El PSOE rechaza el debate entre Chacón y Rubalcaba

La dirección del PSOE, a propuesta de su secretario de Organización, Marcelino Iglesias, ha descartado la celebración de un "cara a cara" precongresual entre los dos aspirantes a la secretaría general del partido, Alfredo Pérez Rubalcaba y Carme Chacón.

Fuentes de la dirección socialista han explicado que Iglesias ha hablado con los dos precandidatos y ambos se han mostrado conformes con la decisión.

Carme Chacón lanzó el desafío esta mañana y fuentes de la candidatura de Rubalcaba habían recogido el guante esta tarde y habían expresado su disposición a hacerlo, si así lo acordaba la dirección del partido.

La principal razón para la negativa a hacer un debate es que quienes tienen que decidir sobre el proyecto del partido no son los aspirantes a liderarlo, sino los militantes, primero, y los delegados del 38 congreso federal, después.

Reducir el debate a sólo dos personas supondría una cierta degradación de la democracia interna de la que hace gala el PSOE, han recalcado las fuentes, sobre todo teniendo en cuenta que es precisamente el proyecto y el modelo de partido lo que se va a discutir en el cónclave de Sevilla.

"Tienen que debatir desde el último militante hasta el primer dirigente", ha resumido a un miembro de la dirección federal.

Además de este argumento, ha influido el hecho de que el debate precongresual entre aspirantes a la secretaría general del PSOE sea un asunto que no está reglado en sus normas internas.

Tampoco hay tradición de hacer este tipo de "cara a cara" ni en el partido, ni en los medios de comunicación ni en la sociedad, ya que es un formato que nada tiene que ver con los debates electorales entre candidatos de distintos partidos antes de unos comicios.

CHACÓN LANZÓ EL DESAFIO

La aspirante a la Secretaría General del PSOE Carme Chacón afirmó por la mañana que estaría "encantada" de celebrar un debate con su contrincante, Alfredo Pérez Rubalcaba, "en conversación con los militantes" o con las reglas que ponga la dirección federal del partido. Según Chacón, un debate entre aspirantes de un mismo partido es más "hombro a hombro" que "cara a cara" porque les unen más cosas de las que les separan. En su opinión, "el debate es bueno" y así se demostró en el proceso de primarias que celebró el Partido Socialista Francés para elegir candidato a la presidencia de la República.

La exministra ha puesto de ejemplo el caso del PSF para defender las primarias abiertas a la militancia para elegir candidato -modalidad que ha sido asumida también por Rubalcaba--. "He escuchado decir a la otra candidatura esto de las primarias alegres, pues a mi me gusta la alegría y las primarias", ha replicado.