Ponsatí en libertad condicional con medidas cautelares tras entregarse en Escocia

La exconsejera catalana Clara Ponsatí se entregó hoy en una comisaría de Edimburgo, donde fue detenida en función de la orden europea remitida por la Justicia española, por su apoyo al referéndum ilegal de independencia de Cataluña. En la vista preliminar sobre su extradición que reclama la Justicia española, un tribunal de Edimburgo le ha concedido libertad condicional con una serie de medidas cautelares y ha marcado el próximo 12 abril como fecha para una nueva vista.

Ponsatí se ha entregado a las 11.45 horas de este miércoles en una comisaría de Policía en Edimburgo (Escocia) en cumplimiento de la Orden europea de detención y entrega (OEDE) emitida por el Tribunal Supremo. A las puertas de la comisaría, el abogado de Ponsatí, Aamer Anwar, ha explicado que su cliente se entrega en virtud de la euroorden dictada por las autoridades españolas y ha hablado de "persecución política".

Ponsatí, que afronta cargos de rebelión y malversación de fondos públicos relacionados con la organización de la consulta ilegal celebrada el 1 de octubre de 2017 en Cataluña, confirmó que recurrirá el proceso de extradición.

Ponsatí sostiene que "no hay ninguna garantía de un juicio justo en España" y lamenta que miembros del Govern cesado ya se encuentran en prisión preventiva por orden del magistrado Pablo Llarena. "Si regreso, creo que es probable que acabe sujeta al trato degradante e inhumano de las autoridades" por la forma de actuar del Gobierno español, arguye.

PIDE APOYO ECONÓMICO PARA SU DEFENSA

La exconsellera de Enseñanza de la Generalitat de Catalunya, Clara Ponsatí, antes de entregarse a las autoridades escocesas ha puesto en marcha una campaña de micromecenazgo en Internet para lograr de forma "urgente" fondos para sufragar su defensa. Lo ha anunciado ella misma a través de un mensaje de Twitter.

La campaña de 'crowdfunding', iniciada en el portal CrowdJustice, tiene como objetivo lograr 40.000 libras esterlinas --unos 45.485 euros-- para sufragar los gastos de su defensa, que asegura que no puede asumir ella sola. "Siempre es difícil estimar los costes de un caso de extradición internacional complejo, pero sé que los costes de enfrentarse al Estado español serán considerables durante varios meses", ha argumentado Ponsatí, que viajó a Bélgica junto con el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont y que luego se trasladó a Reino Unido, donde ejerce de profesora en la Universidad de Saint Andrews.

"Ayudadnos haciendo aportaciones para cubrir los gastos de mi defensa", indica Ponsatí en el mensaje, en el que remite a una web para recoger los fondos, que ya ha recogido 84 libras esterlinas.