PP y PSOE alcanzan un acuerdo para la renovación del Constitucional

acuerdo
acuerdo

Se trataba de cubrir las cuatro vacantes del Tribunal Constitucional, la del Defensor del Pueblo, las del Tribunal de Cuentas y las de la Junta Electoral Central.

El ex-diputado del PP por Granada Andrés Ollero y Juan José González, magistrado de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo, serán los dos nuevos magistrados del Tribunal Constitucional a propuesta del Partido Popular.

A propuesta del PSOE, se incorpora también al Constitucional Fernando Valdés, que es doctor en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid. El cuarto integrante del Alto Tribunal será Encarnación Roca Trias, primera catedrática de Derecho Civil en España, que cuenta con el visto bueno de CiU, que se suma al acuerdo.

Con estas cuatro personas quedará renovado el Tribunal, que tiene vacante una plaza desde 2008, cuando falleció el magistrado Roberto García-Calvo. Otros tres magistrados -Eugeni Gay, Javier Delgado y Elisa Pérez Vera- concluyeron su mandato de nueve años en noviembre de 2010.

El Gobierno y el PSOE han pactado asismismo que la ex-ministra de la UCD y ex-alcaldesa de Sevilla Soledad Becerril sea la próxima Defensora del Pueblo y que el histórico dirigente socialista Francisco Fernández Marugán será su adjunto.

Por su parte, Ramón Alvarez de Miranda será el nuevo presidente del Tribunal de Cuentas, según el acuerdo alcanzado por el PP y el PSOE para la renovación de órganos constitucionales. Relevará a Manuel Núñez, exministro de UCD y exdiputado del PP. Alvarez de Miranda ya era consejero de la institución fiscalizadora desde 2001, donde fue promovido por el PP, y se ocupaba del área dedicada a examinar los entes locales.

La exministra de Justicia Margarita Mariscal de Gante y el exadjunto al Defensor del Pueblo Manuel Aznar, hermano del expresidente del Gobierno, serán miembros del Tribunal de Cuentas cuya composición han pactado PP y PSOE.

Ambos formarán parte de este Tribunal a propuesta del Partido Popular en la cuota de seis consejeros que le corresponde nombrar al Senado. Los seis miembros del Tribunal de Cuentas que elegirá la Cámara Alta son los siguientes: Margarita Mariscal, Manuel Aznar, Javier Medina, Lluis Armet, Felipe García Ortiz y Dolores Genaro Moya.

Para la Junta Electoral Central, máximo órgano arbitral que se renueva al comienzo de cada legislatura, PP, PSOE y CiU se han repartido los cinco puestos reservados para juristas, aunque sólo habrá dos caras nuevas ya que los otros repiten respecto a la composición de 2008.

En concreto, el PP ha propuesto al catedrático Alfonso de Esteban Alonso, que se estrena en la Junta Electoral, y al rector de la Universidad Rey Juan Carlos, Pedro González-Trevijano Sánchez, que ya formaba parte del organismo arbitral.

Por su parte, el PSOE mantiene a Pablo Santolaya Machetti y propone como novedad a Carmen Chinchilla Marín. La quinta plaza será para el candidato que propuso CiU hace días, Joan Manuel Trayter Jiménez, que repite.

Los cinco candidatos, una vez que sean examinados en la Comisión Consultiva de Nombramientos, serán designados por la Mesa del Congreso. La Junta Electoral Central se completa con otros ocho vocales que son magistrados del Tribunal Supremo que elige por sorteo el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). De entre ellos saldrá el presidente de la institución.

Rubalcaba lo calificaba como "un buen acuerdo muy importante para España" y aseguraba que se trata de personas de "reconocida trayectoria profesional" y que mejorarán la imagen de las instituciones.