Zonas verdes ocuparán las instalaciones de Metro de Cuatro Caminos y Pacífico

madrid

| 25.02.2011 - 12:08 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Las antiguas cocheras de Metro de Cuatro Caminos y las instalaciones que el suburbano tiene en el barrio de Pacífico se convertirán en zonas verdes y equipamientos, gracias a una operación puesta en marcha por el Ayuntamiento de Madrid y que se financiará con la explotación privada de los espacios reservados para uso residencial.

Así lo ha explicado este jueves el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, durante la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, a la vez que ha indicado que serán 57.545 metros cuadrados los afectados entre los dos ámbitos.

En concreto, las cocheras de Cuatro Caminos ocupan 37.714 metros cuadrados en el norte del distrito de Chamberí, en una parcela delimitada por las avenidas de Reina Victoria y de Pablo Iglesias y las calles del Marqués de Lema, Ramiro II y Bravo Murillo.

"Actualmente, el ámbito supone una barrera urbana que genera un fondo de saco en varias calles de la zona, como Esquilache y Virgen de Nieva, albergando edificios sin valor arquitectónico dedicados a cocheras de Metro en superficie, una gran plataforma de vías, así como una subestación eléctrica colindante con un colegio", ha descrito el alcalde.

Con esta operación, se desmantelarán las actuales cocheras y se construirá una "moderna instalación subterránea de dos plantas" donde se instalarán las oficinas actuales. De esta manera, se liberarán 16.026 metros cuadrados para zonas verdes y se creará un sistema de espacios libres en continuidad con el parque de Santander, generándose además una parcela para equipamiento de 2.162 metros cuadrados.

También se construirán 3.752 metros cuadrados de nuevas vías públicas que darán continuidad a la estructura viaria comunicando la calle Bravo Murillo y la avenida de Pablo Iglesias, y se destinarán 1.259 metros cuadrados a terciario y 10.858 metros cuadrados a residencial, soterrándose la subestación eléctrica en una nueva ubicación dentro del ámbito. En total, esta operación destinará el 68 por ciento del suelo a dotaciones públicas.

PARCELA EN PACÍFICO

Por su parte, las dos manzanas separadas por la calle Valderribas que Metro ocupa en el barrio de Pacífico, en el distrito de Retiro, ocupan 19.831 metros cuadrados delimitadas por las calles de Doctor Esquerdo, Cavanilles, Granada y Sánchez Barcaiztegui.

En la manzana norte existen cinco edificios: dos son obra de Antonio Palacios --el arquitecto del Palacio de Cibeles-- y están catalogados por su "especial valor arquitectónico". En la manzana sur, por su parte, hay naves sin uso cuya baja altura genera "una imagen urbana degradada" al verse las traseras de otros inmuebles.

"El Ayuntamiento quiere dar continuidad a las dos parcelas de Metro configurando un ámbito vertebrado por un eje peatonal y una gran plaza arbolada. Así, se destinarán 8.026 metros cuadrados a zonas verdes, 1.764 metros cuadrados a dos equipamientos públicos con frentes a las calles de Granada y Cavanilles, 4.182 metros cuadrados a edificaciones residenciales, cuyos frentes eliminarán el impacto ambiental de las medianerías del entorno; y 1.840 metros cuadrados a terciario, haciendo así posible la ampliación de la sede de Metro y la mejora de su capacidad logística", ha puntualizado el primer edil.

Así, el equipamiento de la calle de Granada se diseñará para que permita el acceso peatonal a través de su planta baja, y la subestación eléctrica se desmontará y será trasladada fuera del ámbito. En total, el 69,6% por ciento de los suelos del ámbito tendrá carácter dotacional.

FINANCIADO CON VIVIENDA DE MERCADO

Preguntado por cómo se gestionará el espacio reservado para uso terciario y si se dedicará a la construcción de vivienda protegida, Gallardón ha puntualizado que será precisamente la parte residencial la que "financiará la operación", con precios de mercado libro, y ha puntualizo que todo lo relativo a este extremo "lo tramitará Metro".

A renglón seguido, ha resumido que en total se ganarán 24.000 metros cuadrados de zonas verdes, un paseo arbolado, tres nuevos equipamientos públicos e instalaciones de Metro más modernas, todo ello en dos distritos muy céntricos de la capital, donde habitualmente es complicado encontrar suelo libre.

Esta operación supone "el cumplimiento de un compromiso adquirido en el programa electoral y permite avanzar en la mejora de la calidad del transporte público y las infraestructuras asociadas a un medio altamente sostenible como el Metro y la revitalización del centro", y ha sido posible gracias a un protocolo de colaboración firmado el 20 de abril pasado entre el Consistorio y el suburbano.

Tras la aprobación de la modificación del PGOU por la Junta de Gobierno, se abre ahora un periodo de información pública de un mes, por lo que Gallardón ha pronosticado que la operación no podrá ser aprobada definitivamente por el Pleno municipal hasta la próxima legislatura, "en septiembre o, como muy tarde, en octubre".