Detenido en Pamplona un hombre que pretendía viajar a Siria para unirse al DAESH

La Guardia Civil ha finalizado pasadas las diez de la mañana el registro de la casa y el local comercial del hombre de nacionalidad marroquí detenido esta madrugada en Pamplona, que tenía la intención de viajar a Siria para incorporarse a las filas del Dáesh. El Ministerio del Interior ha informado hoy de que el detenido, de 32 años, también realizaba labores de proselitismo en el establecimiento de hostelería que regentaba en la capital navarra.

La operación, realizada por agentes de la Guardia Civil del Grupo de Información de Navarra y de la Jefatura de Información, ha comenzado de madrugada y ha continuado hasta media mañana con el registro de la vivienda del detenido, ubicada en la calle de Antonio Simonena, en el pamplonés barrio de San Jorge.

Los agentes han registrado también la tetería que el detenido regentaba en las inmediaciones de su casa, así como su vehículo, un Opel blanco aparcado en las proximidades.

La operación se ha llevado a cabo bajo la dirección del Juzgado Central de Instrucción nº5 y de la Fiscalía de la Audiencia Nacional, a donde el detenido será conducido en las próximas horas.

El Ministerio del Interior ha informado esta madrugada en un comunicado de que el detenido llamó la atención del Servicio de Información de la Guardia Civil "al haber mostrado signos claros de radicalización, cambiando su comportamiento y apariencia, así como su círculo de amistades", hasta el punto de que rechazar relacionarse con algunos familiares directos debido "a su adhesión al ideario radical".

La Guardia Civil ha constatado también "la participación activa del detenido en actividades de captación, tanto en su entorno inmediato, como de forma virtual, a través de internet", especialmente de personas que se mostrasen dispuestas a viajar a Siria.

Los agentes, con los registros practicados, buscaban documentación para "desentrañar la posible trama de contactos" del detenido en España y "esclarecer los medios y apoyos con los que contaba para alcanzar su destino final en Siria".

FERNÁNDEZ DÍAZ: EL DETENIDO EN PAMPLONA SE HABÍA RADICALIZADO A TRAVÉS DE INTERNET

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, aseguró este martes que el yihadista detenido hoy en Pamplona era un consumidor "muy intenso" de Internet y de las redes sociales, a través de las cuales había accedido a la "abundantísima propaganda" del Daesh y por la que había decidido desplazarse a Siria para unirse a las filas del autodenominado Estado Islámico.

El responsable de Interior realizó estas declaraciones en el Congreso de los Diputados después de que agentes de la Guardia Civil del Grupo de Información de Navarra y de la Jefatura de Información detuvieran hoy a un ciudadano marroquí de 32 años, residente en Pamplona, que había iniciado los preparativos para viajar a Siria con la intención de unirse a las filas del Daesh o Estado Islámico.

El ministro destacó la "intensidad" con la que está trabajando el Gobierno en la lucha contra el terrorismo y explicó que el detenido en Pamplona ya está camino de la Comandancia de la Guardia Civil de Tres Cantos, donde se le tomará declaración para ponerle posteriormente a disposición judicial.

Esta persona, agregó, "se había autorradicalizado de manera muy intensa. Era un consumidor muy intenso de Internet", y fruto de ese consumo había accedido a "abundantísima propaganda del Daesh". Además, realizaba apología del Daesh, intentando captar y adoctrinar a otras personas, amigos suyos, a los que reunía en la trastienda del local que regentaba en Pamplona. El registro en este local, según explicó Fernández Díaz, ya ha finalizado con la incautación de numeroso material informático, que ahora será analizado.

El responsable de Interior informó de que falta saber hasta qué punto había promulgado el yihadismo entre sus conocidos, ya que la propaganda del Daesh es "muy profesional" y "es cierto que utilizan Internet y las redes sociales con una gran profesionalidad".