El Congreso apoya tramitar el cambio de la regla de gasto con la oposición del PP y Cs

El Congreso, con el rechazo del PP y de Ciudadanos, aprobará este miércoles tramitar la iniciativa de Unidos Podemos para modificar los criterios de aplicación de la regla de gasto a los ayuntamientos saneados, lo que, en palabras del líder de la formación morada, Pablo Iglesias, será "una orden al Gobierno".

El pleno del Congreso ha debatido hoy la proposición de ley de Unidos Podemos para que los ayuntamientos y corporaciones locales puedan utilizar el superávit, consecuencia de su buena gestión en políticas públicas, que mañana tras la votación superará su primer examen parlamentario con el apoyo de PSOE, PNV, ERC, PDeCAT, Compromìs, EH Bildu y Nueva Canarias.

Según la iniciativa, la regla de gasto no se aplicaría en las corporaciones locales que cumplan con los objetivos de estabilidad, entendida ésta como un nivel de endeudamiento inferior al 110 por ciento de los recursos corrientes y un plazo medio de pago a proveedores inferior a 30 días.

Una propuesta que ha podido llegar al pleno por un error del Gobierno, que intentó vetarla pero llegó cuatro minutos fuera de plazo, y que ahora, según Iglesias, abre la "oportunidad histórica" de solucionar los problemas provocados por la reforma del artículo 135 de la Constitución.

"Nadie entiende que un ayuntamiento bien gestionado y con las cuentas saneadas no pueda gastarse el dinero que ahorra en servicios públicos y tenga que darle el dinero al Ministerio de Cristóbal Montoro para que cuadre sus cuentas", ha subrayado el líder de Podemos.

Para Iglesias, el PP incumple sus propias normas y sólo las aplica para "meter mano" en los ayuntamientos que demuestran que pueden gobernar mejor, como el de Madrid, Cádiz, Barcelona, Valencia, Zaragoza o A Coruña."Es el contraste entre quien es eficiente y quien no lo es, quien gobierna bien y quien gobierna mal y es la demostración de que hay alternativa a sus políticas", ha dicho el líder de Podemos tras agradecer al PSOE que empiece a "rectificar" y animar a construir una "alternativa a la del PP y su corrupción".

El PSOE, aunque ha apoyado la toma en consideración, ha avanzado que su intención de mejorar la iniciativa a través de enmiendas en línea con las reivindicaciones de la Federación Española de Municipios y Provincias (Femp). La socialista Susana Sumelzo ha defendido que entre la "barra libre" que propone Podemos y la "ley senda" de Montoro hay un "plan intermedio y responsable" que demandan la mayoría de los municipios.

"Señor Iglesias, no se equivoque, no se confunda de batalla, esto no va en contra de la estabilidad presupuestaria. Lo que los ayuntamientos quieren son criterios razonables para aplicar la regla de gasto", ha espetado al líder de Podemos, al que ha reprochado que hable solo en nombre de los ayuntamientos "de las confluencias", mientras que el PSOE habla "en nombre de todos".

Desde el PNV, la diputada Idoia Sagastizabal comparte que debe hacerse esa reforma, aunque advierte de que hay que hacerla con consenso y salvaguardando el concierto económico vasco y el régimen foral de Navarra.

El PDeCAT, a través del diputado Ferran Bell, la diputada Teresa Jordá de ERC, y el portavoz de Compromìs, Joan Baldoví, han avanzado también su apoyo a la propuesta de Podemos y han criticado que el Gobierno no haya tenido "voluntad política" para modificar los criterios de la regla de gasto.

Por el contrario, el PP, junto a Foro Asturias y UPN y Ciudadanos, votará en contra porque cree que la propuesta de Podemos puede tener consecuencias económicas negativas.

El popular José Vicente Marí Bosó ha aprovechado para pedir a Iglesias que retire su iniciativa y le ha recomendado más "flexibilidad y transigencia", que abandone el "permanente reproche" y trabaje en la búsqueda de acuerdos.

"Es la hora de que su grupo proponga algo, en lugar de derogar", ha enfatizado tras resaltar que han sido precisamente las políticas del PP en favor del crecimiento y el empleo las que han permitido que los ayuntamientos atiendan mejor las necesidades de los ciudadanos. Por ello, se ha mostrado sorprendido por el apoyo del PSOE, que, a su juicio, supone que el "primer partido de la izquierda comparece como subalterno del segundo partido de la izquierda".

También el representante de Cs, Francisco de la Torre, ha justificado su voto en contra en que la medida "se sale del ámbito europeo" y desmantelaría todo el sistema sancionador que obliga a las administraciones a cumplir y que es -ha dicho- el que permitió la intervención de la Generalitat de Cataluña. De la Torre, que ha acusado a los socialistas de ser "cómplices" de ello y de estar "podemizados", ha abogado por "flexibilizar" la regla de gasto, pero ha hecho hincapié en que, "si no tenemos reglas, eso lleva al caos presupuestario y a problemas económicos graves".

PODEMOS CONFÍA EN QUE LAS "ARTIMAÑAS" DEL PP NO IMPIDAN SU APROBACIÓN

La portavoz de Unidos Podemos en el Congreso, Irene Montero, ha confiado hoy en que su iniciativa para cambiar los criterios de aplicación de la regla de gasto a los ayuntamientos salga adelante, aunque no tiene dudas de que el PP buscará "artimañas" para impedirlo.

En este sentido, ha resaltado que el PP y el Gobierno pueden vetar la propuesta en el trámite de enmiendas o prolongar esa fase "indefinidamente", como están haciendo con la ayuda de Ciudadanos con la proposición de ley para subir el salario mínimo interprofesional."Tienen muchos mecanismos y no me cabe duda de que el ministro Montoro está muy preocupado por que se pueda debatir y aprobar, ni de que intentarán utilizar todas las artimañas parlamentarias para evitar su aprobación", ha vaticinado la portavoz de Podemos, aunque sigue teniendo esperanzas de que "en algún momento la democracia triunfe sobre el PP".

MONTORO ADVIERTE QUE NO SE PUEDE FLEXIBILIZAR LA REGLA DE GASTO SIN CONTAR CON LA UE

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha advertido hoy que la regla de gasto es una norma de gobernanza europea y no es posible cambiar su aplicación para una administración, como los ayuntamientos, tal y como reclama Unidos Podemos en una proposición de ley que se debate hoy en el Congreso.

En los pasillos del Congreso, ha dicho que todas las iniciativas son "respetables", pero en este caso se está hablando de compromisos de España y "tenemos que esperar a que esos compromisos de España con la UE se resuelvan en el ámbito de sus competencias, que son las instituciones europeas".

El ministro ha puntualizado que, en este sentido, la regla de gasto "es absolutamente necesaria", ya que forma parte de la Ley Estabilidad y de la gobernanza europea, y España "sigue sujeta al procedimiento de déficit excesivo", del que espera "salir muy pronto" al cumplir los objetivos de déficit fijados para 2017.

Para el 2018, ya se está planteando en las instancias europeas "diferentes cambios y modificaciones", ha asegurado, y a partir de que se aprueben en la UE se irán "introduciendo en España".

Montoro también ha aclarado que para el caso de las administraciones locales existe ya una figura, la inversión financiera sostenible, que permite a los ayuntamientos destinar su superávit a determinadas infraestructuras necesarias.

Por eso, ha concluido que Unidos Podemos viene "una vez más a descubrir el Mediterráneo" porque las modificaciones que solicita en los criterios de aplicación de la regla de gasto a los ayuntamientos "ya están en marcha", y estos pueden dedicar su superávit a determinadas obras, entre las que citó como ejemplo garantizar el abastecimiento de agua en esta época de sequía.