La reforma del Palacio de Congresos de Castellana contempla un hotel de 23 plantas

Luz verde al Plan Especial del Palacio de Congresos de la Castellana

La financiación del 100% de la reforma será privada y se sacará a concurso su gestión

madrid

| 19.02.2015 - 13:25 h
REDACCIÓN

La Junta de Gobierno, presidida por la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha aprobado este jueves de manera inicial el Plan Especial para el Palacio de Congresos y Exposiciones de la Castellana, de modo que se da luz verde al régimen de obras que reforzará las actividades congresuales, de convenciones y celebración de eventos.

Botella ha explicado en rueda de prensa que lo que ha hecho el Ayuntamiento es iniciar la tramitación del Plan Parcial promovido por el Instituto de Turismo de España del Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

La delegada de Urbanismo, Paz González, ha detallado que el Plan Parcial concreta las obras que se pueden llevar a cabo en el edificio principal, situado entre los números 97 y 99 de la Castellana, "reforzando los usos de actividades congresuales y de eventos".

El plan también afecta a la parcela colindante, que no experimentará incremento de edificabilidad alguno y se ceñirá a lo que marca el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). Dicha parcela "complementará la actividad de congresos y convenciones del edificio principal".

UN EDIFICIO DE 23 PLANTAS CON USO HOTELERO

La reforma urbanística del Palacio de Congresos y Exposiciones de Madrid ubicado en la Castellana, que lleva cerrado desde finales de diciembre de 2012, contempla la remodelación integral del complejo para dotarlo de alto valor añadido y la construcción en un nuevo edificio de 23 plantas introduciendo el uso hotelero para ubicar un establecimiento de cinco estrellas.

Según confirmaron a Europa Press fuentes cercanas al proyecto, la inversión del 100% de la reforma será privada, aunque la titularidad del Palacio de Congresos seguirá siendo pública, así como la del nuevo edificio.

Las mismas fuentes explicaron que se ha optado por este modelo para acometer la reforma necesaria ante el deterioro del Palacio de Congresos de Madrid buscando "rentabilizar al máximo el patrimonio público sin que incida en el presupuesto del Estado".

Permitirá que 45 años después se pueda acometer la primera gran inversión en el Palacio Palacio de Congresos y Exposiciones de Madrid, necesaria para recuperar su plena actividad y devolverle al estatus que merece.

El proyecto autoriza aumentar el porcentaje de superficie edificable para usos compatibles al 35% desde el 25% inicialmente aprobado, que se empleará para dotarle de una infraestructura hotelera de alta calidad para un futuro establecimiento de cinco estrellas.

SE SACARA A CONCURSO PUBLICO

El Ministerio de Industria, Energía y Turismo, que gestiona este edificio a través del Instituto de Turismo de España, Turespaña, tiene previsto sacar a concurso público la gestión del futuro complejo cuya empresa concesionaria se haría cargo de la remodelación integral del Palacio de Congresos.

El Ayuntamiento de Madrid ha dado hoy 'luz verde' de manera inicial al Plan Especial para el Palacio de Congresos ubicado en la Castellana de modo con el que podrá iniciarse el régimen de obras con el que se buscará reforzar las actividades congresuales, de convenciones y celebración de eventos de la instalación.

De esta forma, se inicia el Plan Parcial, promovido por Turespaña, que permite llevar a cabo las obras en el edificio principal, ubicado en los números 97 y 99 de la Castellana.

El proyecto afectará a la parcela colindante, que no experimentará incremento de edificabilidad alguno, ya que se aprovechará la superficie permitida, aprobada en 2001.

Desde el año 2001 la superficie permitida asciende a 47.000 metros cuadrados, aunque el edificio actual ocupa 40.000 metros cuadrados.

CERRADO DESDE DICIEMBRE DE 2012

El Palacio de Congresos y Exposiciones de Madrid tuvo que cerrar sus puertas a finales de 2012 para subsanar algunas deficiencias en materia de autoprotección y seguridad, particularmente en lo relativo a la sectorización completa del edificio, construido en 1970, con un presupuesto tasado entonces en 80 millones de euros.

Aunque en un primer momento calculó que las obras estarían terminadas el 31 de enero de 2013 y que el cierre duraría unos tres meses, en octubre de 2013 se convirtió en indefinida.

De hecho, el diario 'El País' informaba en octubre de 2013 de la posibilidad de que Turespaña llevara a cabo un proyecto de remodelación del Palacio, incluyendo en él una galería comercial, tiendas de lujo y empresas de servicio, lo que requeriría de trámites mucho más largos y complejos, y retrasaría por tanto aún mas la reapertura del edificio.