El PSOE planteará en el Congreso la renta mínima de inserción de los sindicatos

El PSOE planteará en el Congreso la renta mínima de inserción de los sindicatos

La dirección de Ciudadanos expresó este martes su oposición a la renta mínima acordada por el PSOE con los sindicatos por entender que es una fórmula "antigua" y que "no se puede pagar" en la actual situación económica.

En una entrevista en RNE recogida por Servimedia, el vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, subrayó que ningún ciudadano "aspira a que el Estado le dé 400 euros al mes para toda la vida", sino a encontrar un trabajo con un salario digno.

Por eso en Ciudadanos creen que la fórmula del complemento salarial es "mucho más dinámica" para que esos ciudadanos se formen y se inserten en el mercado laboral y es más eficaz que otras "antiguas y que cuestan mucho dinero", como la acordada por el PSOE y los sindicatos.

Villegas aseguró que los impulsores de esa iniciativa tendrá que explicar cómo piensan financiarla, pero en todo caso insistió en que hay fórmulas "más modernas y más eficaces".

EL PSOE LLEVARA LA MEDIDA AL PLENO DEL CONGRESO

El portavoz del Grupo Socialista, Antonio Hernando, propondrá en la Junta de Portavoces del Congreso que la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) presentada por los sindicatos para establecer una renta mínima se debata en el primer pleno del año, previsto para la próxima semana.

De esta forma, el PSOE acelera la tramitación parlamentaria de la iniciativa una semana después de que los secretarios generales de CC.OO. y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Alvarez, compareciesen en la Comisión de Empleo de la Cámara Baja para explicarla.

La iniciativa recibió el apoyo de todos los grupos para ser debatida en el Pleno del Congreso y este lunes el diputado socialista Eduardo Madina ha confirmado, en declaraciones a La Sexta recogidas por Europa Press, que el PSOE agilizará la tramitación parlamentaria para que ese debate se celebre el próximo martes. De hecho, Hernando se comprometió con los líderes sindicales para que fuese en el primer pleno del 2017.

En el debate de toma en consideración, arranque de la tramitación parlamentaria, el Grupo Socialista intervendrá para apoyar la propuesta de los sindicatos que proponen que los parados sin recursos económicos tengan derecho a una prestación de 426 euros al mes.

El Pleno del Congreso ya aprobó en diciembre una moción del PSOE en la que se reclamaba al Gobierno la puesta en marcha de un ingreso mínimo vital para los desempleados sin prestaciones, una de las propuestas de los socialistas de su programa electoral.

UNIDOS PODEMOS Y PDeCAT APOYARÁN SU TRAMITACION

Por otra parte, los grupos parlamentarios de Unidos Podemos y del PDeCAT apoyarán la tramitación de una Ley que establezca una prestación de ingresos mínimos sin tiempo límite para las familias sin ingresos y que el Pleno del Congreso tomará en consideración la próxima semana.

El portavoz del grupo parlamentario de Unidos Podemos, Íñigo Errejón, ha incidido en rueda de prensa en el Congreso que su formación es un "canal abierto" para la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) presentada por los sindicatos y convertida en proposición de Ley tras registrar más de 700.00 firmas.

Errejón, no obstante, ha añadido que su grupo será más ambicioso durante la tramitación de la Renta Mínima estimada en unos 426 euros, ya que Podemos pretende que pueda llegar a los 600 euros, tal como solicitaban en su programa electoral sobre una renta básica.

Por su parte, el portavoz de Empleo del PDeCAT, Carles Campuzano, ha afirmado que su formación votará favorablemente a la toma en consideración de la proposición de Ley ya que es un ingreso mínimo vinculado a la formación y a la aceptación de una primera oferta de empleo.

Sobre la cuantía, Campuzano ha indicado que durante el debate de enmiendas la discusión tendrá que ser "más profunda" pero ha recordado que la crisis económica ha demostrado que el sistema de protección al desempleo no funciona y está orientado sólo a paliar situaciones de paro de corto plazo.

El PP ACUSA AL PSOE DE APOYAR LA RENTA MINIMA DE LOS SINDICATOS PARA QUEDAR BIEN

Por su parte, el portavoz parlamentario del PP, Rafael Hernando, ha afeado este martes al PSOE su intención de apoyar la tramitación de la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) impulsada por los sindicatos para establecer una renta mínima para todos los ciudadanos sin ingresos sólo para "quedar bien" y le ha animado a plantear esta medida en el debate de los Presupuestos Generales del Estado para 2017.

En rueda de prensa en el Congreso, Hernando ha censurado a los socialistas que vayan a dar su apoyo a una medida que afecta a unas cuentas públicas que "no quieren aprobar" y les ha emplazado a definir ya "lo que quieren" y a salir del "no es no".

El dirigente 'popular' ha señalado que está "muy bien" presentar iniciativas que pretenden incrementar el gasto social, pero hacerlo cuando no van a respaldar los próximos Presupuestos "no tiene ni pies ni cabeza". "Que lo planteen de forma seria en el ámbito del debate presupuestario, no como una iniciativa coyuntural para quedar bien con determinados grupos sociales", ha insistido.

En todo caso, ha querido dejar claro que "no todo lo socialmente deseable es económicamente posible" para cuestionar la renta mínima que promueven UGT y CC.OO., que cifran en 11.000 millones de euros, cuando los Presupuestos para el próximo ejercicio cuenta ya con un acuerdo que limita los gastos.

"Los gastos comprometidos del Gobierno prácticamente son del 85% de los Presupuestos, con lo que sólo hay un crédito disponible de 20.000 millones de euros", ha expuesto Hernando para apuntar que si alguien propone que para 2017 hay que dedicar 11.000 millones a la renta mínima, se tendría que suprimir partidas destinadas a la obra pública, a la investigación o a la educación.

PRESTACION DE 426 EUROS PARA 2,4 MILLONES DE PERSONAS

La ILP de los sindicatos se registró en el Congreso con más de 693.000 firmas para que se legisle una prestación de ingresos mínimos de 426 euros para más de 2,4 millones de personas, que se prolongaría mientras el beneficiario carezca de empleo y de recursos económicos y supondría un gasto total de unos 12.000 millones de euros.

En concreto, la prestación de ingresos mínimos se dirige a 2,4 millones de personas pertenecientes a casi dos millones de hogares, en los que viven en torno a 6,6 millones de ciudadanos que carezcan de recursos económicos y no perciban otras prestaciones.

En concreto, los requisitos para los beneficiarios de la renta de ingresos mínimos pasarían porque su renta per cápita sea inferior a 5.837 euros anuales y la cuantía de la prestación estaría en el 80% del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), que al mismo tiempo se complementaría con una dotación anual en los Presupuestos Generales del Estado en función de las cargas familiares.

GASTO "ASUMIBLE" DE 12.000 MILLONES

Para poder sufragar el importe total de la prestación se necesitarían unos 12.000 millones de euros, lo que supone el 1,1% del PIB, mientras que el coste derivado de los complementos por familiares a cargo se situaría entre el 0,2% y el 0,4% del PIB.

Durante su comparecencia, Alvarez destacó la "gran oportunidad" que supone la ILP de ingresos mínimos, cuya financiación iría vía Presupuestos Generales del Estado (PGE), para abordar el sistema de prestaciones de forma integral.

En este sentido, Toxo reconoció que se trata de una cuantía "importante", pero "asumible" si se tiene en cuenta la dimensión de la protección social en España, que gasta "5 o 6 puntos" menos que la media de países de la eurozona.

Por su parte, todos los grupos parlamentarios mostraron su disposición a tomar en consideración la iniciativa, que ahora tendrá que ser votada en el Pleno de la Cámara Baja como proposición de ley para poder iniciar así su tramitación parlamentaria.

LA CEOE CUESTIONA SU VIABILIDAD

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, ha afirmado que la renta mínima que proponen sindicatos y algunos partidos es un "buen" recurso para ayudar a que subsistan las personas que no tienen ingresos y que se han "quedado en el camino", pero que habrá que ver si es "realmente posible" llevarla a cabo con la situación económica de déficit público que tiene España.

Asimismo, ha puntualizado que antes de tomar una decisión sobre la implantación de esta renta mínima se tiene ver "cómo se hace, cuánto cuesta, para qué y durante cuánto tiempo".