Jordi Sánchez deja la presidencia de ANC para sumarse a lista de Puigdemont

El presidente de la ANC, Jordi Sánchez, encarcelado desde el pasado 16 de octubre por un presunto delito de sedición, será el número dos de la candidatura de Junts per Catalunya, que encabezará Carles Puigdemont, según han confirmado fuentes conocedoras de los contactos para confeccionar la lista. Sánchez era uno de los nombres que el expresidente de la Generalitat deseaba, desde hace días, poder incorporar a su lista, en la que tendrán un notable protagonismo los perfiles independientes, a costa de que pierda peso el PDeCAT.

En los meses previos al 1 de octubre, Sánchez había participado muy directamente en los preparativos del referéndum impulsado por el Govern de Carles Puigdemont, como miembro del selecto núcleo duro que se encargó de planificar la estrategia soberanista. Ante la cita del 21D, la ANC apostó hasta el último momento por configurar una lista unitaria soberanista, como quería Puigdemont, que al constatar que no era posible la candidatura única ha optado por liderar una propia, bajo la marca Junts per Catalunya, avalada por el PDeCAT aunque integrada por perfiles transversales.

Ayer, el consell nacional del PDeCAT dio carta blanca a Puigdemont para que confeccione la lista que considere más adecuada para las elecciones del 21 de diciembre, antes de que mañana finalice el plazo para presentar las candidaturas. En los últimos días, según las fuentes consultadas, Puigdemont ha estado pilotando desde Bruselas las gestiones para coser la lista de Junts per Catalunya, con el apoyo de personas de su máxima confianza durante su mandato al frente del Govern, como la entonces directora general de Coordinación Interdepartamental, Elsa Artadi, o el director de la Oficina del Presidente, Josep Rius.

En contraste con la decisión de Sánchez, el presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, también encarcelado desde el 16 de octubre, ha roto su silencio con una carta en la que justifica su negativa a formar parte de alguna de las listas independentistas que concurren a las elecciones del 21 de diciembre.

COROMINAS NO REPETIRÁ EN LAS LISTAS Y ABANDONA LA PRIMERA LÍNEA POLÍTICA

El líder de JxSí en el Parlament y miembro del PDeCAT, Lluís Corominas, ha anunciado este jueves que no estará en las listas de JuntsxCat de las elecciones catalanas del 21 de diciembre, por lo que pondrá punto y final a una trayectoria de 14 años en la Cámara catalana, donde ha sido vicepresidente en cuatro legislaturas distintas.

En rueda de prensa desde el Parlament arropado por los dirigentes del PDeCAT Marta Pascal y David Bonvehí, ha explicado que también ha decidido abandonar la política institucional en su conjunto y orgánica: "Dejo la actividad política de primera línea como electo y tampoco asumiré directa ni indirectamente ninguna otra responsabilidad política". Corominas se despide de la política pidiendo la libertad por los exconsellers encarcelados, con algunos de los cuales mantiene una relación muy estrecha desde hace años: "Cada día cuando me levanto lo pienso. No es justo. Deseo que salgan en seguida de la cárcel".

RIVERA: LA BATALLA DEL 21D ESTÁ EN GANAR 4 O 5 ESCAÑOS QUE ROMPAN EL PROCÉS

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha asegurado que la "batalla" del 21D está en "movilizar" al electorado para que esos "cuatro o cinco escaños" que dieron la mayoría absoluta a los independentistas cambie de manos y vayan a los partidos constitucionalistas para frenar así el procés.

Hay una posibilidad "real" de que los partidos no secesionistas, como sostienen las encuestas, ganen las elecciones porque la pelea es solo por 150.000 votos, ha dicho Rivera en Los Desayunos de TVE, confiando en que una parte del electorado que votó en su día a los independentistas se decante ahora por otras opciones después de ver las consecuencias del desafío secesionista.

Rivera ha dejado claro que no pretende configurar una candidatura de "Junts Pel Sí o Junts Pel No", pero sí ha insistido en que se puede poner en marcha un Gobierno transversal, que no es "el soñado" por las diferencias ideológicas de los que lo configurarían, ha puntualizado, pero sí es "el único posible".

PABLO IGLESIAS DEJA LA PUERTA ABIERTA A PACTOS CON ERC Y CARGA CONTRA EL PSOE

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha dejado la puerta abierta a posibles acuerdos con ERC si renuncia a la vía unilateral y apuesta por fórmulas legales que permitan gobiernos progresistas en Cataluña y en España, y ha cargado contra el PSOE, con quien admite que están rotos los canales de diálogo.

En rueda de prensa en el Congreso, Iglesias se ha pronunciado así después de la carta que el cabeza de lista de ERC, Oriol Junqueras, ha hecho llegar a su militancia, en la que tiende la mano al espacio de los comunes y propone "tejer complicidades". Ante ese llamamiento, Iglesias pide prudencia al hablar de pactos post electorales, que deberán cerrarse tras las elecciones, y ha recordado que en Podem son los inscritos quienes deciden sobre acuerdos de gobierno.