Rollán confía en que se "subsanen las improvisaciones" que generaron "atascos" en el Centro

madrid

| 03.12.2016 - 14:07 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El consejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda de la Comunidad de Madrid, Pedro Rollán, ha confiado este sábado en que el Ayuntamiento de Madrid "subsane las improvisaciones" y los "desajustes" que se vieron ayer y que causaron "atascos" en los aledaños de la Gran Vía en el primer día en que esta vía era cerrada al tráfico.

"Ayer hemos visto como a las cinco de la tarde nuevamente se han producido retenciones y atascos en todas las zonas de influencia", ha afirmado Rollán en declaraciones a los medios preguntado por las primeras horas del cierre de la Gran Vía.

El consejero ha afirmado que van a tener "por delante días mucho más críticos" que ayer y ha confiado en que el Ayuntamiento de Madrid pueda subsanar la situación de congestión en el tráfico que "es una competencia exclusiva" del Consistorio.

En relación a los refuerzos en el transporte público en la capital, Rollán ha declarado que fue la EMT la que "prefirió que fuese el consorcio regional de transportes quien planteara refuerzos" y "por esta razón se les emplazó a que reforzaran con 50 autobuses". "Afortunadamente", ha afirmado el consejero, "en el día de ayer se asumió el compromiso" ante el requerimiento del Consorcio de "reforzar 30 líneas y tener 10 autobuses en un retén tanto en diurno como en nocturno".

Rollán ha añadido que el Metro de Madrid ha sido el primero en dar "un paso adelante", incrementando "en un 50 por ciento la oferta" con respecto a las Navidades pasadas. "El día de ayer, en la zona más próxima al eje de Gran Vía, se ha incrementado en un 14 por ciento el número de usuarios y en el resto de zonas de influencia en un 7 por ciento", ha indicado.

El consejero, que ha declarado estar "completamente convencido" de su "capacidad de trasladar a los viajeros al transporte público", ha afirmado que el Metro de Madrid está "en disposición de poder trasladar a prácticamente 400.000 personas diarias".