Leopoldo González-Echenique dimite como presidente de la Corporación RTVE

ECHENIQUE_RTVE_12
Echenique |Archivo

Leopoldo González-Echenique ha presentado su dimisión como presidente de la Corporación RTVE, cargo que ocupaba desde junio de 2012 cuando fue nombrado por el Parlamento. González-Echenique ha explicado en una carta dirigida a los trabajadores del Ente que su decisión se ha debido a motivos "estrictamente personales" y por considerar que es "lo mejor para la Casa".

El consejero de RTVE elegido a propuesta del PP y exdiputado José Manuel Peñalosa será el presidente en funciones de RTVE. Según han informado fuentes de RTVE, González-Echenique ha anunciado su dimisión durante la reunión del Consejo de Administración de RTVE que se celebró esta mañana.

Echenique (Madrid, 1969) asumió la dirección de la Corporación RTVE en un momento muy complejo para la televisión pública con un recorte de su presupuesto anual y en los últimos tiempos se ha enfrentado a un descenso de los datos de audiencia.

La designación de Echenique puso fin a un proceso de interinidad en el que estaba inmerso RTVE, después de que en julio de 2011 dimitiera, aduciendo razones personales, su antecesor en el cargo Alberto Oliart, quien llevaba menos de dos años en el puesto.

En una comparecencia en la comisión mixta de control a RTVE celebrada el pasado mes de junio, Echenique reconoció que la Corporación se enfrenta a unas pérdidas acumuladas de 716 millones de euros, de los cuales 400 millones vienen del deterioro del patrimonio inmobiliario causado "por la burbuja inmobiliaria" y no por resultados operativos o por el actual equipo directivo.

"Los inmuebles de la Corporación han dejado de valer los 800 millones de euros que valían antes de la crisis", subrayó entonces.

El artículo 13.2 de la Ley de Radiotelevisión Española que establece el cese de todos los miembros del Consejo de Administración en caso de graves desfases presupuestarios, si bien Echenique señaló en dicha comparecencia que pese a las pérdidas acumuladas, la Corporación "no está en causa de disolución" y "tampoco en causa de cese" de su Consejo de Administración.

Echenique advirtió también en otras comparecencias de que la situación económica "es complicada" en la Corporación, que acabó 2013 con un déficit de 113 millones de euros, y pidió "ajustes" en el sistema actual de financiación para que el "mecanismo en su conjunto funcione".

En los últimos tres años, la asignación presupuestaria del Gobierno se ha reducido en 704 millones de euros, pero Echenique señaló que no sólo es un problema del Ejecutivo, sino que hay otras causas que han contribuido a reducir los ingresos de RTVE, como las tasas de los operadores de telecomunicaciones (de 180 millones se ha pasado a 113 este año) o de televisión (de 90 a 55).

Echenique achacó la "complicada" situación de la Corporación al "escaso margen de maniobra" que da la actual Ley de Financiación para obtener ingresos, y subrayó que RTVE "depende de las subvenciones públicas y de los recargos que pagan los operadores de televisión y de telecomunicaciones".

No obstante, recordó que "en menos de dos años" se ha pasado de un gasto de 1.200 millones a 960 millones, lo que supone un 25 por ciento menos.

El descenso de los datos de audiencia es otro de los problemas por los que pasa la Corporación y que han llevado a TVE 1 a situarse por detrás de Antena 3 y Telecinco, según las cifras de Barlovento Comunicación con datos de Kantar Media del pasado 1 de septiembre.

Echenique pertenece desde 1996 al Cuerpo de Abogados del Estado y, entre otros cargos anteriores a su llegada a RTVE, ocupó la subdirección de los servicios jurídicos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y estuvo destinado en los ministerios de Interior y de Economía y Hacienda.

En 2002 fue nombrado director general de la Sociedad de la Información, entidad pública dependiente del ministerio de Ciencia y Tecnología.

Antes de asumir la presidencia de la Corporación RTVE desempeñó diversas responsabilidades en el grupo Barclays España y en el Grupo NH.