed Chaid, a Abalos, Toni Quintana y a Margarita Robles, en principio, Gema López.

La sustitución de los ministros por otros compañeros en el Grupo Socialista garantizá que los 84 diputados con los que cuenta el partido estén presentes en todas las votaciones, ya que, en ocasiones, los viajes de los ministros les impiden estar en Madrid a la hora de votar.

El Gobierno de Pedro Sánchez no tendrá fácil sacar adelante iniciativas legislativas ya que sólo cuenta con los votos garantizados de sus 84 diputados socialistas, cuando la mayoría absoluta del Congreso, necesaria para aprobar leyes orgánicas, por ejemplo, está fijada en 176 diputados.