Rajoy advierte al PP de los dos objetivos del año: la recuperación y las elecciones

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha advertido a su partido que no debe distraerse de los dos objetivos centrales del año 2015: consolidar la recuperación económica y trabajar para ganar las elecciones autonómicas y municipales, catalanas y generales.

"En política, y vale para la vida en general, conviene distinguir lo importante de lo que no lo es, tener claros los objetivos, y conviene no distraerse o dejar distraerse con asuntos menos importantes, en ocasiones intrascendentes o irrelevantes", ha dicho el presidente nada más comenzar su intervención ante la Junta Directiva Nacional del PP reunida en la sede nacional del partido en Madrid.

El presidente se ha referido de esta manera al cruce de comentarios y críticas en días pasados entre dirigentes del partido y que han sido la antesala de esta reunión de hoy. El presidente ha recalcado a los suyos que lo que les importa a los españoles es la recuperación económica, "porque es su vida", primer objetivo de 2015, al que se suma para el PP tratar de ganar las elecciones, "que es lo que queremos los que estamos aquí y otros muchos españoles".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado ante la Junta Directiva Nacional del PP que son las siglas de este partido las que les harán "ganar las elecciones" y no otra cosa, porque es una formación cuya trayectoria, historia y capacidad es reconocida "aunque no guste" y porque "le ha dado al vuelta a la situación" económica del país. Conforme pase el tiempo, ha añadido, más españoles se darán cuenta de ello.

Rajoy ha arengado a los suyos para que se sientan orgulloso de la formación a la que pertenecen y para que salgan así a pedir el voto en las próximas elecciones. "Votarnos no es hacer experimentos ni jugar a la ruleta, no somos ni un foro de debate ni una pandilla de amigos ni nos nutrimos de los que cambian de siglas a cada rato ni buscamos candidatos en cafeterías. Somos una formación que ha sabido renovarse permanentemente y de manera inteligente", ha añadido.

Mariano Rajoy ha asegurado que son las siglas de este partido las que les harán "ganar las elecciones" y no otra cosa, porque es una formación cuya trayectoria, historia y capacidad es reconocida "aunque no guste" y porque "le ha dado al vuelta a la situación" económica del país. Conforme pase el tiempo, ha añadido, más españoles se darán cuenta de ello.

Rajoy ha arengado a los suyos para que se sientan orgulloso de la formación a la que pertenecen y para que salgan así a pedir el voto en las próximas elecciones.

"Votarnos no es hacer experimentos ni jugar a la ruleta, no somos ni un foro de debate ni una pandilla de amigos ni nos nutrimos de los que cambian de siglas a cada rato ni buscamos candidatos en cafeterías. Somos una formación que ha sabido renovarse permanentemente y de manera inteligente", ha añadido.

RAJOY INSISTE EN QUE PP MANTENGA DISCURSO ECONÓMICO PORQUE ES "LA VIDA REAL"

Mariano Rajoy ha insistido en que el PP debe mantener el discurso económico defendiendo la gestión que ha llevado a la recuperación y llevando el mensaje a los ciudadanos de que la mejora de muchos datos no es ya sólo la macroeconomía, sino "la vida real". "

Hay resultados y la gente los ve", ha dicho Rajoy ante la plana mayor del PP en la reunión de la Junta Directiva Nacional, donde ha llamado a todos a explicar que la recuperación se está consolidando y que no se puede cambiar ahora el rumbo de las políticas económicas.

Ha admitido, una vez más que "queda mucho por hacer" o que hay gente a la que aún no le ha llegado dicha recuperación, pero también ha insistido en que la economía va "a mejor" y seguirá haciéndolo.

Rajoy, que ha admitido que su Gobierno y otras administraciones del PP han tenido que lidiar con la etapa más difícil de la democracia y por eso tuvieron que "responder a los problemas antes que a las promesas", ha subrayado, en cualquier caso, los resultados obtenidos con esta gestión.

Así, tras poner como ejemplo los "magníficos" datos del paro registrado y de la afiliación a la Seguridad Social conocidos ayer, Rajoy ha aludido a otros como la mejora de la venta de vehículos, el aumento en la compra de viviendas o en las exportaciones, o las subidas del comercio minorista. "

No son datos macro, son la vida real y son muy buenos", ha señalado Rajoy.Y les ha advertido de que si quieren que los españoles lo entiendan son ellos, los populares, los primeros que deben creerlo y defenderlo, y no enredarse "en cosas que le importan a veinticinco".

"Esto está yendo a mejor, irá a mejor, ahora, tenemos que seguir trabajando porque hay gente que efectivamente no lo ve. Pero cuidado, esto hay que consolidarlo, hay que terminar la tarea", ha dicho el jefe del Ejecutivo.

RAJOY AFIRMA QUE "EL CAMBIO DE VERDAD" FUE LA LLEGADA DEL PP AL GOBIERNO

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha advertido de que frente al "disparate colosal" de las políticas socialistas en el Ejecutivo y las "aventuras desconocidas que pueden generar inestabilidad", el cambio "de verdad" en España fue el que hubo con la llegada de PP al Ejecutivo en 2011.

Rajoy ha reivindicado la tarea del Gobierno y del PP y ha subrayado que el anterior Ejecutivo socialista generó crecimiento negativo, pérdida de riqueza y de puestos de trabajo. "Tampoco hay que apostar por aventuras desconocidas que pueden generar inestabilidad y poner en peligro la recuperación en marcha", ha señalado antes de avisar que la falta de experiencia "no es positiva".

RAJOY ASUME LA CRÍTICA "CON RAZÓN" AL PP POR LOS CASOS DE CORRUPCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asumido que los ciudadanos puedan recriminar al PP "con razón" por haberles defraudado en algunas cosas y por los casos de corrupción, pero ha subrayado que se ha acertado en lo importante y está abochornado por prácticas corruptas a las que ha puesto coto.

Rajoy ha instado a los dirigentes de su fuerza política a explicar a los ciudadanos que les votaron que esa confianza ha merecido la pena. "Nos dirán con razón que les hemos defraudado en cosas, claro que sí, y podremos decirles que no les hemos engañado y que hemos acertado en lo importante", ha añadido.

A renglón seguido, ha reconocido que se puede recriminar también "con razón" al PP por los casos de corrupción, pero ante ello ha explicado que los dirigentes populares podrán responder "con mucha humildad" que están "tan escandalizados y abochornados como ellos por los casos conocidos".

Ha añadido que "es evidente" que el PP no está a salvo de esas "conductas deplorables", como tampoco ha dicho que lo está ningún otro partido que haya logrado algún gobierno.

Pero ha recalcado que hay que transmitir a los ciudadanos que no hay impunidad ante la corrupción, que el PP ha actuado "con más rigor que nadie", que ha castigado esos comportamientos, y que la justicia y las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado tienen "absoluta independencia" en sus actuaciones.