IU decide desvincularse de IU Madrid y reclamar sus siglas

IU decide desvincularse de IU Madrid y reclamar sus siglas

El Consejo Político de Izquierda Unida, su máximo órgano de decisión entre asambleas, aprobó este domingo por 113 votos a favor, 45 en contra y 3 abstenciones "desvincularse a todos los efectos" del partido que actualmente la representa en la Comunidad de Madrid (IUCM) y reclamar esas siglas.

Ese fue el resultado de la votación sobre la propuesta que, a petición de la Presidencia Federal, hizo el secretario de Organización, Adolfo Barrena, para su debate en el Consejo Político.

El documento parte de la base de que, tal y como aprobó la Presidencia, la actual estructura de IUCM "no sirve" para llevar adelante las propuestas aprobadas "y ha sido desautorizada por los resultados electorales", por lo que es necesario que la dirección federal asuma sus responsabilidades, desde la autocrítica, "para recuperar una organización que hoy ha demostrado no estar en el marco ni de la política aprobada en la Asamblea Federal, ni de los órganos federales de IU".

En consecuencia, la decisión es la "desvinculación de IU Federal de IUCM" a todos los efectos, legales, jurídicos y políticos, a partir de este mismo domingo, lo cual se trasladará a la militancia, al Ministerio del Interior (ya que IUCM tiene NIF propio como partido político vinculado a Izquierda Unida), al resto de fuerzas políticas y a las entidades sociales y ciudadanas.

Como consecuencia de ello, "se reclama la propiedad de las siglas de Izquierda Unida, para lo que se adoptarán las medidas oportunas". El segundo punto de la decisión es la creación de una nueva estructura: la nueva federación de IU en la Comunidad de Madrid, sin personalidad jurídica propia, organizada en asambleas de base territoriales y de distrito a medida que se vaya desarrollando y el función de la militancia.

La Dirección Federal dirigirá esa nueva estructura provisionalmente hasta que se desarrolle y organice, celebre su primera Asamblea y se dote de los órganos de dirección correspondientes.

Hasta entonces, se regirá por los Estatutos de IU Federal, a la que se podrá afiliar toda persona que lo desee aceptando respetar los planteamientos, estatutos y código de Izquierda Unida. Quien así se afilie quedará adscrito a esa nueva estructura y, en su momento, quedará organizada en la asamblea de base que le corresponda una vez se haya creado.

De manera provisional, bajo la supervisión y control de la Dirección Federal, la Secretaría Ejecutiva de Área Interna y Organización, asume las tareas de gestión y organización de la nueva estructura. Mientras, en función de las necesidades, la Dirección Federal podrá crear grupos de trabajo específicos que en su composición respetarán los Estatutos.

"Ni un solo militante de IUCM será dado de baja por esta Dirección Federal", dice el documento, por lo que la desvinculación no implica cambio alguno en la militancia. La Dirección Federal "contactará individualmente con cada militante" para informar de la desvinculación y de la creación de una nueva estructura a la que voluntariamente y en el plazo de tres meses podrán afiliarse haciendo la correspondiente solicitud individual.