Madrid Río inaugurará un café-bar con tumbonas a un euro junto a la playa

Abrirá sus puertas a finales de julio

madrid

| 05.07.2011 - 17:16 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

A finales de este mes de julio abrirá sus puertas en Madrid Río un café-bar con terraza de veladores y un servicio de alquiler de 65 tumbonas, al precio de un euro al día, para los usuarios de la paya urbana del parque de Arganzuela.

Según ha informado hoy el Ayuntamiento de Madrid en una nota, se trata del primer establecimiento de hostelería que abra sus puertas en la ribera del Manzanares. El café-bar, que ha sido adjudicado a Casa Remigio por un periodo de 25 años prorrogables por diez más hasta un límite de 75, está situado junto al puente diseñado por Dominique Perrault y a la playa que se extienden sobre 300 metros frente al río.

El Ayuntamiento entregará a la empresa concesionaria el establecimiento construido, que tendrá una superficie de 66 metros cuadrados y otros cien metros de terraza perimetral. Casa Remigio es también la adjudicataria de otros dos cafés y dos cafeterías en el Salón de Pinos, en Madrid Río, cuya entrada en funcionamiento está prevista para finales de verano.

Por otra parte, la próxima semana se hará público el concurso para licitar un nuevo restaurante en la Plataforma del Puente del Rey, en la confluencia con la avenida de Portugal. Este establecimiento tendrá 420 metros cuadrados construidos y capacidad para 150 comensales, incluyendo una terraza abierta en la parte superior con vistas sobre la cornisa monumental de la ciudad.

A diferencia del café-bar de la playa urbana, el adjudicatario de este restaurante tendrá que asumir su edificación de acuerdo con los criterios de diseño establecidos para Madrid Río. Sin embargo, correrá a cargo del Ayuntamiento la construcción de los dos puntos de venta de helados, bebidas refrescantes, frutos secos y golosinas que se instalarán a la altura de la calle Virgen del Puerto y al norte del puente de Praga, dentro del parque de Arganzuela.