Abel Caballero (FEMP) pide afrontar la reforma de la Constitución con líneas rojas

El presidente de la FEMP, Abel Caballero
El presidente de la FEMP, Abel Caballero |Telemadrid

El alcalde de Vigo y presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, ha abogado por "buscar una senda como proyecto colectivo de España" a través de una reforma de la Constitución que se debe afrontar, ha dicho, "con líneas rojas que no se pueden tocar".

Durante su intervención en un desayuno informativo organizado en Vigo por Nueva Economía Fórum, ha concretado que "el núcleo duro" del texto constitucional "es intocable", y ha citado los "factores de definición de soberanía", aunque ha apuntado que, "a partir de ahí, hay cosas que hacer".

De este modo, ha reclamado "un espacio completamente nuevo para los ayuntamientos" y que se estructure "un sistema distinto de competencias" para que los municipios tengan voz en "ámbitos de la mayor importancia y de los que somos receptores", definiendo así "nuevas reglas de juego" que contemplen "el fenómeno emergente de las ciudades".

"Queremos que la Constitución defina la administración local y la autonomía de la administración local", ha demandado el presidente de la FEMP.

Caballero ha lanzado esta petición tras referirse a los "tiempos de inestabilidad" que a su juicio atraviesa el país, en alusión a la situación en Cataluña y a la aparición en los últimos años de "fuerzas que se quieren bautizar como rebeldes" y "gobiernos en minoría en las comunidades autónomas y los ayuntamientos".