Navalcarnero revivirá este fin de semana los festejos por las bodas de Felipe IV y Mariana de Austria

madrid

| 03.09.2011 - 11:29 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La localidad madrileña de Navalcarnero volverá a revivir este fin de semana como cada año los festejos con motivo de las bodas de Felipe IV y Mariana de Austria, según ha informado el Ayuntamiento en un comunicado.

De esta forma, del día 2 al 4 de septiembre tendrá lugar el Real Mercado 'Siglo de Oro', evento que precederá a las fiestas patronales y que trasladará a los visitantes en el tiempo para recrear el ambiente que se desarrolló durante los agasajos y festejos en honor a estas bodas que tuvieron lugar en la villa en 1649.

Tras la apertura del Real Mercado este viernes a las 19 horas, a las 21 horas se encontrarán el rey y la reina en la Plaza de Segovia, acompañados de sus reales séquitos. A partir de este momento, se escenificarán los actos festivos que se desarrollaron con motivo de este real casamiento.

De nuevo, artesanos, músicos y titiriteros de diversos lugares se darán cita esos días en la plaza mayor del municipio y las calles aledañas, en este montaje organizado por el grupo local 'Camaleón Teatro' con el patrocinio de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento.

Asimismo, los vecinos podrán pasear entre tabernas, campamentos militares y hasta un zoco árabe. Además, habrá diversos espectáculos, música, representaciones teatrales, talleres, juegos tradicionales, exhibiciones de cetrería y más actividades para pequeños y mayores.

El alcalde de Navalcarnero, Baltasar Santos, ha recordado la importancia que tuvo para la localidad este evento, "uno de los hitos más importantes de la historia española" y que "marcó para siempre a Navalcarnero y a sus gentes, creando un lazo y un vínculo de unión con la Corona, y obteniendo así diversos privilegios, como el de celebrar una corrida anual de toros en septiembre, y poder ostentar el título de Villa Real".