Garzón llama a quienes "se sienten de izquierda" a participar en la asamblea de IU

Alberto Garzón (Izquierda Unida-Unidad Popular). Elecciones Generales 2015
Alberto Garzón (Izquierda Unida-Unidad Popular). Elecciones Generales 2015 |Telemadrid

El portavoz de Unidad Popular-Izquierda Unida (UP-IU), Alberto Garzón, ha avanzado que la asamblea que IU tiene previsto celebrar este año 2016 en una fecha aún por fijar será "muy participada", de modo que a ella ha animado a sumarse a "todo aquel que se sienta de izquierdas" en España para "repensar la izquierda".

Así lo ha indicado Garzón en declaraciones a los periodistas en Málaga al mantener una reunión con miembros de la dirección de IU en Andalucía, un encuentro que ha enmarcado en una ronda de reuniones que tiene previsto mantener de cara a esa asamblea, para el que el Consejo Político Federal de IU dará una fecha el próximo 9 de enero, según ha apuntado.

Garzón ha recordado que la asamblea de IU "toca" este año según el calendario previsto, si bien en ella se va a "definir el futuro concreto de IU en los próximos años", en un contexto en el que, pese a los cuatro años de "recortes brutales" por parte del Gobierno de Mariano Rajoy, en los que se han sucedido además "movilizaciones" ciudadanas en las que ha participado IU, el PP ha vuelto a ganar las elecciones "y el bipartidismo ha logrado mayoría absoluta en escaños" en los comicios del 20 de diciembre, según ha reseñado.

"Eso nos lleva a repensar la izquierda para que estemos a la altura del momento político" actual, según ha apuntado el que fuera candidato a la Presidencia del Gobierno por UP-IU en las elecciones generales pasadas, y que ha incidido en que la asamblea de este año de su federación será "diferente a las demás, claramente participativa", y para ella se van a "nutrir de la experiencia hermosa de la campaña electoral".

Ha destacado que "todo el que se sienta de izquierdas en este país podrá participar en esa asamblea", que será, así, una "asamblea para la gente de izquierdas, pensando en la sociedad, en el país", con el propósito de "fortalecer a la izquierda para evitar que el PP siga ganando la elecciones".

Preguntado sobre la posibilidad de que se cambien las siglas de IU como resultado de esa asamblea, Garzón ha indicado que su formación va a afrontar un debate "sin miedo" en el marco de un proceso "que supera a IU", que considera necesario por la nueva victoria del PP en los comicios del 20 de diciembre pese a los "cuatro años de recortes brutales", algo que "nos debe llevar a la reflexión".

En esa línea, ha insistido en que se va a desarrollar "un debate muy participado en el que no vamos a tener ningún miedo al debate acerca de nada", y lo interesante es "cómo fortalecer un instrumento de izquierdas en defensa de los servicios públicos", tras un debate "sano y democrático", al que "interesa cómo poder sumar a toda la gente de izquierdas, que se siente como tal".

"JUEGO DE TRONOS" TRAS EL 20D

Por otro lado, preguntado por la política de pactos entre partidos tras las elecciones generales del 20 de diciembre, Garzón se ha mostrado "sorprendido" porque, a su juicio, se está presenciando "una cierta escenificación a lo 'Juego de Tronos'", de "disputas por el poder más que concentrarse en los problemas de la ciudadanía".

Ha incidido en esa línea en que, "a pesar de que el resultado electoral no nos ha gustado, hay una mayoría en el Parlamento que podría comenzar a derogar leyes regresivas del PP" una vez que se constituyan las Cortes Generales y "poner en marcha leyes a favor de la mayoría social".

"Solo hace falta voluntad política, pero vemos que aquellos partidos que podrían dirigir ese proceso parecen más concentrados en disputas de poder, de pasillo", ha lamentado Garzón, que ha puntualizado que "ese horizonte de nuevas elecciones que algunos partidos están buscando es perjudicial para la mayoría social porque, probablemente sea para fortalecer al PP, cuando lo que es importante es fortalecer a la izquierda y ponernos de acuerdo para darle la vuelta a cuatro años del PP que han sido tremendamente hostiles para la mayoría social", según ha concluido.