El Gobierno rectifica y los ayuntamientos en mejor situación podrán endeudarse en 2011

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía, Elena Salgado, ha anunciado este miércoles que los ayuntamientos que se encuentren en una situación financiera más saneada, bien porque estén endeudados en menor cuantía o porque les corresponda una amortización, podrán endeudarse el próximo año.

En el Pleno del Congreso, Salgado ha hecho este anuncio al responder a una interpelación de la diputada del Grupo Mixto Nafarroa Bai Uxue Barkos, sobre las previsiones del Gobierno sobre la reducción de déficit que se derivará de la prohibición de contratar créditos a los ayuntamientos.

Salgado ha señalado que en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2011 se va a introducir una modificación al decreto de medidas de contención del déficit aprobado el pasado mayo, de manera que los ayuntamientos se puedan endeudar hasta el nivel que se fije.

Según prevé la vicepresidenta económica, "más de las tres cuartas partes de los ayuntamientos españoles" podrán acogerse a esta modificación del decreto.

UN 9% MÁS DE INGRESOS DEL ESTADO

La vicepresidenta económica del Gobierno ha dicho que los ingresos de los ayuntamientos procedentes del Estado crecerán el próximo año un nueve por ciento, lo que permitirá que su situación mejore respecto al resto de administraciones públicas. Salgado ha respondido así a una interpelación urgente del diputado de CIU Jordi Jané sobre la política del Gobierno en materia de financiación local y su incidencia en la capacidad de los entes locales para dar respuesta a las necesidades ciudadanas.

El diputado de CIU ha planteado a la ministra la "gravedad" de la situación a la que tienen que hacer frente las corporaciones locales para evitar una catástrofe económica y le ha pedido "gestos" que permitan a los ayuntamientos salir adelante. En concreto, le ha pedido al Gobierno que, a falta de la aprobación de la Ley de Haciendas Locales que debía de haberse presentado ya, permita una "moratoria" a los ayuntamientos para que la liquidación negativa que tienen que devolver, correspondiente a 2008, empiecen a devolverla en 2012.

Tras destacar que el Gobierno ha puesto en marcha todas las medidas que estaban a su alcance a lo largo de estos años, Salgado ha recordado que hay que cumplir la ley. No obstante, ha augurado que el próximo año la situación de las entidades locales será "excepcional" con respecto al resto de administraciones públicas, que verán reducidos sus ingresos, porque recibirán un 9 por ciento más, unos 1.200 millones netos más.