Andrés Gil, periodista de Eldiario.es, candidato a presidir RTVE

PSOE y Podemos han acordado proponer al periodista Andrés Gil, actual jefe de Política de 'eldiario.es', como presidente de RTVE, según ha confirmado este viernes el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias. El nombre tiene que ser ratificado por las Cortes y se necesita el apoyo de otros grupos. "

Parece que finalmente el acuerdo será con Andrés Gil. En la negociación ha habido una cuestión que ha quedado clara desde el principio: El acuerdo parlamentario que había respecto del concurso público es un objetivo fundamental e imprescindible y TVE tiene que dejar de ser un aparato de propaganda del partido que gobierne y ser un servicio publico independiente", ha afirmado Iglesias en una entrevista en Antena3.

Andrés Gil (Madrid, 1973), cuyo nombre ha adelantado 'El Confidencial', trabajó en 'El País' y Prisa Revistas antes de llegar a 'eldiario.es'. Fue fundador y subdirector del diario 'AND' y ha colaborado con el programa 'La Ventana' de Cadena Ser.

El líder de Podemos ha destacado el "duro" trabajo realizado por sus compañeros de partido para lograr un acuerdo con los socialistas sobre la persona para presidir el ente público. Asimismo, ha subrayado que todos los candidatos que han salido estos últimos días "son de personas enormemente solventes", como Arsenio Escolar y Ana Pardo de Vera.

Iglesias ha señalado que le parece "normal" que surgieran "muchos nombres", como los del Consejo de Administración (de RTVE). "Son de personas comprometidas con TVE y con que tiene que ser un servicio publico y no un aparato de propaganda, que es lo que hizo el Partido Popular", ha apostillado.

ELECCION DE LOS MIEMBROS DEL CONSEJO DE RTVE

La presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor, convocó este jueves una sesión plenaria para el próximo lunes 2 de julio por la tarde para un primer intento de elección de los seis miembros del Consejo de RTVE que le corresponde nombrar a la Cámara baja.

El Pleno ha sido pedido por el Gobierno, una de las opciones que recoge el Reglamento al tratarse de una sesión extraordinaria, ya que julio es un mes inhábil a efectos parlamentarios, según establece la Constitución. Fuentes de la Cámara han indicado que los nombres de los candidatos deberán registrarse antes de las doce del mediodía del lunes y a las 16.00 horas empezará la sesión plenaria donde se procederá a una primera votación por papeleta en urna.

En esa cita, los consejeros necesitan el respaldo de dos tercios de la Cámara, lo que supone 234 diputados. En caso de que no logran ese mínimo, habrá que celebrar una nueva sesión plenaria a las 48 horas, lo que ya se calcula para el miércoles día 4 de julio, donde ya bastaría con la mayoría absoluta (176 votos), siempre que sus nombres estén avalados por al menos cuatro grupos parlamentarios.

La Cámara Baja sigue así el itinerario que trazaron los letrados en su informe jurídico sobre las obligaciones que impone el decreto ley aprobado por el Gobierno para una renovación urgente y transitoria del Consejo de RTVE. Dada la urgencia del procedimiento, no habrá tiempo para que los candidatos al Consejo de la Corporación se sometan a un examen previo en la Comisión Consultiva de Nombramientos, una opción que los letrados aceptaron para agilizar los plazos.

El Senado, por su parte, debe elegir a los otro cuatro miembros del nuevo Consejo de RTVE, para lo que ya ha programado dos sesiones plenarias los días 3 y 5 de julio. En su caso, la Cámara Alta sí que ha previsto un examen previo en su Comisión de Nombramientos, que se prevé para este lunes 2.

Si no fuera capaz de elegir a sus cuatro consejero, dado que el PP cuenta con la mayoría absoluta y rechaza este proceso extraordinario, la votación se trasladaría al Congreso, con el mismo sistema de doble vuelta. Cuando se complete la elección de los diez consejeros, el Congreso habrá de votar a uno de ellos como nuevo presidente de la Corporación, también por la doble vía: dos tercios o, en su defecto, mayoría absoluta.

CIUDADANOS AVISA DE QUE NO PARTICIPARÁ DEL "DEDAZO" DEL PSOE Y PODEMOS EN RTVE

La portavoz adjunta de Ciudadanos en el Congreso, Melisa Rodríguez, ha avanzado hoy que su grupo parlamentario no colaborará en el "dedazo" del PSOE y Podemos para la renovación de la dirección de RTVE ni participará en los "juegos de nombres" para presidir la radio y la televisión públicas.

Para Rodríguez, el decreto aprobado para la renovación urgente de RTVE es un procedimiento "ilegítimo" que rompe el acuerdo para la elección por concurso público y "enseña la patita" de las verdaderas intenciones del PSOE en relación con los medios de comunicación.

A su juicio, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, pretende imponer un modelo "ideológico" en RTVE, que, a su juicio, no difiere demasiado del que ejercía el anterior presidente, Mariano Rajoy. "Sánchez, Rajoy e Iglesias no son tan diferentes", ha ironizado la portavoz del Ciudadanos, que ha acusado al Ejecutivo socialista de ser "adicto a los dedazos".

PP: DAR LA PRESIDENCIA DE RTVE A GIL ES REGALAR LA TELEVISIÓN PÚBLICA A PODEMOS

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha aseverado hoy que nombrar a Andrés Gil presidente de RTVE es "regalar la televisión pública a Podemos" y supone "pagar a Pablo Iglesias el precio por su apoyo en el día de la moción de censura".

En una rueda de prensa convocada en el Congreso de los Diputados, Hernando se ha referido así a la posibilidad de que el periodista Andrés Gil, redactor jefe de política en Eldiario.es, sea el candidato de consenso de PSOE y Podemos para presidir RTVE, según ha confirmado hoy el líder de la formación morada.

Un nombramiento que, no obstante, cuenta con las reticencias del PNV y de ERC que podrían frustrar el citado nombramiento. No todos los grupos parlamentarios, ha advertido Hernando, van a asumir "el precio que Sánchez está dispuesto a pagar para que el señor Iglesias asalte RTVE".

EL PNV PRECISA QUE EL NOMBRE DE ANDRÉS GIL NO CUENTA CON SU APOYO PARA PRESIDIR RTVE

El PNV ha precisado que la candidatura del periodista Andrés Gil para presidir RTVE no cuenta con el apoyo del partido nacionalista, lo que hace peligrar su aprobación en el Pleno del Congreso, donde se requiere un mínimo de 176 votos.

A ello se suma que tampoco Esquerra Republicana (ERC) garantiza su voto a favor, pues el pasado miércoles se estaba planteando no apoyar el decreto ley del Gobierno por la actitud de Pedro Sánchez en relación con la crisis catalana.