Calvo pide a ERC “encontrar una salida para Cataluña”

Calvo pide a ERC “encontrar una salida para Cataluña”

La vicepresidenta del Gobierno y ministra de la Presidencia e Igualdad en funciones, Carmen Calvo, pidió este sábado a Esquerra Republicana “encontrar una salida para Cataluña” de forma dialogada pese a partir de postulados “muy contrarios”.

En declaraciones a los medios tras participar en un acto del PSOE en Córdoba, Calvo respondió así al ser preguntada por qué pasará si ERC no renuncia a la independencia en el congreso que celebra este fin de semana.

Para Calvo, “lo importante es que tenemos que ir lo más ágil posible para encontrar una investidura pronto”, para lo que es necesario que se abra “una nueva etapa” en la que “devolver la política a la política” y afrontar la situación de Cataluña con “principios democráticos”.

“Sabemos perfectamente los postulados del independentismo y ellos los del socialismo, que son muy contrarios”, reconoció la vicepresidenta en funciones, para a continuación señalar que “entre diferentes tenemos que encontrar una salida para Cataluña”.

Además, Calvo afirmó que el Gobierno en funciones está “administrando y soportando una herencia del PP, de quienes durante muchos años abandonaron la vía de la política para que Cataluña cogiera la deriva que finalmente tomó y para que la política estuviera en las sentencias”.

Por ello, aseguró que “para salir de esa etapa que hemos heredado de los desastres del PP, que ahora se siente al margen de ninguna responsabilidad por España, nosotros, como socialistas, no entendemos otra vía para la salida de la situación de Cataluña que sentarnos a hablar para acordar en los marcos que los principios democráticos y del Estado de Derecho nos permite”.

Por otro lado, preguntada sobre si la decisión de la justicia europea esta semana sobre la inmunidad de Junqueras y Puigdemont como europarlamentarios podría facilitar o dificultar la investidura, Calvo se limitó a subrayar que “las sentencias se acatan y se cumplen” y recordó que el Tribunal de Luxemburgo “no es ajeno a nuestra soberanía jurisdiccional” por lo que “también es un tribunal para los españoles”, y que en ese contexto se situará el Gobierno, “respetando la división de poderes”.