La plantilla de Metro vuelve a la huelga sin descartar nuevas convocatorias

Segundo parón, entre las 23.30 y las 2.00 del lunes, y con servicios mínimos del 75 %

Metro Madrid

madrid

| 22.05.2016 - Actualizado: 23:30 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La práctica totalidad de la plantilla de Metro de Madrid ha vuelto a secundar los paros parciales de la segunda de las tres jornadas de huelga convocadas en el suburbano, que se ha desarrollado sin incidentes y en la que portavoces de los trabajadores no han descartado una nueva convocatoria.

El primero de los dos paros parciales para reclamar un nuevo convenio colectivo programados para hoy se iniciado a las 18.30 horas y se mantendrá hasta las 21.00 horas, con servicios mínimos del 84 % y en coincidencia con los desplazamientos al estadio Vicente Calderón con motivo de la final de Copa del Rey. Al igual que ayer, este domingo habrá un segundo parón, entre las 23.30 y las 2.00 del lunes, y con servicios mínimos del 75%.

Según han indicado a Efe fuentes de Metro de Madrid, en esta jornada de domingo el seguimiento de los paros ha sido del 90%, se han cumplido los servicios mínimos y no se han dado incidencias destacables.

La empresa ha descrito el panorama en los andenes como de "normalidad dentro de lo que es huelga" y ha expresado la resolución de la empresa a mantener su "disposición de hablar" en nuevas reuniones para desbloquear la negociación del convenio.

Los sindicatos, por su parte, han elevado la participación a casi el 100% de la plantilla y han vuelto a quejarse del elevado porcentaje de los servicios mínimos fijados para la huelga. De mantenerse el bloqueo, han indicado a Efe, no descartan nuevas convocatorias de paros.

El portavoz del Sindicato de Maquinistas, Ricardo Andrés, ha indicado a Efe que solo un trabajador no secundó la huelga al enterarse, cuando ya estaba en su puesto de trabajo que no estaba afectado por los servicios mínimos nombrados.

Andrés ha indicado que la línea 5, la más afectada por la final de Copa del Rey, presentaba un escenario "con normalidad", aunque ha augurado que "quizá" a la salida del partido haya más aglomeraciones. Desde UGT, Teodoro Piñuela ha calificado la huelga de éxito y ha apuntado que el seguimiento ha sido de "casi un 100%": un pleno en trenes y estaciones y "algo menos" en el resto de departamentos.

Piñuela ha apreciado en la línea 5 "un poco más de apelotonamiento y aglomeraciones en la estaciones", aunque ha recalcado que la situación era normal para un evento como una final. En su opinión, el elevado porcentaje de servicios mínimos, sumado al refuerzo por la final -o el concierto de Bruce Springsteen, ayer- ha neutralizado el efecto de la huelga en el suburbano.

Piñuela ha considerado que "posiblemente" el paro de primera hora de mañana del lunes va a "molestar más" y ha pedido disculpas de antemano a los ciudadanos, a los que ha explicado que la intención de la plantilla es mejorar el servicio contra la "cerrazón" de "empresa y políticos".

"Si alguien no lo evita, ahora ya está más en manos del Gobierno que de la dirección, nos veremos obligados a volver a volver a convocar, lo que nadie desea", ha apostillado. En declaraciones a Efe, uno de los asistentes al partido que acudió temprano a la final ha asegurado que "ha pillado bien" los trenes. "He salido de Artilleros a las 18.00 horas. Iban casi vacíos, los he pillado bien", relataba.

En las redes sociales, algunos afectados se han quejado por la coincidencia de sus exámenes convocatoria matinal del lunes. Otros han tirado de sorna: "Los parones del Metro Madrid no se notan si las frecuencias normales entre trenes son una mierda sin estar en huelga".

Las tres jornadas consecutivas de paros parciales convocadas por la plantilla comenzaron el sábado, con dos paros a la misma hora que los programados para hoy y que se desarrollaron sin incidentes y con el cumplimiento de los servicios mínimos fijados, según fuentes de la empresa.

El primer turno de los paros, entre las 18.30 y las 21.00 horas, fue secundado por casi el 100% de los trabajadores, según los sindicatos, mientras que la empresa rebajó esa cifra hasta el 79,44%.

Los servicios mínimos establecidos para el primer paro parcial, que coincidía con los desplazamientos para asistir al concierto de Bruce Springsteen en el Santiago Bernabéu, eran del 75%. En el caso del segundo, entre las 23.30 y las 02.00 horas del domingo, tampoco se produjeron incidentes y todos los trenes circularon de acuerdo con los servicios mínimos establecidos.

Según UGT, el seguimiento en esa segunda tanda de paros fue del 100 % en trenes y estaciones y del 95% en el resto de los servicios. Los empleados de Metro votaron de forma casi unánime el pasado jueves a favor de la huelga, que concluirá mañana con un paro de 06.30 a 9.00 horas, la hora punta matinal, con servicios mínimos del 69%.

Los paros están convocados por los seis sindicatos que forman la comisión negociadora del futuro convenio colectivo: UGT, CCOO, Sindicato del Colectivo de Maquinistas de Metro (SCMM), Sindicato de Técnicos (STMM), Sindicato Libre (SLMM) y Solidaridad Obrera (SO).

Según los sindicatos, la llamada a la huelga se produce después de 27 reuniones y tras seis meses de negociación en los que no ha habido ningún avance en el futuro convenio colectivo. Frente a esta tesis, la Comunidad de Madrid expone que Metro de Madrid no va a aceptar la "reivindicación" de 72 días libres al año que, según destaca, reclaman los representantes de los trabajadores en la negociación del nuevo convenio colectivo.

La última convocatoria de huelga en el suburbano madrileño, en demanda de empleo, fue desconvocada el 21 de octubre de 2015 al día siguiente de que la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, anunciara la contratación de 180 conductores a tiempo completo y otros 180 a tiempo parcial.