De Guindos dice que Bolivia ha garantizado que compensará a Red Eléctrica

De Guindos dice que Bolivia  ha garantizado que compensará a Red Eléctrica
De Guindos dice que Bolivia ha garantizado que compensará a Red Eléctrica |Telemadrid

El ministro de Economía, Luis De Guindos, ha tachado hoy de "negativa" la decisión de Bolivia de nacionalizar la filial de Red Eléctrica Corporación, pero ha resaltado que el Gobierno de Evo Morales ha garantizado que compensará a la compañía española por la expropiación y las inversiones realizadas en el país. "Lo que ha garantizado Bolivia es que se va a compensar a la empresa de los costes invertidos en la red de electricidad, lo cual evidentemente es un elemento que el Gobierno español va a vigilar" para que haya un "justiprecio" por la expropiación, ha asegurado De Guindos en declaraciones a la entrada de la reunión de ministros de Economía de la UE.

Estas garantías las ha hecho llegar el Gobierno boliviano en los contactos mantenidos con el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, y de Industria, José Manuel Soria. "Este tipo de decisiones no gustan al Gobierno español porque creemos que es fundamental mantener la seguridad jurídica en el proceso de inversiones en países como Bolivia", ha afirmado De Guindos. También ha subrayado que Red Eléctrica "estaba dando un buen servicio desde el punto de vista de lo que es la economía de Bolivia y los ciudadanos de Bolivia".

Pese al precedente de la expropiación de la petrolera YPF, filial de Repsol, por parte de Argentina, De Guindos ha dicho que "no creemos que exista en absoluto ningún tipo de situación generalizada" en América Latina. "Son situaciones independientes", ha insistido. "Son decisiones que son negativas fundamentalmente para los países que las toman, para los Gobiernos de los países que las toman", ha señalado. "Tienen implicaciones a medio plazo desde el punto de vista de lo que es el desarrollo económico de estos países y de lo que es la garantía de las inversiones, y las inversiones son fundamentales", ha insistido.

En todo caso, el ministro de Economía ha apuntado que las empresas de capital español que trabajan en los países de América Latina "están haciendo una función y un servicio básico al desarrollo de estos países y también a lo que es el bienestar y la prosperidad de los ciudadanos".

BRUSELAS SE DECLARA "PREOCUPADA" POR EXPROPIACIÓN DE RED

La Comisión Europea se ha declarado este miércoles "preocupada" por expropiación de la filial boliviana de Red Eléctrica Corporación por considerar que envía una "señal negativa" a los inversores internacionales y ha pedido al Gobierno de Evo Morales una "compensación rápida y adecuada" por la nacionalización.

"Confiamos en que las autoridades bolivianas respetarán plenamente sus acuerdos de inversión con España y garantizarán una compensación rápida y adecuada por esta expropiación", ha dicho el portavoz de Comercio, John Clancy.

"La Comisión Europea está preocupada por la decisión del Gobierno boliviano de nacionalizar" la filial de Red Eléctrica Corporación y "vigila de cerca la situación", ha resaltado el portavoz. "Actuaciones como esta envían una señal negativa a los inversores internacionales sobre el clima de negocios e inversión en Bolivia", ha insistido Clancy.

RED ELÉCTRICA CONFÍA EN ALCANZAR UN ACUERDO "AMISTOSO" CON BOLIVIA

Red Eléctrica Española (REE), cuya filial en Bolivia fue nacionalizada ayer por el Ejecutivo de Evo Morales, ha expresado hoy su deseo de llegar a un "acuerdo amistoso" con el Gobierno de ese país con el objeto de fijar un precio justo por el valor de la empresa expropiada. Fuentes de REE han explicado hoy que la empresa se ha puesto a disposición" del Gobierno andino para entablar las negociaciones pertinentes, al tiempo que "respeta la decisión soberana" sobre la estructura del sector eléctrico boliviano.

No obstante, REE precisa que este proceso debe respetar los principios internacionales de derecho, en tanto que la empresa "tiene la obligación de defender con todas sus fuerzas los intereses de los accionistas".La empresa española recuerda que su gestión y sus estados financieros en Bolivia "han sido auditadas anualmente" por los organismos bolivianos competentes y por multinacionales de auditoría "de reconocido prestigio internacional", por lo que la transparencia marcará cualquier negociación.