La Eurocámara anuncia el inicio del suplicatorio contra Puigdemont y Comín

La Eurocámara anuncia el inicio del suplicatorio contra Puigdemont y Comín
La Eurocámara anuncia el inicio del suplicatorio contra Puigdemont y Comín

El Parlamento Europeo anunció este jueves el comienzo del suplicatorio contra los líderes independentistas catalanes Carles Puigdemont y Toni Comín, el proceso para retirarles la inmunidad que les corresponde como eurodiputados para poder juzgarles en España.

"Las autoridades españolas se han dirigido al presidente de nuestra institución para solicitar el levantamiento de la inmunidad de Carles Puigdemont y Toni Comín para poder seguir con las investigaciones judiciales contra estos dos eurodiputados. Esta solicitud se someterá a la comisión de Asuntos Jurídicos", informó al pleno la vicepresidenta de la institución Ewa Bozena Kopacz.

Queda abierto de esta forma un periodo que durará como mínimo dos meses, según cálculos fuentes parlamentarias, que señalan también que lo más normal es que no esté resuelto hasta poco antes del verano.

El Parlamento europeo recibió a lo largo de la pasada legislatura 55 suplicatorios de autoridades judiciales de los Estados miembro solicitando que se levantara la inmunidad de alguno de sus eurodiputados y solo rechazó suspender esta protección en cinco de los casos.

A lo largo de esta sesión plenaria en Estrasburgo, los tres principales grupos han mostrado que se inclinan por aceptar el levantamiento de la inmunidad de los dos políticos independentistas catalanes.

El más tajante fue el líder del Partido Popular Europeo (PPE), Manfred Weber, al afirmar que su grupo está "preparado" para votar a favor.

Aunque no de forma tan clara, la presidenta del grupo de los Socialistas y Demócratas en el Parlamento Europeo, la española Iratxe García, también se mostró favorable a "dejar trabajar a la Justicia", aunque remarcó que los socialdemócratas todavía no han fijado una posición al respecto.

En una línea similar, el líder de los liberales de Renew Europe, Dacian Ciolos, explicó que su grupo todavía no ha acordado una postura oficial "específica", pero apuntó que es "normal" que la Eurocámara deje "trabajar" a los sistemas judiciales nacionales. No es algo nuevo, en el mandato previo hubo decenas de solicitudes. Es normal dejar que la Justicia nacional trabaje cuando tienen un caso", señaló.