Se mantiene la alerta por la ola de calor en toda la Comunidad de Madrid

madrid

| 17.06.2017 - 10:34 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La primera ola de calor del año ha llegado muy temprano, cuando todavía es oficialmente primavera, y aunque dará un respiro desde mañana, la Aemet apunta a que las temperaturas seguirán siendo demasiado altas para esta época del año.

Las jornadas de sofocante calor irán desapareciendo poco a poco y, mañana, solo tres provincias superarán los 40 grados.

ALERTA "NARANJA"

Con respecto a las temperaturas, en las zonas Metropolitana y Henares, Sur, Vegas y Oeste, la Aemet mantiene una alerta naranja de riesgo "Importante" por previsión de que los termómetros suban hasta 39 grados centígrados entre las 14:00 y las 20:00 horas.

En la Sierra hay alerta "amarilla" (Riesgo) por temperaturas hasta 36 grados centígrados entre las 14:00 y las 20:00 horas.

Según Aemet, con el aviso "naranja" existe un riesgo meteorológico importante (fenómenos meteorológicos no habituales y con cierto grado de peligro para las actividades usuales), y con el amarillo "no existe riesgo meteorológico para la población en general aunque sí para alguna actividad concreta (fenómenos meteorológicos habituales pero potencialmente peligrosos o localización de alta vulnerabilidad como una gran conurbación).

PREVENCION Y ALERTA

La Comunidad de Madrid también mantiene activado hoy el Nivel de Alerta 2, de "alto riesgo", del Plan de Prevención y Alerta de los efectos del calor, ante la previsión de temperaturas elevadas, hasta 39,7 grados el sábado, 39,4 el domingo, 35,9 el lunes y 32,4 el martes, día 20.

Las autoridades de salud recomiendan la conveniencia de que las personas mayores de edad se hidraten de forma adecuada ingiriendo "al menos litro y medio de agua" aunque no tengan sed, que eviten salir a la calle, y a toda la población, de forma general, abstenerse de practicar "deportes intensos" en las horas de calor.