Navarro: “El Gobierno ha utilizado declaración soberanista para dividir a la sociedad”

Pere Navarro, PSC
Pere Navarro, PSC

El primer secretario del PSC, Pere Navarro, ha afirmado hoy en Terrassa que la declaración soberanista "unilateral" aprobada por el Parlamento catalán ha sido utilizada por el Gobierno del PP como "excusa" para dividir a la sociedad.

"Aquello que empezó mal ha acabado mal. Cuando se aprobó la declaración de soberanía unilateral ya apunté que no era el camino; si se quería apostar por el derecho a decidir se debía hacer de manera legal y acordada", ha declarado Navarro.

"No ha sido así, y el gobierno de España ha tenido la gran excusa para continuar dividiendo, la misma excusa que han tenido CiU, ERC e ICV-EUiA en Cataluña", ha añadido el primer secretario socialista catalán.

"Cuando el PSC ha querido diálogo para que la ciudadanía pudiera decidir su futuro, otros viven del conflicto, y es una situación para nada apropiada", ha añadido Navarro ante los medios de comunicación.

Navarro ha hecho estas declaraciones en Terrassa, donde se ha reunido con la asociación de padres de alumnos (AMPA) de la escuela Can Montllor, una de las siete que el Departamento de Enseñanza de la Generalitat quiere cerrar el próximo curaso.

EL PP CATALÁN DEFIENDE QUE ES LA RESPUESTA AL SEPARATISMO

El vicesecretario del PP catalán y portavoz parlamentario, Enric Millo, ha afirmado que la impugnación a la declaración de soberanía es la respuesta democrática del Estado de derecho ante el "separatismo de CiU y ERC".

Según ha informado el partido en un comunicado este sábado, Millo ha asegurado que apuesta por el diálogo entre las partes, pero "desde el respeto a las leyes y reglas del juego".

También ha valorado la actitud del PSC, del que ha afirmado que "sorprende su opción de apuntarse a la carrera del independentismo de la mano de CiU y ERC", ya que ha augurado que les llevará a romper su propio grupo en el Parlamento y en el Congreso.

El portavoz popular también ha hecho referencia a la deuda de la Generalitat con las farmacias catalanas y ha manifestado que el Govern "deja de cumplir con sus obligaciones de pago por una mala gestión de la tesorería".

Millo cree que la Generalitat tiene la competencia y los recursos para pagar la deuda farmacéutica, pero asegura que "sólo sabe recurrir a la desgastada excusa de que la culpa es de los demás", refiriéndose al Gobierno del Estado.