Miles de personas se manifiestan en Barcelona contra la actuación policial

Miles de personas se manifiestan en el paseo de Gràcia de Barcelona contra la actuación policial del 1-O, convocados por los sindicatos CGT, Intersindical CSC, COS e Intersindical Alternativa de Catalunya (IAC), que hoy han convocado una jornada de huelga general.

La manifestación ha arrancado sobre las 18:10 desde la confluencia del paseo de Gràcia con la calle Provença y está encabezada por una pancarta con el lema: "Contra la represión y en defensa de las libertades".

La CUP es otra de las organizaciones que secundan esta manifestación con motivo de la huelga general, que coincide con la concentración convocada a esta misma hora por la llamada Mesa por la Democracia, que reúne a los sindicatos mayoritarios y a las entidades soberanistas en la plaza Universitat de Barcelona.

Aunque la manifestación de la CGT y estos otros sindicatos debía partir de Els Jardinets de Gràcia, la concentración de cientos de manifestantes en el paseo de Gràcia ha hecho que la marcha avanzara su cabecera varias manzanas más adelante.

HUELGA POLITICA

Por otra parte, este martes, el paro político convocado en Cataluña ha tenido un seguimiento desigual, en función del sector, y han estado marcados por los cortes de carreteras, que han colapsado la red viaria, y las múltiples concentraciones en las calles.

El paro ha tenido especial incidencia en la movilidad, ya que los ciudadanos, muchos de los cuales se han visto atrapados en colas kilométricas por los cortes viarios desde primera hora de la mañana, tienen dificultades para moverse en transporte público.

Se da la circunstancia de que muchos ciudadanos que habitualmente se trasladan a sus trabajos con transporte público habían optado hoy por utilizar sus vehículos, al estar afectados los trenes, autobuses y metros por los paros, lo que ha contribuido ha dificultar aún mas la circulación en las carreteras.

El paro general ha tenido un seguimiento desigual en el comercio y la industria, mientras que es mayoritario en el sector público, ya que la Generalitat y numerosos ayuntamientos se han sumado al "paro". De hecho, el gobierno catalán ha favorecido que los funcionarios de los diferentes departamentos de la Generalitat puedan sumarse al "paro de país" sin que deban descontarse por ello dinero de su nómina.

Prácticamente todas las escuelas catalanas han cerrado sus puertas tras la no asistencia de los alumnos, mientras que las universidades catalanas se han sumando al paro. En Barcelona, muchos comercios han optado por abrir sus puertas, aunque la actuación de piquetes, especialmente en el centro de la ciudad, ha obligado a muchas tiendas a bajar la persiana.

Los piquetes también han intervenido en polígonos industriales y en Lleida han montado barricadas para impedir la actividad de las empresas, según CGT. Por su parte, el Aeropuerto de Barcelona funciona con normalidad, mientras que la actividad en el Puerto está paralizada. En cuanto a las grandes empresas catalanas, el paro está teniendo también una incidencia reducida de forma mayoritaria.

ACOSO A PARTIDOS Y FUERZAS DE SEGURIDAD

En Barcelona y otros municipios como L'Hospitalet de Llobregat también se han llevado a cabo concentraciones y manifestaciones contra la acción de la Policía Nacional y la Guardia Civil en el referéndum que la Generalitat organizó el 1 de octubre, a pesar de su suspensión por el Tribunal Constitucional.

En la capital catalana, unas 2.000 personas se han manifestado ante la sede del PP, que ha estado blindada por un perímetro de vallas y furgones de los Mossos d'Esquadra, en una protesta en la que ha tomado un protagonismo especial un grupo numeroso de bomberos de Barcelona uniformados.

Decenas de manifestantes también se han concentrado ante la sede de Ciudadanos en Barcelona, de la que tres diputados en el Parlament, José María Espejo-Saavedra, Carlos Carrizosa y Fernando de Páramo, han salido escoltados por los Mossos d'Esquadra. La concentración ha tenido lugar cuando un grupo de manifestantes que se dirigía al centro de Barcelona por la calle Balmes ha pasado al lado de la sede de Ciudadanos y de la comisaría de la Policía Nacional que se encuentra justo enfrente.

Desde Twitter, De Páramo ha denunciado los hechos: "Tener que salir escoltado por pensar diferente. Gracias a ciudadanos valientes que nos habéis defendido frente a los 'demócratas' hoy en sede". El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha expresado su solidaridad hacia sus correligionarios en Barcelona: "Todo mi apoyo a mis compañeros de Ciutadans, esta mañana atrapados en nuestra sede en Barcelona rodeado de radicales. Nacionalismo puro".

Por otra parte, unas 2.000 personas, según la Guardia Urbana, se han concentrado también a las puertas de la Jefatura de la Policía Nacional en Barcelona, donde ayer miles de manifestantes permanecieron hasta la madrugada en protesta por las cargas policiales del domingo.