Muere un hombre de 92 años en Madrid tras votar

Urnas en la calle para que voten discapacitados

madrid

| 26.06.2016 - 09:35 h
REDACCIÓN

Un hombre de 92 años ha fallecido esta mañana de un infarto tras votar en un colegio electoral de la capital, según ha informado hoy la delegada del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Concepción Dancausa.

Ha ocurrido en el colegio Ortega y Gasset, situado en el madrileño distrito de Tetuán, en la calle Orense número 87.

La delegada ha explicado en una rueda de prensa celebrada en la sede de la Delegación del Gobierno que el hombre ha sido atendido por el Samur pero "lamentablemente no ha podido ser reanimado".

Ha sido uno de los pocos hechos destacados en la apertura de los 1.028 colegios electorales dispuestos en la Comunidad de Madrid, que en general ha transcurrido con normalidad, según ha informado Dancausa.

La jornada electoral se está desarrollando "prácticamente sin incidentes" en la región, donde las 6.530 mesas electorales "se han constituido adecuadamente".

Dancausa ha comentado que la Policía Nacional ha recibido llamadas para alertar de la presencia de propaganda electoral en las inmediaciones y accesos de 22 colegios electorales de la Comunidad: 19 en Madrid capital, dos en Getafe y uno en Alcalá de Henares.

Además, entre las anécdotas ha destacado que uno de los miembros de una mesa electoral de un colegio de Alcalá de Henares se ha presentado sin documentación, lo que ha hecho que los agentes lo hayan tenido que trasladar a una comisaría para ser identificado y que haya sido sustituido por uno de los suplentes.

URNAS EN LA CALLE

Por otra parte, en Madrid miembros de una de las mesas electorales del madrileño colegio Sagrado Corazón de Rosales, en la calle Ferraz, han sacado dos urnas a la calle, una correspondiente a la emisión de votos para el Congreso y otra para el Senado, para que pudieran votar tres personas mayores en sillas de ruedas.

La decisión se ha tomado debido a que la silla salvaescaleras que se encuentra a la entrada del centro se ha colapsado antes de las doce del mediodía, debido al gran número de personas que han acudido a depositar su voto y que necesitaban del servicio de la misma para poder acceder al colegio.

De este modo, miembros de la mesa electoral acompañados por Policía Nacional así como diversos interventores de todas las formaciones políticas han salido a la calle con dos urnas para que pudieran ejercer su derecho al voto estas personas.

El gesto se ha vuelto a repetir minutos más tarde, a pesar de que algunos interventores han mostrado su desacuerdo debido a que la Junta Electoral "no permite sacar las urnas del colegio".