Un traje para experimentar que se siente al envejer

madrid

| 24.09.2017 - 12:57 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El público asistentes a una jornada sobre qué es y cómo afecta el envejecimiento a la calidad de vida, que acoge el Museo Nacional de Ciencia y Tecnología, MUNCYT, de Alcobendas, han probado este domingo el Traje Simulador del Envejecimiento, que permite, a través de diversos elementos y dispositivos, que personas jóvenes experimenten las limitaciones asociadas al envejecimiento.

El traje hace posible reproducir las restricciones de las capacidades sensoriales y motoras relacionadas con el envejecimiento como dificultades al andar y en la capacidad de agarre, así como el aumento del estrés mental y la creciente inseguridad en los movimientos.

Cuenta con 6 gafas especiales que representan enfermedades oculares típicas de la edad (degeneración macular, cataratas, glaucoma, desprendimiento de retina, retinopatía diabética y retinitis pigmentosa), así como un simulador de sordera formado por auriculares de protección auditiva, que representan de manera realista la dificultad auditiva asociada a la edad.

Para representar la marcha inestable que puede acompañar al envejecimiento, el Simulador dispone de unas calzas especiales que reducen la sensibilidad del contacto con el suelo. De esta manera es posible comprender la sensación de inseguridad que sienten a veces las personas mayores al caminar.

CARA DE MAYORES

También se hará la demostración de un programa informático que, a partir de una foto de la persona, proporciona una vista personal "antes y después" de la cara a medida que se envejece. Este sistema enseña cómo será la cara de la persona a medida que envejece con varios de los efectos de comportamientos de riesgo como obesidad, tabaquismo y la exposición prolongada y directa al sol. Los participantes en la actividad se llevarán además la foto de su cara con los efectos del envejecimiento.