La circulación en la C-4 vuelve a la normalidad tras la incidencia por lluvia

Los trenes circulan por una sola vía entre Chamartín y Cantoblanco

madrid

| 10.03.2018 - Actualizado: 21:18 h

EFE

La circulación en la línea de Cercanías C-4, que une Madrid con Colmenar Viejo, Alcobendas y San Sebastián de los Reyes, ha vuelto a la normalidad tras los retrasos sufridos esta mañana en algunos tramos por un desprendimiento de tierra en un talud ocasionado por la lluvia.

Renfe Cercanías ha informado en su cuenta de Twitter de la finalización de los trabajos de retirada de obstáculos.

"Por lo tanto, ya se comienzan a recuperar las frecuencias de paso, así como su itinerario completo habitual", ha añadido.

A partir de las 11.30 horas, debido a las condiciones meteorológicas, el desprendimiento de tierra en un talud, que cayó sobre la vía, obligó a circular por una sola vía entre Chamartín y Cantoblanco.

Esto produjo demoras en la circulación de los trenes en ambos sentidos, aunque no se interrumpió el servicio.